Los pa­la­cios de los ci­né­fi­los

Milenio - Laberinto - - CINE - AN­DREA SER­DIO

Es­pa­cios dis­tan­tes aún vi­vos. Las sa­las ci­ne­ma­to­grá­fi­cas de la Ciu­dad de Mé­xi­co es una in­ves­ti­ga­ción de Fran­cis­co Ha­rol­do Al­fa­ro Sa­la­zar y Ale­jan­dro Ochoa Ve­ga, pu­bli­ca­da en 1997 por la Uni­ver­si­dad Au­tó­no­ma Me­tro­po­li­ta­na, Unidad Xo­chi­mil­co, que des­pués de una re­im­pre­sión en 1999 se vol­vió a edi­tar en 2015.

La edi­ción 2015 re­pro­du­ce los pró­lo­gos de 1997 del ar­qui­tec­to Hum­ber­to Ri­cal­de y del crí­ti­co ci­ne­ma­to­grá­fi­co Gus­ta­vo Gar­cía, am­bos fa­lle­ci­dos. Ri­cal­de co­men­ta que la de los ci­nes del si­glo XX fue una ar­qui­tec­tu­ra pen­sa­da pa­ra la con­vi­ven­cia, el en­cuen­tro y el es­par­ci­mien­to de la so­cie­dad en su más am­plio es­pec­tro, que re­quie­re, con ur­gen­cia, ser res­ca­ta­da de la des­truc­ción que se ha en­sa­ña­do con ella.

Gus­ta­vo Gar­cía di­ce: “Hu­bo un tiem­po, no ha­ce mu­chas dé­ca­das, en que las ma­sas po­pu­la­res de to­do el mun­do, de to­do el país, de la Ciu­dad de Mé­xi­co, asis­tían a pa­la­cios des­lum­bran­tes pa­ra aso­mar­se a reali­da­des pas­mo­sas, a los más im­pre­sio­nan­tes es­pec­tácu­los de la ima­gi­na­ción y la cien­cia, o di­cho de otro mo­do, a ver ci­ne”.

Las sa­las de ci­ne, idea­das por em­pre­sa­rios, ar­qui­tec­tos, téc­ni­cos, ar­tis­tas plás­ti­cos, vi­vie­ron su es­plen­dor en­tre los años cua­ren­ta y ochen­ta del si­glo XX. Eran, co­mo se­ña­la Gus­ta­vo Gar­cía, au­tén­ti­cos pa­la­cios, al­gu­nos con es­cul­tu­ras, fuen­tes, es­ca­le­ras de már­mol, lám­pa­ras de ara­ña y otros lu­jos inima­gi­na­bles en los ac­tua­les com­ple­jos ci­ne­ma­to­grá­fi­cos.

En 1985, con el sis­mo del 19 de sep­tiem­bre, co­men­zó el de­cli­ve de los gran­des ci­nes. Al­gu­nos de ellos fue­ron des­trui­dos: el Ro­ble, el Re­gis, el In­ter­na­cio­nal, el Del Pra­do, el Encanto, en­tre mu­chos otros que des­de en­ton­ces per­ma­ne­cen co­mo fan­tas­mas, en rui­nas, aban­do­na­dos, víc­ti­mas de la ig­no­ran­cia o, peor aún, de la es­pe­cu­la­ción in­mo­bi­lia­ria.

Los au­to­res es­tu­dian la ar­qui­tec­tu­ra de esos ci­nes que hoy for­man par­te del pa­sa­do, y al ha­cer­lo rea­li­zan un re­co­rri­do por la his­to­ria de la ciu­dad, por sus es­ce­na­rios y há­bi­tos de di­ver­sión. Rea­li­zan la lar­ga lis­ta de los ci­nes con que con­ta­ba la Ciu­dad de Mé­xi­co y nos di­cen en qué se han con­ver­ti­do los edi­fi­cios que aún so­bre­vi­ven: en tien­das de­par­ta­men­ta­les, mer­ca­dos, tem­plos, sex shops, ba­res y so­lo uno de ellos (el Bella Épo­ca) en cen­tro cul­tu­ral.

Los au­to­res pro­po­nen al­ter­na­ti­vas pa­ra la con­ser­va­ción y re­uti­li­za­ción de los edi­fi­cios de los vie­jos ci­nes, vol­ver­los com­ple­jos cul­tu­ra­les

_ con au­di­to­rios, ga­le­rías, sa­las de con­ven­cio­nes, sa­las ci­ne­ma­to­grá­fi­cas y tan­tas otras que, se­gu­ra­men­te, vol­ve­rían a dar­le es­plen­dor a sitios tan em­ble­má­ti­cos co­mo el Cos­mos, el Ma­ris­ca­la, el Or­feón o el Ópe­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.