Sub­woo­fers

home:tech magazine mexico - - HIFI 2.0 -

En es­to del au­dio, los que se creen ex­per­tos dis­tan mu­chí­si­mo de ser­lo. Los afi­cio­na­dos tra­ta­mos de apren­der siem­pre al­go nue­vo, pe­ro acep­té­mos­lo, todos te­ne­mos pre­jui­cios, ideas anida­das por dé­ca­das, con­se­jos mal­ha­bi­dos, ru­mo­res ins­ta­la­dos en nues­tro in­cons­cien­te, lec­tu­ras a me­dias, tips del ami­go trendy y mu­chas te­la­ra­ñas men­ta­les más. Po­cos, muy po­cos per­so­na­jes en Mé­xi­co cuen­tan con ex­pe­rien­cia pro­ba­da, es­tu­dios lon­ge­vos, éti­ca pro­fe­sio­nal y ho­nes­ti­dad.

Des­de ha­ce al­gu­nas se­ma­nas he es­ta­do ex­pe­ri­men­tan­do de ma­ne­ra cer­ca­na con sub­woo­fers: bue­nos, ma­los y feos. Co­mo todos, la pri­me­ra vez que ex­pe­ri­men­tas el so­ni­do y la “pe­ga­da” de un sub­woo­fer pre­mium, el mun­do cam­bia. Lue­go vas apren­dien­do que el 70% de los subs que se ven­den só­lo ge­ne­ran rui­dos de ba­ja fre­cuen­cia y re­sul­tan fuera de la lis­ta de un en­tu­sias­ta del Hi­Fi. Su ma­la repu­tación es, en reali­dad, un re­sul­ta­do del ab­so­lu­to des­co­no­ci­mien­to que te­ne­mos de ellos. En el Ci­ne en Casa, las co­sas cam­bian por­que a par­tir de los có­decs mul­ti­ca­nal y de la lle­ga­da del DVD, el sub­woo­fer se vol­vió un com­po­nen­te ne­ce­sa­rio y obli­ga­do en la con­fi­gu­ra­ción del so­ni­do su­rround co­no­ci­do co­mo 5.1 y sus su­ce­so­res. De he­cho es en es­te seg­men­to del en­tre­te­ni­mien­to au­dio­vi­sual don­de más se usa y se abu­sa.

Así que me di a la ta­rea de ha­cer una in­ves­ti­ga­ción ex­press en­tre los si­tios y blogs que más sa­ben de subs, así era na­tu­ral con­se­guir la in­for­ma­ción en JL Au­dio, SVS Sound, Sun­fi­re, HSU Re­search, Pa­ra­digm, Soun­doc­tor y ASC ( Acous­tic Scien­ce Cor­po­ra­tion) y des­cu­brí al­gu­nas co­sas que no sa­bía, con­fir­mó otras tan­tas que ya ha­bía apren­di­do, me sor­pren­dí de al­gu­nos con­cep­tos erró­neos que te­nía y com­pren­dí que ca­da ca­be­za es un mun­do pe­ro que, a ca­da ca­be­za, a ca­da co­ra­zón y a ca­da fi­bra de nues­tro cuer­po le en­can­tan los gra­ves. Aquí van los pri­me­ros 25 enun­cia­dos que pro­ba­ble­men­te no sa­bías (co­mo yo) so­bre los ben­di­tos subs: Un sub­woo­fer es una nueva en­ti­dad dentro de tu sis­te­ma de au­dio; a par­tir que lo ubi­cas en tu sa­la, a tu sis­te­ma de al­ta­vo­ces hay que su­mar­le una vía. Es así co­mo un sub se co­lo­ca de ma­ne­ra dis­tin­ta y se ca­li­bra y con­fi­gu­ra de mo­do par­ti­cu­lar. Des­pués ten­drás que com­bi­nar tus bo­ci­nas con el “nue­vo in­tru­so”. Si lo ha­ces de ma­ne­ra co­rrec­ta no ha­brá can­ce­la­cio­nes de fre­cuen­cias gra­ves en­tre ellos. El desem­pe­ño de un sub­woo­fer de­pen­de de tres ca­rac­te­rís­ti­cas téc­ni­cas que lle­van un orden: im­pul­so, fa­se y res­pues­ta de fre­cuen­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.