P

Women's Health (México) - - TÚ PREGUNTA - POR SALUD, DE­JA IR EL CO­RA­JE.

Sal­tar al si­llín al fren­te del gru­po re­quie­re aún más de­di­ca­ción que la de ir a cla­se tres ve­ces por se­ma­na. Pri­me­ro to­ma­rás un cur­so pa­ra apren­der la me­cá­ni­ca de la bi­ci­cle­ta, la anato­mía del cuer­po y la cien­cia de­trás del ci­clis­mo. Des­pués, los ins­truc­to­res ge­ne­ral­men­te de­di­can cer­ca de dos ho­ras más por ca­da cla­se de una ho­ra; és­tas las usan pa­ra pla­near la se­cuen­cia del en­tre­na­mien­to, com­pi­lar la mú­si­ca y crear un plan B en ca­so de que la ener­gía del gru­po des­cien­da o la mú­si­ca no fun­cio­ne bien. Tam­bién se re­co­mien­da que ca­da se­ma­na, des­pués de dar 10 o 15 cla­ses, los ins­truc­to­res ha­gan dos se­sio­nes de en­tre­na­mien­to al­ter­na­ti­vo en­fo­ca­das en desa­rro­llar fuer­za, co­mo ba­rre o yo­ga, pa­ra evi­tar le­sio­nes. Mien­tras más fuer­tes y elás­ti­cos sean tus múscu­los (ayu­da ma­sa­jear­los con un ro­di­llo de es­pu­ma), más lejos po­drá lle­gar tu cuer­po. ¿El pre­rre­qui­si­to más im­por­tan­te pa­ra vol­ver­te una ins­truc­to­ra de ci­clis­mo exi­to­sa? Una per­so­na­li­dad car­ga­da de ener­gía. Ha­brá días en los que lo que me­nos quie­ras ha­cer se­rá ejer­ci­tar­te, pe­ro da­do que tu tra­ba­jo es lle­var a los de­más a dar lo me­jor de sí mis­mos, tie­nes que mo­ti­var al gru­po.pién­sa­lo de es­ta for­ma: De­bes amar desen­vol­ver­te en pú­bli­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.