LA TRANS­FOR­MA­CIÓN DEL CHUCKY

En su se­gun­da tem­po­ra­da en Europa, Lozano ha cam­bia­do su rol: aho­ra de­fi­ne más de los em­ba­tes que ge­ne­ra; su va­lor ya se tri­pli­có

Milenio Puebla - La Aficion Puebla - - FUTBOL INTERNACIONAL - Ru­bén Gue­rre­ro Ati­lano/

Al sur de Ho­lan­da, don­de un día cá­li­do mar­ca, en el me­jor de los ca­sos 12 gra­dos de tem­pe­ra­tu­ra, en Eind­ho­ven, un me­xi­cano ha con­se­gui­do una evolución fut­bo­lís­ti­ca sin fron­te­ras. Hir­ving Lozano vi­ve su se­gun­da tem­po­ra­da en el Vie­jo Con­ti­nen­te, con el PSV, don­de se ha adue­ña­do de la ti­tu­la­ri­dad en el ata­que, aca­pa­ran­do re­flec­to­res, pe­ro tam­bién trans­for­man­do su jue­go, au­men­tan­do su desem­pe­ño, me­jo­ran­do. A po­co más de cua­tro años de su de­but en el má­xi­mo cir­cui­to na­cio­nal, en Pachuca, hay in­di­ca­do­res que de­mues­tran, des­de lo ob­vio has­ta el de­ta­lle, los cam­bios.

A sus 23 años, Lozano es ga­ran­tía pa­ra el PSV y re­ve­la­ción a los ojos de gran par­te de Europa. Ape­nas la se­ma­na pa­sa­da, Hir­ving con­vir­tió su gol nú­me­ro on­ce con los Gran­je­ros, en lo que va de la cam­pa­ña; se lo mar­có al Tot­ten­ham en la Cham­pions Lea­gue. Los re­gis­tros del me­xi­cano son muy al­tos. En po­co más de un año en Ho­lan­da, su­ma 30 ano­ta­cio­nes du­ran­te 50 apa­ri­cio­nes de to­das las com­pe­ten­cias, 13 asis­ten­cias y un pro­me­dio de efec­ti­vi­dad de ca­ra al ar­co ri­val, de 1.6 par­ti­dos en­tre ca­da fes­te­jo. Su mo­men­to es en­vi­dia­ble y su pre­sen­cia, co­ti­dia­na.

Con­tra los Spurs, pe­se a que la Chan­pions se le ha ne­ga­do al PSV, Hir­ving mar­có el pri­mer tan­to de una gé­li­da tar­de en el es­ta­dio Phi­llips. Pe­ro su tan­to tras­cen­dió a la es­ta­dís­ti­cas. El gol del Chucky re­pre­sen­tó la dia­na 40 de ele­men­tos me­xi­ca­nos en el pres­ti­gia­do tor­neo eu­ro­peo de clu­bes; de he­cho, Lozano se con­vir­tió en el ju­ga­dor na­cio­nal nú­me­ro 13 en ha­cer­se pre­sen­te en es­ta con­tien­da, acom­pa­ñan­do nom­bres co­mo los de Car­los Ve­la, Gio­va­ni dos San­tos y Ja­vier Hernández, en­tre otros. Ano­tar en el má­xi­mo es­ce­na­rio, un pen­dien­te me­nos pa­ra el ‘11’.

Con el con­jun­to ro­ji­blan­co, Lozano es fi­gu­ra, pe­ro tam­bién hay exi­gen­cias. Pa­ra el PSV no hay ex­cu­sas en la Ere­di­vi­sie. Los Gran­je­ros tie­nen co­mo en­co­mien­da per­ma­nen­te el tí­tu­lo de Li­ga en ca­da cur­so y un se­gun­do pues­to o me­nos, es vis­to co­mo fra­ca­so. De mo­men­to, el cua­dro de Eind­ho­ven se man­tie­ne en la pun­ta, con 30 uni­da­des, a cin­co de di­fe­ren­cia del Ajax, el gran ri­val. “Hir­ving es muy es­pe­cial, nos apor­ta mu­cho en ata­que y se com­ple­men­ta per­fec­to con Luuk (De Jong), nues­tro eje ofen­si­vo”, re­ve­ló Mark Van Bom­mel, el ti­mo­nel del equi­po.

Los nú­me­ros de Hir­ving brin­dan una re­fe­ren­cia cer­ca­na a su mo­men­to, a su ac­tua­li­dad. Acom­pa­ña­do de Érick Gu­tié­rrez, su eterno so­cio en el Pachuca y aho­ra tam­bién en la se­lec­ción, Lozano ma­du­ra, asu­me más res­pon­sa­bi­li­da­des e in­cre­men­ta su his­to­rial con el PSV. Los ru­mo­res de las ofer­tas de Es­pa­ña e In­gla­te­rra no ma­rean al me­xi­cano, aun­que sí reite­ran su ca­pa­ci­dad. Trans­fer­markt, por­tal es­pe­cia­li­za­do en tras­pa­sos de fut­bo­lis­tas, ase­gu­ra que Chucky lle­gó a Ho­lan­da con un va­lor má­xi­mo de 10 mi­llo­nes de Eu­ros; hoy, si los Gran­je­ros lo ven­die­ran, po­drían co­brar has­ta 40 por sus ser­vi­cios.

EN LA BE­LLA AI­RO­SA

Hir­ving de­bu­tó en Pri­me­ra Di­vi­sión a ini­cios del 2014, mar­cán­do­le gol al Amé­ri­ca y en la can­cha del es­ta­dio Az­te­ca. Era un avi­so de lo que ven­dría con él. Con el Pachuca, su úni­co club, pa­só por prác­ti­ca­men­te to­dos los fil­tros has­ta lle­gar al equi­po es­te­lar, con En­ri­que Me­za di­ri­gién­do­le. De­bi­do a que los pues­tos prin­ci­pa­les de ofen­si­va eran ocu­pa­dos por ex­tran­je­ros, so­bre to­do la po­si­ción de me­dia pun­ta, Lozano se re­car­ga­ba en las ban­das, sin pre­fe­ren­cia cla­ra por al­gu­na. An­tes, des­bor­da­ba al por ma­yor y asis­tía más; aho­ra, su ca­pa­ci­dad es ca­si siem­pre em­plea­da en fi­ni­qui­tar em­ba­tes.

CON LA SE­LEC­CIÓN

Lozano fue una apues­ta de Juan Car­los Oso­rio, tan cues­tio­na­do en su pa­so por el ti­món de la se­lec­ción me­xi­ca­na. El co­lom­biano lle­vó de a po­co al ata­can­te y le fue sol­tan­do las rien­das de la ofen­si­va na­cio­nal. Su in­ten­ción era brin­dar­lo. El pun­to me­du­lar de su pa­so por el má­xi­mo com­bi­na­do se dio en el pa­sa­do Mun­dial, cuan­do Chucky con­si­guió el tan­to del triun­fo an­te Ale­ma­nia, el cam­peón del or­be… En la ac­tua­li­dad, con el re­cam­bio ge­ne­ra­cio­nal fra­guán­do­se, Hir­ving es bas­tión y ejem­plo a se­guir. Pre­via­men­te, tam­bién con­tó con pro­ce­so en re­pre­sen­ta­ti­vos con lí­mi­te de edad.

Hir­ving es muy es­pe­cial pa­ra el club, nos apor­ta mu­cho en ata­que; se en­tien­de con Luuk De Jong”

En­tre­na­dor del PSV

Lozano se es­tre­nó la se­ma­na pa­sa­da en la Cham­pions Lea­gue

FO­TOS: REUTERS E IMAGO7

Es re­fe­ren­te en el Tri­co­lor

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.