La nue­va fór­mu­la de la be­lle­za

Fa­bri­can­tes de cos­mé­ti­cos re­du­cen el uso de quí­mi­cos pa­ra crear pro­duc­tos mul­ti­fun­cio­na­les.

Manufactura - - CONTENTS - POR ELI­ZA­BETH MÁR­QUEZ

Cí­tri­cos, man­za­nas y uvas, ade­más de ca­ña de azú­car y le­che con­for­man una éli­te de ali­men­tos que son lu­cra­ti­vos pa­ra el sec­tor cos­mé­ti­cos y han cam­bia­do la ma­ne­ra en que la in­dus­tria crea nue­vos pro­duc­tos. Es­tos ali­men­tos con­tie­nen áci­dos or­gá­ni­cos co­no­ci­dos co­mo al­fa hi­dró­xi­dos (AHA) efi­ca­ces pa­ra re­du­cir los sig­nos del fo­to­en­ve­je­ci­mien­to, la ru­go­si­dad de la piel y la pig­men­ta­ción de­sigual.

Fun­gen co­mo una es­pe­cie de “pe­ga­men­to in­tra­ce­lu­lar” ya que man­tie­ne uni­das las cé­lu­las de la piel, lo cual per­mi­te que otras re­cién li­be­ra­das se “des­pren­dan”, se­gún ex­pli­ca in­for­ma­ción del si­tio web de Cro­da, fa­bri­can­te y pro­vee­dor de in­su­mos quí­mi­cos pa­ra di­ver­sas in­dus­trias.

Avon es qui­zá una de las fa­bri­can­tes pio­ne­ra en apro­ve­char sus pro­pie­da­des na­tu­ra­les al desa­rro­llar la lí­nea Anew, pu­bli­ci­ta­da por te­ner un efec­to an­ti­edad. “Fue la pri­me­ra en usar la tec­no­lo­gía AHA (áci­do al­fa hi­dró­xi­do) que sir­ve co­mo ex­fo­lian­te y re­no­va­dor ce­lu­lar”, com­par­tió Ro­ber­to Sa­da, ex­di­rec­ti­vo de la mar­ca en de­cla­ra­cio­nes en­via­das por es­cri­to el año pa­sa­do. En 1992, la mar­ca pre­sen­tó el pri­mer pro­duc­to de la lí­nea que con­te­nía 4% de áci­do gli­có­li­co, un AHA de­ri­va­do de la ca­ña de azú­car. De acuer­do con in­for­ma­ción cor­po­ra­ti­va, el con­te­ni­do era ma­yor res­pec­to al pro­me­dio que las em­pre­sas de cos­mé­ti­cos de gran con­su­mo uti­li­za­ban: 2 por cien­to.

Sin em­bar­go, la cons­tan­te evo­lu­ción y la de­man­da de los con­su­mi­do­res por te­ner pro­duc­tos con in­gre­dien­tes más na­tu­ra­les, no se de­tie­ne. Na­tu­ra, fa­bri­can­te de cos­mé­ti­cos y pro­duc­tos pa­ra el cui­da­do per­so­nal, es una de las com­pa­ñías que han apos­ta­do por la in­no­va­ción en in­su­mos e in­gre­dien­tes. En el año 2000, por ejem­plo, desa­rro­lló la mar­ca Ekos, que in­cor­po­ra in­su­mos ve­ge­ta­les pro­pios de la bio­di­ver­si­dad bra­si­le­ña.

Na­tu­ra in­cor­po­ró in­su­mos pro­pios de la bio­di­ver­si­dad bra­si­le­ña en va­rios pro­duc­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.