De­fien­den a las za­ri­güe­yas

de las za­ri­güe­yas

La i Merida - - Portada -

Las za­ri­güe­yas son ani­ma­les más im­por­tan­tes de lo que ima­gi­nas y por eso, la pró­xi­ma vez que veas uno asus­ta­do co­rrien­do, se­rá me­jor brin­dar­le ayu­da.

Al res­ca­te de las za­ri­güe­yas

Res­ca­te Za­ri­güe­yal es un pro­yec­to per­so­nal que ini­ció en el 2015 con la idea de res­ca­tar a los ma­mí­fe­ros y en­tre­gar­los a la aso­cia­ción ci­vil ADAY (Aso­cia­ción por los De­re­chos de los Ani­ma­les A.C.); sin em­bar­go aho­ra cuen­tan con sus pro­pios ho­ga­res tem­po­ra­les pa­ra los ma­mí­fe­ros y rea­li­zan más ac­ti­vi­da­des co­mo plá­ti­cas y ta­lle­res. Jo­sé En­ri­que Val­dez Es­co­be­do, ac­tual di­rec­tor del pro­yec­to ex­pli­ca que su la­bor es cre­cer a las za­ri­güe­yas, reha­bi­li­tar­las y re­ubi­car­las pe­ro lo más im­por­tan­te no es so­lo de­jar­las li­bres sino edu­car a más per­so­nas acer­ca de las es­pe­cies sil­ves­tres; es así co­mo sur­ge su pro­gra­ma de sa­lud am­bien­tal con el cual asis­ten a es­cue­las des­de pres­co­lar has­ta uni­ver­si­dad y em­pre­sas pa­ra des­mi­ti­fi­car to­do lo re­la­cio­na­do a la es­pe­cie y en­se­ñar qué se de­be ha­cer si te en­cuen­tras con una.

Im­por­tan­cia

La za­ri­güe­ya es un ma­mí­fe­ro mar­su­pial, es de­cir con un ór­gano en el ab­do­men úni­ca­men­te pre­sen­te en hem­bras y que les sir­ve pa­ra criar y desa­rro­llar a sus be­bes. Es un ani­mal noc­turno y su im­por­tan­cia ra­di­ca en ser un con­tro­la­dor bio­ló­gi­co ya que co­me ani­ma­les que cre­cen ex­po­nen­cial­men­te co­mo cu­ca­ra­chas, chin­ches, la­gar­ti­jas, ratones y ser­pien­tes. Uno de los mi­tos más co­mu­nes es que son por­ta­do­res de ra­bia, sin em­bar­go Jo­sé Val­dez ex­pli­ca que eso es prác­ti­ca­men­te im­po­si­ble ya que su tem­pe­ra­tu­ra cor­po­ral y lento me­ta­bo­lis­mo no per­mi­ten que se desa­rro­lle el vi­rus. Ade­más, es co­mún que en al­gu­nas zo­nas del es­ta­do uti­li­cen la es­pe­cia co­no­ci­da co­mo “zo­rro blan­co” pa­ra la ali­men­ta­ción, ase­gu­ran­do que tie­nen una car­ne muy sa­lu­da­ble; eso no pue­de afir­mar­se ya que cual­quier es­pe­cie de za­ri­güe­ya pue­de es­tar en­fer­ma de­bi­do al eco­sis­te­ma en su al­re­de­dor. Se tra­ta de una es­pe­cie su­ma­men­te co­mún en Mérida. Res­ca­te Za­ri­güe­yal re­ci­be has­ta 15 lla­ma­das al día pa­ra ir por ani­ma­les res­ca­ta­dos, so­bre­to­do be­bés que que­dan de­sam­pa­ra­dos pues sus ma­dres fue­ron ma­ta­das o atro­pe­lla­das. Ac­tual­men­te, tie­nen más de 50 ejem­pla­res di­vi­di­dos en re­fu­gios pa­ra po­der­les dar aten­ción ade­cua­da. Su tiem­po de vi­da en cau­ti­ve­rio es de apro­xi­ma­da­men­te cin­co años y en vi­da sil­ves­tre es de 2 a 3 años ya que es­tán ex­pues­tos a mu­chos pe­li­gros co­mo ata­ques de pe­rros, ser­pien­tes, el ries­go de ser atro­pe­lla­dos y los pro­pios hu­ma­nos que des­co­no­cen so­bre la es­pe­cie y los ma­tan.

¿Qué ha­cer?

Si te en­cuen­tras con una za­ri­güe­ya lo pri­me­ro que de­bes ha­cer es iden­ti­fi­car su edad ya que las be­bes ne­ce­si­tan ser ali­men­ta­das ca­da tres ho­ras con le­che en for­mu­la y ma­ne­ja­das con mu­chí­si­ma hi­gie­ne. Las ju­ve­ni­les se pue­den re­ubi­car de ma­ne­ra ca­si in­me­dia­ta pe­ro es ne­ce­sa­rio que se ve­ri­fi­que su es­ta­do sa­lu­da­ble con un ve­te­ri­na­rio es­pe­cia­lis­ta en fau­na sil­ves­tre. En el ca­so de los adul­tos, es ne­ce­sa­rio ele­gir el lu­gar ade­cua­do pa­ra sol­tar­las fue­ra de pe­li­gro. Pa­ra ma­ni­pu­lar­las, pue­des op­tar por to­mar­las de la pun­ta de su co­la o ti­rar­les una te­la en­ci­ma pa­ra ta­par su vi­sión y po­der tras­la­dar­la ya sea en una cu­be­ta o ca­ja. Si tu pe­rro o mas­co­ta ata­có a una za­ri­güe­ya lo re­co­men­da­ble es que la ayu­des lle­ván­do­la a una re­vi­sión mé­di­ca pro­fe­sio­nal.

¿Quie­res ayu­dar­los a res­ca­tar más za­ri­güe­yas?

Pue­des ayu­dar do­nan­do ali­men­tos co­mo pa­pa­ya, man­go, za­po­te, san­día, pe­pino, za­naho­ria y man­za­na; pro­duc­tos de lim­pie­za co­mo clo­ro y de­sin­fec­tan­tes o pro­duc­tos de bo­ti­quín de emer­gen­cias co­mo al­cohol, agua oxi­ge­na­da, yo­do y ga­sas. Ade­más, pue­des asis­tir a sus ac­ti­vi­da­des en­fo­ca­das en la pro­mo­ción, di­fu­sión, con­cien­cia y sen­si­bi­li­za­ción acer­ca de la es­pe­cie.

Pró­xi­mas ac­ti­vi­da­des

Sus pró­xi­mas ac­ti­vi­da­des son el do­min­go 8 en el Fes­ti­val Am­bien­tal de la Pa­rro­quia El Buen Pas­tor don­de rea­li­za­rán plá­ti­cas in­for­ma­ti­vas. Pa­ra sa­ber más so­bre el pro­yec­to, pue­des en­con­trar­los en el Fa­ce­book co­mo Res­ca­te Za­ri­güe­yal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.