PERNA Ri­vie­ra al norte

Milenio - - Viajes -

Pa­ra mo­ver­se en la re­gión hay dos op­cio­nes, una es ren­tar un au­to­mó­vil y la otra es con­tra­tar los ser­vi­cios de una em­pre­sa tu­rís­ti­ca lo­cal, en am­bos ca­sos se pue­den re­co­rrer los ca­si 200 ki­ló­me­tros de li­to­ral que ofre­cen ex­pe­rien­cias dis­tin­tas y úni­cas del norte de Bra­sil. Re­ci­fe es la ca­pi­tal de Per­nam­bu­co, una de las ur­bes más po­bla­das al norte de Bra­sil, sus ca­lles al­ber­gan unas se­rie de sitios que va­le la pe­na co­no­cer.

El Cen­tro de Ar­te­sa­nías de Per­nam­bu­co, com­pi­la el tra­ba­jo de in­dí­ge­nas lo­ca­les y gen­te de la co­mu­ni­dad, a muy bue­nos pre­cios se en­cuen­tran cua­dros, pe­que­ñas fi­gu­ras ta­lla­das en ma­de­ra, ju­gue­tes y te­ji­dos que re­fle­jan la cul­tu­ra del norte de Bra­sil. Es más re­co­men­da­ble sa­car di­ne­ro en los ca­je­ros allá que cam­biar di­vi­sas en el ae­ro­puer­to

A unos cuan­tos pa­sos es­tá Mue­lle del Agres­te, un es­pa­cio in­ter­ac­ti­vo con una dis­po­si­ción mu­seo­grá­fi­ca que mues­tra las raí­ces de la cul­tu­ra po­pu­lar de es­ta re­gión bra­si­le­ña. Des­de ins­tru­men­tos mu­si­ca­les has­ta uten­si­lios de cocina que a lo lar­go de los si­glos han for­ja­do la cul­tu­ra de Per­nam­bu­co, así co­mo las di­fe­ren­cias con el res­to de Bra­sil.

La Rua do Bom Jesus es una ca­lle his­tó­ri­ca en Re­ci­fe, ahí es­tá la pri­me­ra Si­na­go­ga del con­ti­nen­te, edi­fi­ca­da ba­jo el do­mi­nio ho­lan­dés, es uno de los po­cos edi­fi­cios que se con­ser­va del Si­glo XVI y no fue des­trui­do por los go­bier­nos por­tu­gue­ses. En esa mis­ma ca­lle es­tá la Em­ba­ja­da de los Mu­ñe­cos Gi­gan­tes, ahí guar­dan to­das las gran­des es­truc­tu­ras que usan du­ran­te las fies­tas del car­na­val y, re­pre­sen­tan a las per­so­na­li­da­des más des­ta­ca­das de la re­gión y del mun­do en­te­ro.

A unos 30 mi­nu­tos del cen­tro de Re­ci­fe, es­tá la Ofi­ci­na Bren­nand, un cen­tro es­cul­tó­ri­co con ex­po­si­cio­nes de la obra de Fran­cis­co Bren­nand en gran­des es­pa­cios con jar­di­nes es­pa­cios abier­tos, el cen­tro fue ins­ta­la­do en un vie­jo in­ge­nio azu­ca­re­ro y es hoy en día, uno de los cen­tros cul­tu­ra­les más im­por­tan­tes de Bra­sil.

Olin­da es una ciu­dad co­n­ur­ba­da a Re­ci­fe, es­tá a po­cos mi­nu­tos del cen­tro y es un es­pa­cio lleno de ca­lle­jo­nes em­pe­dra­dos, tem­plos y ar­qui­tec­tu­ra co­lo­nial que na­rran en silencio, el pa­so de por­tu­gue­ses, es­pa­ño­les y ho­lan­de­ses por es­tas tie­rras. Es un re­co­rri­do lleno de co­lo­res y aro­mas en­tre los pues­tos de ta­pio­cas y los te­chos a dos aguas con te­jas eu­ro­peas. Las vis­tas a los ras­ca­cie­los en Re­ci­fe des­de Olin­da son es­pec­ta­cu­la­res.

Pue­blo aba­jo es­tá la una de las igle­sias más an­ti­guas de Bra­sil que da­ta de 1580 y fue cons­trui­da por la Or­den Car­me­li­ta. Por­to de Ga­lin­has es un exó­ti­co lu­gar 61 ki­ló­me­tros al sur de Re­ci­fe, en el pa­sa­do los in­ge­nios azu­ca­re­ros

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.