Ro­ber­to “Pio­jo” Al­va­ra­do víc­ti­ma del Pac­to de Ca­ba­lle­ros

El Sol de Salamanca - - Deportes - MIGUEL ÁN­GEL MAN­JA­RREZ VAR­GAS

Mien­tras la Co­mi­sión Fe­de­ral de Com­pe­ten­cia Eco­nó­mi­ca (CO­FE­CE) si­gue in­ves­ti­gan­do a equi­pos de la Li­ga MX por con­duc­tas an­ti­com­pe­ti­ti­vas en el mer­ca­do de fi­cha­jes, los mis­mos ju­ga­do­res em­pie­zan a in­vo­lu­crar­se en el te­ma que es­tá en bo­ca (y ofi­ci­nas) de to­dos.

Hoy lo to­ma con ale­gría y son­ri­sas pe­ro Ro­ber­to Al­va­ra­do, vo­lan­te de Cruz Azul, fue víc­ti­ma del lla­ma­do Pac­to de Ca­ba­lle­ros. El “Pio­jo” era par­te de Ce­la­ya, don­de pre­su­me el lo­gro de ser el ju­ga­dor más jo­ven en de­bu­tar con 15 años y 21 días en la Li­ga de As­cen­so, y no pu­do ir a Ne­ca­xa por la “re­gla” no es­cri­ta en el fut­bol me­xi­cano.

Es muy bueno, a mí me pa­só eso cuan­do es­ta­ba en Ce­la­ya y no fui a Ne­ca­xa por el Pac­to de Ca­ba­lle­ros, no me pu­de que­dar. Es bueno que se ha­gan ese ti­po de co­sas (in­ves­ti­ga­ción de la Co­fe­ce), por­que hay mu­chos ju­ga­do­res que por lo mis­mo que­dan sin ju­gar y si se qui­ta ten­drán más opor­tu­ni­da­des pa­ra es­tar en otros equi­pos”, ex­pre­só.

Sin em­bar­go, la nue­va jo­ya me­xi­ca­na tie­ne un ges­to par­ti­cu­lar y una he­roi­ca his­to­ria de su­pera­ción. Tras pro­bar­se en Eu­ro­pa con va­rios equi­pos co­mo Man­ches­ter Uni­ted y Man­ches­ter City y no que­dar­se por ser me­nor de edad en la Pre­mier Lea­gue, re­gre­só con el con­jun­to ca­je­te­ro.

Al­va­ra­do se qui­tó la es­pi­na y bri­lló ba­jo el man­do de Gus­ta­vo Díaz con 13 par­ti­dos y seis go­les. Los clu­bes de pri­me­ra di­vi­sión vol­tea­ron a ver­lo y fue Pa­chu­ca, el equi­po que con­fió pri­me­ro en el jo­ven fut­bo­lis­ta de ori­gen gua­na­jua­ten­se.

“Yo te­nía 15 años cuan­do me pa­só, na­die se me acer­có y por te­mas del Pac­to de Ca­ba­lle­ros tu­ve que re­gre­sar a Ce­la­ya y me hi­zo bien por­que pu­de brin­car a Pri­me­ra Di­vi­sión, al fi­nal de cuen­tas son ex­pe­rien­cias que se que­dan”, di­jo.

Ig­na­cio Am­briz fue el di­rec­tor téc­ni­co que lo lle­vó fi­nal­men­te con los Ra­yos en 2017, fue cam­peón de Co­pa Mx y Pe­dro Caixinha lo qui­so in­me­dia­ta­men­te en la plan­ti­lla de la Má­qui­na. El sue­ño si­gue sien­do el mis­mo y ya no pien­sa en lo que pu­do ser en el pa­sa­do. Lle­gar al Vie­jo Con­ti­nen­te es prio­ri­dad pa­ra el ofen­si­vo de la Má­qui­na, de he­cho des­de ha­ce unos días se ha ha­bla­do del in­te­rés de los Dia­blos Ro­jos de In­gla­te­rra por fi­char­lo.

“No sé si es­tu­vie­ra allá (en Eu­ro­pa), pe­ro por al­go pa­san las co­sas y si me to­có pa­sar eso de esa for­ma no hay pro­ble­ma. No ten­go re­sen­ti­mien­to con esa di­rec­ti­va. Aho­ra me to­ca tra­ba­jar y si quie­ro cum­plir mi sue­ño le ten­go que echar ga­nas”, fi­na­li­zó el ju­ga­dor que es es­tre­lla de Cruz Azul.

Al­va­ra­do ve bien el tra­ba­jo de COFOCE, por­que ayu­da­rá a jó­ve­nes. /

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.