To­dos flo­tan

Milenio Puebla - - Ciudad - Fa­bián Pu­li­do Twit­ter: @FA­pu­li­do

To­dos flo­tan. Es la fra­se, el gan­cho, el se­ñue­lo del per­ver­so pa­ya­so “Eso” tan­to en su pri­me­ra ver­sión fíl­mi­ca co­mo en la más re­cien­te, la del di­rec­tor Andy Mus­chiet­ti, pro­ta­go­ni­za­da ma­gis­tral­men­te por el ac­tor y mo­de­lo sue­co, Bill Skars­gård. La que en es­te 2017, re­ven­tó las ta­qui­llas con­vir­tién­do­se en la pe­lí­cu­la de te­rror que más di­ne­ro ha re­cau­da­do en la his­to­ria del ci­ne… “to­dos flo­tan”.

Pien­so, en­ton­ces, en la ma­yo­ría de los po­lí­ti­cos me­xi­ca­nos, qué fuer­te es­cri­bir la ma­yo­ría pe­ro si no es así, por lo me­nos es la per­cep­ción, es la sen­sa­ción que te­ne­mos de que ca­si to­dos los ser­vi­do­res pú­bli­cos son de­cep­ción ase­gu­ra­da. Has­ta qué pun­to de des­con­ten­to, de enojo (de en­ca­bro­na­mien­to) y de “sos­pe­cho­sis­mo” ( gra­cias Creel) he­mos lle­ga­do. Y así, co­mo en la pe­lí­cu­la del pa­ya­so de Step­hen King, aque­llos que bus­can tor­cer los ren­glo­nes de la política, esos, “siem­pre flo­tan”, sa­len a la luz, “en­se­ñan el co­bre”.

Co­mo la de­cep­cio­nan­te de­cla­ra­ción (de es­ta se­ma­na) que sa­ca a flo­te al se­na­dor Luis Miguel Barbosa, en la cual ase­gu­ra que na­die le ga­na una en­cues­ta. Cui­da­do, no fue só­lo el con­te­ni­do sino el tono en la ex­pre­sión que, con so­ber­bia, qui­ta del pa­so en la bús­que­da por la can­di­da­tu­ra al go­bierno de Pue­bla con Mo­re­na, al dipu­tado Ale­jan­dro Ar­men­ta y al doc­tor En­ri­que Cár­de­nas, ex rec­tor de la Ud­lap, a quie­nes “ca­ba­lle­ro­sa­men­te” ex­ten­día su mano en días an­te­rio­res.

Pón­ga­se de acuer­do se­na­dor Barbosa. Ha­ce po­co til­da­ba de so­ber­bio a Ra­fael Mo­reno Va­lle y aho­ra us­ted, en un arre­ba­to, en­se­ña el dien­te de oro pe­ro, es así… “to­dos flo­tan”.

Y pa­ra ce­rrar, men­cio­nó a Mar­ga­ri­ta Za­va­la y a Ri­car­do Ana­ya, quie­nes se ja­lo­nea­ron la ca­mi­se­ta del PAN has­ta rom­per­la. Lo que han he­cho es­tos dos, jun­to con sus ca­ma­ri­llas, man­cha por com­ple­to aque­lla tra­yec­to­ria opo­si­to­ra de Ac­ción Na­cio­nal de dé­ca­das pa­sa­das. Al­guien di­jo por allí, “el PAN es­tá vi­vien­do sín­to­mas de una en­fer­me­dad que con­tra­jo con el po­der”; des­afor­tu­na­da­men­te un diag­nós­ti­co cer­te­ro.

La rup­tu­ra de Za­va­la con Ac­ción Na­cio­nal no be­ne­fi­cia ni a Mar­ga­ri­ta, ni a Ana­ya, ni al PRD que bus­ca con ellos for­mar un “fren­te”, ni a Ra­fael Mo­reno Va­lle, ni a Mé­xi­co, al tra­tar­se de un par­ti­do que de ser só­li­do y cohe­ren­te, ha que­da­do he­cho pe­da­zos.

Al fi­nal, “to­dos flo­tan”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.