Cam­brid­ge Au­dio CX HI­FI pa­ra jó­ve­nes

los re­den­to­res del Blue­tooth

home:tech magazine mexico - - PORTADA -

De só­lo men­cio­nar la pa­la­bra Blue­tooth, a la ma­yo­ría de en­tu­sias­tas afi­cio­na­dos a la al­ta fi­de­li­dad, les pro­vo­ca ca­si ur­ti­ca­ria. No los cul­po, Blue­tooth es una gran­dio­sa tec­no­lo­gía que ha si­do aso­cia­da con la más po­bre re­pro­duc­ción de au­dio. Allí don­de los smartp­ho­nes y las

ta­blets han es­ta­ble­ci­do su reino, Blue­tooth ha fun­gi­do co­mo el con­duc­to don­de pa­sa todo el stream de au­dio com­pri­mi­do que ha pues­to de ca­be­za a la in­dus­tria de la gra­ba­ción.

Des­ca­li­fi­car a dies­tra y si­nies­tra es un tra­ba­jo ver­da­de­ra­men­te fá­cil. A to­dos nos pa­sa; des­de nues­tra lap­top ge­ne­ra­mos ver­bo­rrea que co­rroe lo que se su­po­ne nos gus­ta. Así de un plu­ma­zo de­ci­mos que la mú­si­ca pop es ba­su­ra y que el MP3 es el

ma­yor de los ma­les.

No di­men­sio­na­mos que las ma­ne­ras de es­cu­char han si­do mo­di­fi­ca­das co­mo con­se­cuen­cia de una lar­ga ca­de­na de acon­te­ci­mien­tos so­cia­les, cul­tu­ra­les y tec­no­ló­gi­cos. En lo per­so­nal di­ría que me to­có vi­vir la era del so­ni­do di­gi­tal de los dis­cos com­pac­tos. Así co­mo los ma­yo­res de 50 años pue­den jac­tar­se de ser pro­duc­to au­di­ti­vo del ter­so so­ni­do del vinilo. Bueno, pues los me­no­res de 30 son de­po­si­ta­rios del au­dio com­pri­mi­do.

¡Y qué le va­mos a ha­cer! ¿va­mos a ras­gar­nos las vestiduras por­que los jó­ve­nes tie­nen “oí­dos de ar­ti­lle­ro”? Ba­je­mos de nues­tra nu­be juz­ga­do­ra y en­ten­da­mos que en la cul­tu­ra, la so­cie­dad y la tec­no­lo­gía tam­bién hay mo­vi­mien­tos in­vo­lu­ti­vos que tu­vie­ron ra­zón de ser y que, a con­tra­par­te, ge­ne­ra­ron ga­nan­cias in­con­ce­bi­bles (no só­lo eco­nó­mi­cas) pa­ra las vie­jas ge­ne­ra­cio­nes de afi­cio­na­dos a la mú­si­ca y el so­ni­do Hi­fi. Só­lo por se­ña­lar al­go: ya hu­bié­se­mos que­ri­do te­ner el ac­ce­so uni­ver­sal a la mú­si­ca que hoy los ado­les­cen­tes tie­nen; no­so­tros –“los vie­jos”- si que su­fría­mos pa­ra con­se­guir mú­si­ca en los años se­ten­ta, ochen­ta y no­ven­ta. Va­ya­mos a los que nos im­por­ta. Blue­tooth no es ma­lo. Re­pí­tan­lo con­mi­go, Blue­tooth no es ma­lo. Pa­ra pron­to,

Blue­tooth es hoy el es­tán­dar glo­bal de tec­no­lo­gía inalám­bri­ca que per­mi­te una co­nec­ti­vi­dad con­ve­nien­te y se­gu­ra en­tre dis­po­si­ti­vos y ser­vi­cios; es par­te esen­cial del mun­do co­nec­ta­do.

Las es­pe­ci­fi­ca­cio­nes básicas a co­no­cer

Crea­do por l a em­pre­sa sue­ca Erics­son en 1994,

Blue­tooth en reali­dad fue con­ce­bi­do co­mo una al­ter­na­ti­va inalám­bri­ca a los ca­bles de da­tos de puer­to se­rial RS-232 (que por cier­to aún se usan en sis­te­mas de con­trol y au­to­ma­ti­za­ción). La tec­no­lo­gía Blue­tooth in­ter­cam­bia da­tos so­bre dis­tan­cias cor­tas usan­do trans­mi­sio­nes de ra­dio; ope­ra en la ban­da sin li­cen­cia en­tre 2.4 y 2.485 GHZ, la cual es­tá dis­po­ni­ble de ma­ne­ra li­bre ca­si en to­dos los paí­ses.

Aun­que son mu­chas las es­pe­ci­fi­ca­cio­nes de Blue­tooth por aho­ra só­lo bas­ta se­ña­lar al­gu­nas co­mo el ran­go, el cual va­ria de­pen­dien­do de la cla­se de ra­dio usa­do en la im­ple­men­ta­ción, así exis­te la cla­se 3 -que tie­ne un ran­go de en­tre 1 y 3 me­tros-, la cla­se 2 –la cual re­sul­ta un es­tán­dar en­tre los dis­po­si­ti­vos mó­vi­les- que per­mi­te un ran­go de has­ta 10 me­tros y, fi­nal­men­te, la cla­se 1 cu­ya im­ple­men­ta­ción se da ge­ne­ral­men­te en te­rre­nos in­dus­tria­les y per­mi­te ran­gos de ope­ra­ción de has­ta 100 me­tros.

Pa­ra uti­li­zar Blue­tooth, un dis­po­si­ti­vo de­be im­ple­men­tar al­guno de los per­fi­les Blue­tooth. Es­tos de­fi­nen el uso del ca­nal Blue­tooth y así ca­na­li­zan el dis­po­si­ti­vo que se quie­re vin­cu­lar. En­tre los mu­chos per­fi­les que son acep­ta­dos, dos son los que nos im­por­tan en cuan­to a tran­mi­sión de au­dio y vi­deo:

Ad­van­ced Au­dio Dis­tri­bu­tion Pro­fi­le (A2DP)

A2DP pue­de trans­mi­tir un stream es­té­reo en dos ca­na­les a una ra­dio o unos au­ri­cu­la­res. In­clu­ye so­por­te obli­ga­to­rio pa­ra co­decs sub-band de ba­ja com­ple­ji­dad ( SBC) y so­por­te op­cio­nal de MPEG-1, MPEG-2, AAC y ATRAC, jun­to con co­decs de­fi­ni­dos por el fa­bri­can­te.

Au­dio/vi­deo Re­mo­te Con­trol Pro­fi­le (AVRCP)

Con­trol re­mo­to de au­dio/vi­deo. Di­se­ña­do pa­ra ofre­cer una in­ter­faz es­tán­dar pa­ra el con­trol de te­le­vi­so­res y apa­ra­tos de mú­si­ca en­tre otros, de for­ma que un man­do úni­co pue­da agru­par todo el con­trol. Pue­de usar­se jun­to con A2DP o VDP ( vi­deo dis­tri­bu­tion pro­fi­le). Tam­bién per­mi­te extensiones es­pe­cí­fi­cas del fa­bri­can­te. Su ver­sión 1.3 per­mi­te trans­mi­tir in­for­ma­ción del es­ta­do de la fuen­te, por ejem­plo el tí­tu­lo de una can­ción.

Blue­tooth fue di­se­ña­do co­mo una so­lu­ción de ba­ja po­ten­cia y de cor­to an­cho de ban­da pa­ra la trans­mi­sión de da­tos. Aun­que téc­ni­ca­men­te el per­fil A2DP pue­de ope­rar a 2178 kbps, en la prác­ti­ca, en con­di­cio­nes nor­ma­les la trans­mi­sión de da­tos no su­pera los 500 kbps. Es­to en reali­dad re­sul­ta una ven­ta­ja ya que in­cre­men­ta la vida de la ba­te­ría de los dis­po­si­ti­vos y au­men­ta el ran­go, pues al trans­mi­tir me­nos da­tos, hay más an­cho de ban­da dis­po­ni­ble.

El com­pro­mi­so con la trans­mi­sión de au­dio so­bre

Blue­tooth es que el so­ni­do sin com­pre­sión de un CD re­quie­re 1.411 Mbps de an­cho de ban­da, de tal ma­ne­ra que se ne­ce­si­ta for­zo­sa­men­te un có­dec que eje­cu­te com­pre­sión. El más usa­do es SBC ( Low Com­ple­xity

Sub­band Co­ding, tam­bién desa­rro­lla­do por Blue­tooth SIG), el cual so­por­ta co­mo má­xi­mo 345 kbps pa­ra au­dio es­té­reo (sin em­bar­go es a cri­te­rio de los fa­bri­can­tes usar me­nor an­cho de ban­da); es­to se tra­du­ce en un so­ni­do ape­nas de­cen­te con bas­tan­tes de­fec­tos (po­ca pro­fun­di­dad, po­bre res­pues­ta en gra­ves, po­ca cla­ri­dad en me­dios y agu­dos con po­ca ex­ten­sión), ade­más sue­le in­tro­du­cir ti­me-lag, un de­lay en la se­ñal que es evi­den­te en trans­mi­sión mul­ti­me­dia AV.

So­bra de­cir que el có­dec SBC es lossy (com­pre­sión con pér­di­da).

aptx, el có­dec al res­ca­te

aptx es una tec­no­lo­gía li­cen­cia­da por la em­pre­sa CSR des­de 1989. aptx es un có­dec lossy que sin em­bar­go no usa pro­ce­sos de co­di­fi­ca­ción o en­mas­ca­ra­mien­to psi­coa­cús­ti­co –co­mo MP3- que li­te­ral­men­te eli­mi­nan par­tes im­por­tan­tes de la se­ñal de au­dio re­pro­du­cien­do un an­cho de ban­da li­mi­ta­do. aptx en com­pa­ra­ción, usa prin­ci­pios ADPCM ( Adap­ti­ve Dif­fe­ren­tial Pul­se

Co­de Mo­du­la­tion) pa­ra co­di­fi­car todo el ran­go de fre­cuen­cia au­di­ble, por lo que se su­gie­re que re­pro­duc­ción de au­dio “cer­ca­na” a la ca­li­dad de un CD.

Otra gran ven­ta­ja de aptx es su ul­tra ba­ja la­ten­cia de ape­nas 40 ms, por lo que re­sul­ta ideal pa­ra apli­ca­cio­nes de vi­deo y de jue­gos. SBC o AAC ge­ne­ran una la­ten­cia de en­tre 100 y 500 ms. Es­to ha trai­do co­mo re­sul­ta­do que al­gu­nas sound­bars em­pie­cen a usar aptx co­mo có­dec.

Es­tas son las es­pe­ci­fi­ca­cio­nes ofi­cia­les de aptx:

Fac­tor de com­pre­sión: 4:1 For­ma­to de au­dio: 16-bit, 44.1khz Ta­sa de trans­fe­ren­cia de da­tos: 352kbps Res­pues­ta de fre­cuen­cia: 10Hz a 22khz Re­tra­so Al­go­rít­mi­co: <1.89ms @ Fs 48KHZ Ran­go di­ná­mi­co: 16-bit: >92db THD+N: -68.8db Ca­be aco­tar que la gen­te sue­le te­ner ar­chi­vos de au­dio con for­ma­tos di­ver­sos, al­gu­nos loss­less, al­gu­nos lossy; es evi­den­te que no hay ar­chi­vos aptx de ma­ne­ra ma­si­va o co­mer­cial, por lo que aptx re­quie­re ha­cer un pro­ce­so de trans­co­di­fi­ca­ción (cam­biar de un for­ma­to a otro) con tal de ocu­par

Blue­tooth co­mo el ca­nal de co­mu­ni­ca­ción inalám­bri­ca. Afor­tun­da­men­te la trans­co­di­fi­ca­ción de aptx no es des­truc­ti­va por lo que no exis­ten efec­tos por dua­li­dad con otros al­go­rit­mos.

Ade­más es retrocompatible, cuan­do aptx no es­tá dis­po­ni­ble en el dis­po­si­ti­vo “re­cep­tor”, se efec­tua un pa­reo usan­do el es­tán­dar SBC.

LDAC la pro­pues­ta de Sony

LDAC es una tec­no­lo­gía de co­di­fi­ca­ción de au­dio desa­rro­lla­da por Sony que per­mi­te la trans­mi­sión de con­te­ni­dos en for­ma­to de au­dio de al­ta re­so­lu­ción (Hi-res), in­clu­so a tra­vés de una co­ne­xión Blue­tooth. A di­fe­ren­cia de otras tec­no­lo­gías de co­di­fi­ca­ción com­pa­ti­bles con Blue­tooth, co­mo SBC, fun­cio­na sin apli­car con­ver­sión des­cen­den­te al con­te­ni­do de au­dio Hi-res (ex­cep­to en for­ma­tos DSD) y per­mi­te trans­mi­tir has­ta el tri­ple de da­tos que es­tas otras tec­no­lo­gías, a tra­vés de una red inalám­bri­ca Blue­tooth, con un so­ni­do de una ca­li­dad me­jo­ra­da, gra­cias a una co­di­fi­ca­ción efi­cien­te y a la op­ti­mi­za­ción de los pa­que­tes.

SBC no pue­de ope­rar con ar­chi­vos 24/96 por lo que de­be “ba­jar­los” a 16/44 y lue­go apli­car el có­dec lossy ya men­cio­na­do; en ven­ta­ja LDAC man­tie­ne la pro­fun­di­dad de “la pa­la­bra” ( bit) y la fre­cuen­cia de mues­treo.

LDAC ofre­ce tres mo­dos de ope­ra­ción:

Qua­lity prio­rity que ope­ra en 990 kbps Nor­mal mo­del que fun­cio­na en 660 kbps

Con­nec­tion prio­rity con tras­mi­sión a 330 kbps Sony di­ce que in­clu­so el mo­do de co­ne­xión más ba­ja es muy su­pe­rior en ca­li­dad de so­ni­do a SBC.

To­da­vía no hay mu­cha in­for­ma­ción de LDAC, por lo pron­to tam­bién pre­su­mi­mos que es un có­dec lossy me­nos agre­si­vo y que Sony lo es­ta­rá li­cen­cian­do en bre­ve pa­ra po­der­lo in­te­grar a otras mar­cas e ir cre­cien­do el uni­ver­so

High Res Au­dio, el cual se­gún la mar­ca ja­po­ne­sa tam­bién “ca­be” den­tro de Blue­tooth.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.