Con­gre­so 110 de la Air & Was­te Ma­na­ge­ment As­so­cia­tion

Revista +Ciencia de la Facultad de Ingeniería - - Contenido - RA­QUEL CA­RRE­RA TÉ­LLEZ

An­te­ce­den­tes

En ju­nio del año pa­sa­do, mis com­pa­ñe­ras Re­na­ta Ma­ya Rangel, Ro­cío Sán­chez Ruiz y yo co­men­za­mos a tra­ba­jar en el gru­po de in­ves­ti­ga­ción de la Fa­cul­tad de In­ge­nie­ría, desa­rro­llan­do in­ves­ti­ga­ción so­bre sín­te­sis y ca­rac­te­ri­za­ción de semiconductores orgánicos pa­ra su uso en dis­po­si­ti­vos so­la­res. Es­to nos ayu­dó a des­cu­brir nues­tro gus­to por la in­ves­ti­ga­ción, ya que, di­ri­gi­das por la doc­to­ra Ma­ría Ele­na Sán­chez Ver­ga­ra, ob­tu­vi­mos re­sul­ta­dos muy bue­nos con los nue­vos com­pues­tos sin­te­ti­za­dos.

Nues­tra in­ves­ti­ga­ción

En el ca­so de mi com­pa­ñe­ra Re­na­ta y yo, nues­tra in­ves­ti­ga­ción se ba­só en la sín­te­sis de semiconductores orgánicos usan­do los me­ta­les ní­quel y co­bre, res­pec­ti­va­men­te, los cua­les se en­con­tra­ban en ma­cro­ci­clos que, al ser sin­te­ti­za­dos con li­gan­tes orgánicos, pre­sen­ta­ron cam­bios in­tere­san­tes en sus pro­pie­da­des óp­ti­cas y eléc­tri­cas, lo que dio in­di­cio de su gran po­ten­cial pa­ra usar­los co­mo com­po­nen­tes en dis­po­si­ti­vos so­la­res.

El con­gre­so

Del 5 al 8 de ju­nio del 2017 se lle­vó a ca­bo la 110ma edi­ción del con­gre­so anual de la Air & Was­te Ma­na­ge­ment As­so­cia­tion con el te­ma “Brid­ging En­vi­ron­ment, Energy and Health” en Pit­ts­burgh, Pennsyl­va­nia. Es­ta con­fe­ren­cia, que lle­va más de un si­glo de an­ti­güe­dad, se rea­li­za con el pro­pó­si­to de re­unir a pro­fe­sio­na­les ex­per­tos en te­mas re­la­cio­na­dos con el me­dio am­bien­te, ener­gías re­no­va­bles, mo­de­la­ción am­bien­tal, cam­bio cli­má­ti­co, de­sa­rro­llo sus­ten­ta­ble, en­tre otros, con el fin de di­fun­dir y ex­po­ner los avan­ces en es­tos dis­tin­tos cam­pos en­tre ex­per­tos, es­tu­dian­tes, ins­ti­tu­cio­nes, em­pre­sas y gen­te interesada en los te­mas am­bien­ta­les y tec­no­ló­gi­cos. Re­na­ta y yo tra­ba­ja­mos en con­jun­to y pre­sen­ta­mos el tra­ba­jo “Sín­te­sis de ma­te­ria­les con com­po­nen­te MTAAB, con el fin de su uso en dis­po­si­ti­vos so­la­res”, mien­tras que Ro­cío pre­sen­tó el tra­ba­jo “Fa­bri­ca­ción de dis­po­si­ti­vos so­la­res ba­sa­dos en fta­lo­cia­ni­na de mag­ne­sio”. Las tres en­tra­mos en el concurso ba­jo

la ca­te­go­ría de Stu­dent poster com­pe­ti­tion.

Al lle­gar a Pit­ts­burgh, nos en­con­trá­ba­mos emo­cio­na­das y, al mis­mo tiem­po, ner­vio­sas de pre­sen­tar nues­tro tra­ba­jo, pues sig­ni­fi­ca­ba un año de es­cri­tos, car­tas, re­vi­sio­nes, erro­res y co­rrec­cio­nes, pe­ro, so­bre to­do, de una gran sa­tis­fac­ción per­so­nal. Tam­bién sig­ni­fi­ca­ba asis­tir a un con­gre­so de ni­vel in­ter­na­cio­nal y el co­mien­zo de nues­tra ca­rre­ra co­mo in­ves­ti­ga­do­ras, lo cual nos man­te­nía mo­ti­va­das.

El gran día fue el mar­tes 6 de ju­nio, día asig­na­do por el con­gre­so pa­ra la pre­sen­ta­ción de los posters. Después de es­pe­rar un año, fi­nal­men­te ha­bía lle­ga­do la ho­ra de pre­sen­tar nues­tro tra­ba­jo; es­tá­ba­mos pre­pa­ra­das pues co­no­cía­mos nues­tro te­ma al de­re­cho y al re­vés. La se­sión de pre­gun­tas y res­pues­tas se lle­vó a ca­bo de una for­ma muy ame­na. Re­ci­bi­mos a jue­ces y otros ex­po­si­to­res, quie­nes nos hi­cie­ron pre­gun­tas di­ver­sas, y tu­vi­mos la opor­tu­ni­dad de ex­pli­car nues­tro te­ma y dar a co­no­cer su re­le­van­cia en el mun­do de la in­ge­nie­ría y la in­no­va­ción. Ade­más, re­ci­bi­mos co­men­ta­rios alen­ta­do­res de su par­te, ya que se les hi­zo im­pre­sio­nan­te que es­tu­dian­tes de li­cen­cia­tu­ra rea­li­za­ran tra­ba­jos de in­ves­ti­ga­ción tan com­ple­tos y de gran ni­vel.

Después de la pre­sen­ta­ción del pós­ter se­gui­mos dis­fru­tan­do de las con­fe­ren­cias y ac­ti­vi­da­des so­cia­les que el con­gre­so ofre­cía, pla­ti­ca­mos con alum­nos, pro­fe­so­res y ex­po­si­to­res so­bre nues­tros te­mas de in­te­rés y apro­ve­cha­mos al má­xi­mo el con­gre­so y la ciu­dad. Al día si­guien­te fue la en­tre­ga de pre­mios, y mi com­pa­ñe­ra Ro­cío fue la ga­na­do­ra del pri­mer lu­gar de nues­tra ca­te­go­ría, lo cual sig­ni­fi­có bas­tan­te pa­ra las tres ya que ha­bía­mos tra­ba­ja­do de for­ma con­jun­ta. Ade­más, sa­bía­mos que ha­bía­mos pues­to en al­to el nom­bre de la Uni­ver­si­dad Anáhuac, y nos sen­ti­mos muy or­gu­llo­sas en ese mo­men­to.

Ex­pe­rien­cia

Asis­tir al con­gre­so nos abrió mu­chas puer­tas, co­no­ci­mos a es­tu­dian­tes de otros paí­ses con los mis­mos in­tere­ses que no­so­tras. Tam­bién co­no­ci­mos y pla­ti­ca­mos con al­gu­nos de los pio­ne­ros en te­mas am­bien­ta­les y de con­ta­mi­na­ción, re­ci­bi­mos sus con­se­jos y fe­li­ci­ta­cio­nes, ya que la ma­yo­ría se ad­mi­ra­ban de que sien­do tan jó­ve­nes hu­bié­ra­mos desa­rro­lla­do tra­ba­jos de una ca­li­dad com­pe­ten­te que po­día ser com­pa­ra­da con la de uni­ver­si­da­des es­ta­dou­ni­den­ses.

La ex­pe­rien­cia fue en­ri­que­ce­do­ra en to­dos los as­pec­tos; nos ayu­dó a cre­cer co­mo es­tu­dian­tes, pro­fe­sio­nis­tas y per­so­nas, pues nos hi­zo en­fren­tar y su­pe­rar desafíos de to­do ti­po, pe­ro más que na­da nos im­pul­só a se­guir en el ca­mino de la in­ves­ti­ga­ción cien­tí­fi­ca. To­do es­to fue gra­cias al apo­yo brin­da­do por la Uni­ver­si­dad Anáhuac, es­pe­cial­men­te por la doc­to­ra Ma­ría Ele­na Sán­chez, quien nos apo­yó y guió du­ran­te to­da es­ta ex­pe­rien­cia, la que no cam­bia­ría por na­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.