ALTA FRE­CUEN­CIA

Esquire Watch Book (México) - - ZENITH - Por Izas­kun Esquinca

Con más de 30 años de ex­pe­rien­cia en el mun­do re­lo­je­ro, Al­do Ma­ga­da ha ocu­pa­do al­tos car­gos en fir­mas co­mo Breitling, Tech­no­ma­ri­ne y Ba­do­llet. Sin con­tar que ade­más ha tra­ba­ja­do con uno de los gu­rús de la in­dus­tria, Jea­nC­lau­de Bi­ver, lo que lo con­vier­te en uno de los va­lo­res más im­por­tan­tes pa­ra la mar­ca que fun­dó Geor­ge Fa­vre-ja­cot.

Des­pués de al­gu­nos me­ses al man­do de Ze­nith, ¿cuál es su opi­nión so­bre el fu­tu­ro de la mar­ca?

AL­DO MA­GA­DA: Creo que Ze­nith tie­ne un fu­tu­ro muy bri­llan­te y pro­me­te­dor por de­lan­te. En mi opi­nión, la mar­ca es una ver­da­de­ra jo­ya a la que sim­ple­men­te hay que pu­lir pa­ra que bri­lle co­mo se me­re­ce. Sin em­bar­go, los cam­bios que Ze­nith ne­ce­si­ta pa­ra desa­rro­llar­se re­quie­ren un pro­ce­so de me­dio a largo pla­zo. No po­de­mos en­ga­ñar­nos y tra­tar de con­ver­tir­nos en al­go di­fe­ren­te a lo que so­mos co­mo mar­ca. Pe­ro el po­ten­cial es enor­me ya que te­ne­mos a nues­tra dis­po­si­ción to­dos los ele­men­tos ne­ce­sa­rios pa­ra que eso su­ce­da: el mo­vi­mien­to, el pro­duc­to, la con­fian­za de la gen­te y la apre­cia­ción de los co­lec­cio­nis­tas. Aho­ra la pre­gun­ta es: ¿qué te­ne­mos que ha­cer pa­ra dar­nos a co­no­cer en­tre las per­so­nas que ni si­quie­ra sa­ben de la exis­ten­cia de nues­tra mar­ca? Te­ne­mos que me­jo­rar nues­tra es­tra­te­gia de pro­mo­ción y el men­sa­je que desea­mos ha­cer lle­gar al pú­bli­co.

¿Cuál ha si­do en­ton­ces el re­to más im­por­tan­te en el tiem­po que lle­va en Ze­nith?

AM: Creo que el re­to más im­por­tan­te es evi­tar esa es­qui­zo­fre­nia que su­fren va­rias mar­cas con ca­sas pro­pias de ma­nu­fac­tu­ra, la nues­tra in­clui­da, que con­sis­te en que nos iden­ti­fi­quen por nues­tros mo­vi­mien­tos, mas no co­mo mar­ca de re­lo­jes. A no­so­tros nos ocu­rrió con El Pri­me­ro, un mo­vi­mien­to que el pú­bli­co aso­cia con nues­tra ma­nu­fac­tu­ra y sin em­bar­go, ra­ra vez pien­san en Ze­nith co­mo mar­ca de re­lo­jes. Por eso, aho­ra par­te de nues­tro tra­ba­jo con­sis­te en ase­gu­rar­nos que la gen­te re­co­noz­ca la mar­ca. Ese es nues­tro ma­yor desafío. Si te­ne­mos éxi­to, creo que po­dre­mos in­cre­men­tar nues­tras ven­tas 80 por cien­to.

Sin du­da es un gran re­to

Sí, lo es. Pe­ro es in­con­ce­bi­ble pen­sar que Ze­nith hoy es una de esas mar­cas de re­lo­jes sui­zos que de­ben re­po­si­cio­nar­se en el mer­ca­do, no en tér­mi­nos de los pro­duc­tos que ofre­ce­mos, sino por­que el pú­bli­co no nos re­co­no­ce cla­ra­men­te co­mo una de las gran­des mar­cas de alta re­lo­je­ría.

¿Qué lo mo­ti­vó a vol­ver a par­ti­ci­par en el es­te año?

AM: Pa­ra ser­le ho­nes­to, to­ma­mos la de­ci­sión a úl­ti­mo mo­men­to. El siar es sin du­da uno de los even­tos de la in­dus­tria re­lo­je­ra más im­por­tan­tes del mun­do y por eso re­pre­sen­ta una gran opor­tu­ni­dad pa­ra pro­mo­ver nues­tros pro­duc­tos, pa­ra pre­sen­tar­nos an­te el pú­bli­co que no nos co­no­ce, y tam­bién pa­ra te­ner el pul­so del mer­ca­do, no so­la­men­te me­xi­cano, sino de Amé­ri­ca la­ti­na. Lo que uno apren­de al en­trar en con­tac­to con la gen­te es in­va­lua­ble. Tam­bién se tra­ta de un even­to que tie­ne gran co­ber­tu­ra me­diá­ti­ca y eso in­flu­ye en nues­tra de­ci­sión de par­ti­ci­par. Y bueno, tam­bién nos per­mi­te dar­nos a co­no­cer co­mo par­te de las mar­cas sui­zas de alta re­lo­je­ría, ar­ti­cu­lar de ma­ne­ra cla­ra quié­nes so­mos, pre­ci­sa­men­te pa­ra que el pú­bli­co en ge­ne­ral nos per­ci­ba co­mo una mar­ca de re­lo­jes.

¿Aca­so pue­de dar­nos un ade­lan­to de lo que po­de­mos es­pe­rar de Ze­nith en un fu­tu­ro pró­xi­mo, en tér­mi­nos de in­no­va­cio­nes?

AM: La ver­dad es que nues­tra co­lec­ción es tan ri­ca y di­ver­sa que la es­tra­te­gia aho­ra con­sis­te en cla­ri­fi­car y sim­pli­fi­car. Por eso la co­lec­ción de­be ba­sar­se en tres re­lo­jes: El Pri­me­ro, el Eli­te 6150, un re­loj de cor­te clásico, y el Pi­lot, que es el úni­co mo­de­lo de re­lo­jes de la co­lec­ción He­ri­ta­ge que se­rá de pro­duc­ción li­mi­ta­da. El res­to de la co­lec­ción He­ri­ta­ge ofre­ce­rá pro­duc­cio­nes ili­mi­ta­das per­te­ne­cien­tes a la his­to­ria de Ze­nith y que ser­vi­rán pa­ra pro­mo­ver la tra­di­ción y los va­lo­res de la mar­ca.

En al­gu­nas en­tre­vis­tas que ha ofre­ci­do se ha re­fe­ri­do re­pe­ti­da­men­te al gy­ros­co­pic mo­du­le del Ch­ris­top­he Co­lomb Hu­rri­ca­ne

de Ze­nith. ¿Cree que se tra­ta del tour­bi­llon de es­te si­glo?

AM: Me te­mo que no pue­do de­cir­le quién di­jo eso, ya que se tra­ta de una per­so­na pro­mi­nen­te de la in­dus­tria. Lo que afir­mó fue que el es la úni­ca in­no­va­ción sig­ni­fi­ca­ti­va del si­glo xxi. Es muy im­por­tan­te por dos ra­zo­nes: por un la­do, ofre­ce un desem­pe­ño in­creí­ble en tér­mi­nos tec­no­ló­gi­cos. Tam­bién re­pre­sen­ta un men­sa­je ex­tra­or­di­na­rio que po­de­mos uti­li­zar pa­ra ex­pli­car­le al pú­bli­co la for­ma en que Ze­nith re­suel­ve los pro­ble­mas y la ra­zón por la que op­ta­mos por ese ti­po de so­lu­ción. La ele­gan­cia es par­te del adn de la mar­ca y el es una so­lu­ción muy ele­gan­te, por­que va más allá de sim­ple­men­te com­pen­sar co­mo tour­bi­llon, pues eli­mi­na el pro­ble­ma de la gra­ve­dad por com­ple­to. Con es­te es­ca­pe el pro­ble­ma de la fuer­za de gra­ve­dad en la re­lo­je­ría de­jó de exis­tir. Es una proeza téc­ni­ca que la mar­ca no ha sa­bi­do co­mu­ni­car.

¿Us­ted opi­na que Ze­nith es hoy en día el lí­der en cro­nó­gra­fos de alta fre­cuen­cia?

AM: So­mos el lí­der en cro­nó­gra­fos de alta fre­cuen­cia des­de ha­ce ca­si 50 años. Una co­sa es lan­zar de vez en cuan­do una pro­duc­ción li­mi­ta­da a di­ga­mos, 1,000 re­lo­jes de alta fre­cuen­cia, y otra es ofre­cer­los co­mo pro­duc­to es­tán­dar por 50 años. Por mu­cho tiem­po las de­más mar­cas no ha­bían que­ri­do pro­du­cir­los. ¿Por qué? Por­que re­pre­sen­ta una pe­sa­di­lla en tér­mi­nos de cons­truc­ción, de ser­vi­cio al clien­te, et­cé­te­ra. Es­ta ex­pe­rien­cia fue muy im­por­tan­te pa­ra Ze­nith, ya que te­ne­mos un co­no­ci­mien­to es­pe­cia­li­za­do que otras mar­cas ca­re­cen.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.