E

Record - - CONTRA -

l ex­go­ber­na­dor de Si­na­loa, Ma­rio Ló­pez Val­dez ‘Ma­lo­va’, fue cap­ta­do in fra­gan­ti mien­tras abor­da­ba un lu­jo­so Ma­se­ra­ti en la fron­te­ra de Ti­jua­na (Mé­xi­co) con San Die­go, Ca­li­for­nia (EU).

Al ser cues­tio­na­do so­bre el ori­gen del vehícu­lo de­por­ti­vo, el pa­nis­ta ex­cu­só lo si­guien­te: “Só­lo me re­co­gie­ron en la lí­nea de Ti­jua­na, y me pre­gun­ta­ron si lo que­ría ma­ne­jar”.

No obs­tan­te, ‘Ma­lo­va’ no ocul­tó su pa­sión por los au­to­mó­vi­les de lu­jo, “Siem­pre me han gus­ta­do los ca­rros de­por­ti­vos. An­tes de es­tar en la po­lí­ti­ca tu­ve un Trams Am, un Olds­mo­bi­le y un Cor­vet­te”, re­cal­có el ex­man­da­ta­rio.

Por otra par­te, se­ría di­fí­cil que el ‘ex­gó­ber’ pu­die­ra dar­se un pri­vi­le­gio de tal mag­ni­tud, de­bi­do a que el Ma­se­ra­ti ‘Quat­tro­por­te’ tie­ne un cos­to pro­me­dio de 109 mil 900 eu­ros (al­re­de­dor de dos mi­llo­nes 307 mil pe­sos); mien­tras que él só­lo per­ci­bía 75 mil 788 pe­sos men­sua­les en su car­go.

Eso sí, Ló­pez Val­dez cuen­ta con el su­fi­cien­te po­der ad­qui­si­ti­vo pa­ra acu­dir a un jue­go del Clásico Mun­dial de Beis­bol; por di­cha ra­zón se en­con­tra­ba en los EU.

En se­ma­nas re­cien­tes, la Au­di­to­ría Su­pe­rior del Es­ta­do de­tec­tó des­víos por mil mi­llo­nes de pe­sos en Si­na­loa.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.