El fí­si­co lu­mi­no­so

In­ven­tó el ate­nua­dor de luz o dim­mer, lo que lo con­vir­tió en el pio­ne­ro de la in­dus­tria de la ilu­mi­na­ción

Manufactura - - COLUMNA -

Na­cí en Nue­va York, en 1927. Des­de muy jo­ven, me sen­tí atraí­do por la elec­tri­ci­dad y sus apli­ca­cio­nes.

Esa fas­ci­na­ción me lle­vó a gra­duar­me en Fí­si­ca por la Uni­ver­si­dad de Pur­due.

En 1950, tra­ba­jé pa­ra una com­pa­ñía ae­ro­es­pa­cial, don­de desa­rro­llé un dis­pa­ra­dor fia­ble pa­ra ar­mas ató­mi­cas. Du­ran­te mi in­ves­ti­ga­ción, me di cuen­ta de que el dis­po­si­ti­vo tam­bién po­dría ser em­plea­do pa­ra va­riar la in­ten­si­dad de la luz.

Re­nun­cié a mi tra­ba­jo en el la­bo­ra­to­rio ae­ro­es­pa­cial pa­ra con­cen­trar­me en re­fi­nar mi in­ven­to. Co­men­cé a rea­li­zar ex­pe­ri­men­tos en un dor­mi­to­rio de mi apar­ta­men­to en Ri­ver­si­de Dri­ve, Nue­va York.

Esa pri­me­ra in­ven­ción, un sim­ple ate­nua­dor de luz eléc­tri­ca (dim­mer) que hoy to­da­vía pue­de en­con­trar­se en mu­chas ha­bi­ta­cio­nes en to­do el mun­do, mar­có el na­ci­mien­to de la in­dus­tria de ilu­mi­na­ción.

Ob­tu­ve la pa­ten­te de mi crea­ción en 1959, y dos años des­pués, con el apo­yo de mi es­po­sa Ruth, fun­dé mi pro­pia em­pre­sa, Lu­tron.

Hoy, mi com­pa­ñía co­mer­cia­li­za con­tro­les de ilu­mi­na­ción, cor­ti­nas eléc­tri­cas y con­tro­les de tem­pe­ra­tu­ra que son uti­li­za­dos en re­si­den­cias, ofi­ci­nas, ho­te­les, mu­seos y otros si­tios, en más de 100 paí­ses. Lu­tron es­tu­vo ba­jo mi li­de­raz­go por 54 años. Du­ran­te ese pe­rio­do ob­tu­ve más de 300 pa­ten­tes de di­se­ño y pro­duc­tos en Es­ta­dos Uni­dos.

En el año 2000 re­ci­bí el pre­mio Leo­nar­do DaVin­ci, que otor­ga la So­cie­dad Ame­ri­ca­na de In­ge­nie­ros Me­cá­ni­cos.

Tam­bién fui miem­bro ac­ti­vo de la Aca­de­mia Na­cio­nal de In­ge­nie­ría (NAE, por sus si­glas en in­glés) y del Ins­ti­tu­to de In­ge­nie­ros Eléc­tri­cos y Elec­tró­ni­cos (IEEE). Re­ci­bí doc­to­ra­dos Ho­no­ris cau­sa por par­te de las uni­ver­si­da­des de Lehigh y de Pur­due, ade­más del Muh­len­berg Co­lle­ge.

Has­ta el úl­ti­mo mo­men­to es­tu­ve tra­ba­jan­do ac­ti­va­men­te con un gru­po de in­ge­nie­ros en el sis­te­ma sin ca­bles in­te­li­gen­te pa­ra el ho­gar, que in­clu­ye dim­mers, in­te­rrup­to­res, ter­mos­ta­tos y cor­ti­nas que pue­den ser con­tro­la­das des­de los dis­po­si­ti­vos de Ap­ple.

“Al­gún día me iré, pe­ro los dim­mers es­ta­rán siem­pre con no­so­tros”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.