DE OBA­MA A TRUMP,

LA IN­CER­TI­DUM­BRE PA­RA LOS IN­DO­CU­MEN­TA­DOS CON­TI­NÚA

Hotbook News - - WORLDNEWS - Tex­to por Mer­ce­des Mi­go­ya @mer­ce­des­mi­go­ya

De he­cho, no so­lo no se cum­plió, sino que me­dios co­mo The Eco­no­mist apo­da­ron al pre­si­den­te ‘De­por­ter in chief’ por de­por­tar a más per­so­nas que cual­quier otro en la his­to­ria de Es­ta­dos Uni­dos. A pe­sar de que el nú­me­ro de de­por­ta­cio­nes cre­ció y no hu­bo re­for­ma mi­gra­to­ria, Oba­ma me­jo­ró el es­ta­tus le­gal de más de 1 mi­llón de drea­mers. En 2012, el pre­si­den­te pre­sen­tó el pro­gra­ma de ac­ción di­fe­ri­da pa­ra los lle­ga­dos en la in­fan­cia, co­no­ci­do co­mo DA­CA. Es­te bus­ca­ba que quie­nes ha­bían lle­ga­do a Es­ta­dos Uni­dos de ma­ne­ra ile­gal sien­do me­no­res de edad an­tes de 2007, tu­vie­ran la po­si­bi­li­dad de am­pa­rar­se de la de­por­ta­ción y bus­car un tra­ba­jo por dos años, que po­drían re­no­var.

La ini­cia­ti­va no fue bien re­ci­bi­da por el Con­gre­so, por lo que Oba­ma la im­ple­men­tó con una “ac­ción eje­cu­ti­va”, lo que quie­re de­cir que no ne­ce­si­tó apo­yo de nin­gún ór­gano del go­bierno pa­ra que se em­pe­za­ra a apli­car y que pue­de ser eli­mi­na­da por quien lo su­ce­da. Des­de en­ton­ces, 1.3 mi­llo­nes de per­so­nas ad­qui­rie­ron y man­tie­nen la le­ga­li­dad tem­po­ral.

En 2014, Oba­ma in­ten­tó ayu­dar a más in­do­cu­men­ta­dos con una pro­pues­ta que bus­ca­ba evi­tar la se­pa­ra­ción fa­mi­liar por de­por­ta­ción que se­gún el Mi­gra­tion Po­licy Ins­ti­tu­te po­dría afec­tar has­ta a 5.2 mi­llo­nes de ni­ños. La ini­cia­ti­va se lla­ma­ba “Ac­ción di­fe­ri­da pa­ra los pa­dres de ciu­da­da­nos o re­si­den­tes per­ma­nen­tes le­ga­les” o DAPA.

Quien re­ci­bie­ra los be­ne­fi­cios de DAPA po­dría que­dar­se en Es­ta­dos Uni­dos has­ta tres años. Pa­ra so­li­ci­tar­lo, los in­do­cu­men­ta­dos de­bían ser pa­dres de un ciu­da­dano es­ta­dou­ni­den­se o re­si­den­te le­gal de Es­ta­dos Uni­dos que hu­bie­ra na­ci­do an­tes del 21 de no­viem­bre de 2014, es­tar en el país des­de 2010 de ma­ne­ra inin­te­rrum­pi­da y no te­ner an­te­ce­den­tes cri­mi­na­les.

Se­gún los cálcu­los de la ad­mi­nis­tra­ción de Oba­ma, ca­si la mi­tad de los in­do­cu­men­ta­dos que hay en Es­ta­dos Uni­dos po­drían ha­ber si­do be­ne­fi­cia­dos con DAPA. Sin em­bar­go, un mes des­pués de que se pre­sen­ta­ra, 26 es­ta­dos, ma­yo­ri­ta­ria­men­te re­pu­bli­ca­nos, de­man­da­ron al pre­si­den­te por tra­tar de ini­ciar el pro­yec­to sin acep­ta­ción del Con­gre­so. Des­de en­ton­ces, la ini­cia­ti­va es­tá blo­quea­da y ni una so­la per­so­na ha po­di­do be­ne­fi­ciar­se del pro­gra­ma.

Con la lle­ga­da de Trump a la pre­si­den­cia, es al­ta­men­te pro­ba­ble que DAPA nun­ca en­tre en vi­gor y que mi­llo­nes de in­do­cu­men­ta­dos, mu­chos de ellos me­xi­ca­nos, sean de­por­ta­dos y se­pa­ra­dos de sus fa­mi­lias. En ca­so de que Trump cum­pla sus ame­na­zas, quie­nes apli­ca­ron a DA­CA o DAPA y en­tre­ga­ron vo­lun­ta­ria­men­te su in­for­ma­ción po­drían ser de­por­ta­dos con más fa­ci­li­dad por­que ya es­tán ubi­ca­dos en las ba­ses de da­tos gu­ber­na­men­ta­les.

El te­ma mi­gra­to­rio se­gui­rá pre­sen­te en Es­ta­dos Uni­dos, no im­por­ta que tan al­tos sean los mu­ros, la fal­ta de opor­tu­ni­da­des en otros paí­ses se­gui­rá ex­pul­san­do gen­te que lle­ga­rá a su des­tino sin im­por­tar las di­fi­cul­ta­des en el ca­mino.

Ilus­tra­ción por: Xi­me­na Sán­chez

Cuan­do Oba­ma hi­zo cam­pa­ña pa­ra ser pre­si­den­te en 2008, una de sus pro­me­sas fue crear una nue­va ley mi­gra­to­ria en su pri­mer año de go­bierno. Es­ta bus­ca­ría me­jo­rar el es­ta­tus de 11 mi­llo­nes de in­do­cu­men­ta­dos que vi­ven en Es­ta­dos Uni­dos, pe­ro el man­da­to de Oba­ma ha ter­mi­na­do y, 8 años des­pués, la pro­me­sa no se cum­plió.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.