Ni­ños de oro re­ci­bi­dos co­mo gran­des hé­roes

Re­ci­bi­mien­to. La se­lec­ción de béisbol de Ni­ca­ra­gua ga­nó 4-0 a Mé­xi­co, co­ro­nán­do­se cam­peón del Pa­na­me­ri­cano in­fan­til

Metro (Nicaragua) - - DEPORTES - HA­ROLD BRI­CE­ÑO

La Se­lec­ción Nacional sub-10 de béisbol arri­bó la tar­de de es­te do­min­go a Ni­ca­ra­gua des­pués de ga­nar me­da­lla de oro, tras ven­cer a Mé­xi­co en la fi­nal del Pa­na­me­ri­cano con mar­ca­dor de 4-0 en Rey­no­sa.

Al arri­bar al Ae­ro­puer­to In­ter­na­cio­nal Au­gus­to C. San­dino los pe­lo­te­ri­tos nicas fue­ron re­ci­bi­dos co­mo hé­roes, pa­ra lue­go ofre­cer una con­fe­ren­cia de pren­sa y en­tre­ga­ron la me­da­lla de oro al pre­si­den­te de la Fe­de­ra­ción Ni­ca­ra­güen­se de Béisbol Aso­cia­da (Fe­ni­ba) Ne­me­sio Po­rras, pa­ra que es­te ha­ga la en­tre­ga del re­co­no­ci­mien­to ob­te­ni­do por los ni­ños al pre­si­den­te de la Re­pú­bli­ca, Da­niel Or­te­ga.

Ni­ca­ra­gua ga­nó por se­gun­do año con­se­cu­ti­vo el cam­peo­na­to Pa­na­me­ri­cano in­fan­til en la ca­te­go­ría sub-10. En el 2016, el tor­neo se reali­zó en Ma­na­gua. Los nicas tu­vie­ron mar­ca de 6 vic­to­rias y 1 de­rro­ta du­ran­te la com­pe­ten­cia, el pa­se de Ni­ca­ra­gua por el tor­neo fue ca­si per­fec­to, per­dien­do so­lo an­te el con­jun­to an­fi­trión, Mé­xi­co, 4-3, el lu­nes y a quie­nes es­te sábado le arre­ba­ta­ron el cam­peo­na­to.

Fe­li­ci­dad en ca­sa

Ves­ti­dos de azul y blan­co, con la me­da­lla de oro guin­dan­do en sus cue­llos y con el tro­feo de­lan­te de ellos, así lle­ga­ron los mo­nar­cas, con sus ros­tros son­rien­tes y un tan­to tí­mi­dos an­te las cá­ma­ras que los aco­sa­ban in­ten­tan­do te­ner de ellos el me­jor perfil. Es­ta­ban pa­gan­do el pre­cio de ha­ber­se con­ver­ti­do en fi­gu­ras na­cio­na­les.

Tras una com­pa­re­cen­cia an­te los me­dios, los pe­que­ños gi­gan­tes co­rrie­ron a los bra­zos de sus pa­dres, quie­nes los arru­lla­ron con tan­ta fuer­za que pa­re­cían es­tar in­ten­tan­do re­cu­pe­rar en unos minutos to­dos los días que no los tu­vie­ron cer­ca.

Lue­go de la reunión con los pa­dres, los cam­peo­nes sa­lie­ron en bus­ca del au­to­bús que

los tras­la­da­ría a sus ho­ga­res, pe­ro an­tes se en­con­tra­ron con una mul­ti­tud que gri­ta­ba sin pa­rar y desea­ba de­vo­ta­men­te go­zar del pri­vi­le­gio de te­ner­los cer­ca pa­ra fe­li­ci­tar­los por el gran tra­ba­jo he­cho en sue­lo me­xi­cano.

La es­ce­na era de abun­dan­te jú­bi­lo, ahí no ha­bía es­pa­cio pa­ra la­men­ta­cio­nes, to­do era gri­tos, sil­bi­dos y son­ri­sas.

Mu­cha emo­ción

De to­dos los pe­lo­te­ros, uno de los más emo­cio­na­dos y so­li­ci­ta­dos fue Wil­fre­do Cen­teno, la prin­ci­pal fi­gu­ra de la se­lec­ción ni­ca­ra­güen­se y del tor­neo. Car­gan­do los cin­co tro­feos que da­ban cré­di­to de su gran ac­tua­ción, el Ju­ga­dor Más Va­lio­so del jue­go fi­nal con­tra Mé­xi­co, ma­ni­fes­tó que “hi­ci­mos las co­sas bien, es­tá­ba­mos em­pe­ña­dos en ha­cer un gran tra­ba­jo y al fi­nal pu­di­mos lo­grar­lo, le tra­ji­mos a Ni­ca­ra­gua la me­da­lla de oro”.

Por su par­te, Juan Car­los Ur­bi­na, otro de los des­ta­ca­dos pe­lo­te­ros de es­ta triun­fan­te se­lec­ción, se­ña­ló que “me lle­na de mu­cha ale­gría ha­ber­le cum­pli­do a mi país, to­dos en la se­lec­ción sa­bía­mos que en Ni­ca­ra­gua es­ta­ban es­pe­ran­do es­ta me­da­lla y pues di­mos nues­tro ma­yor es­fuer­zo pa­ra con­se­guir­la”.

Le cum­plie­ron al país

Fi­gu­ra in­dis­cu­ti­ble de es­ta se­lec­ción que so­lo per­dió uno de ocho desafíos en to­do el Cam­peo­na­to Pa­na­me­ri­cano, es la má­na­ger An­gé­li­ca Ra­mí­rez, la pri­me­ra mu­jer al fren­te de una se­lec­ción nacional de béisbol. Con su ad­mi­ra­ble tra­ba­jo en cam­peo­na­tos na­cio­na­les se ga­nó la opor­tu­ni­dad de es­tar al fren­te de un com­bi­na­do nacional y res­pon­dió al má­xi­mo con las ex­pec­ta­ti­vas.

“Agra­dez­co la con­fian­za que de­po­si­ta­ron en mí pa­ra de­mos­trar de lo que soy ca­paz”, di­jo An­gé­li­ca, quien ade­más ma­ni­fes­tó que la cla­ve pa­ra lo­grar la me­da­lla de oro fue “actitud, con­fian­za y en­tre­ga”.

“Es­ta me­da­lla pu­do con­se­guir­se gra­cias a la en­tre­ga que ca­da uno de es­tos ni­ños de­mues­tra cuan­do en­tra al te­rreno de jue­go y a la res­pon­sa­bi­li­dad que pe­se a su cor­ta edad de­mos­tra­ron an­te ca­da desafío”, ma­ni­fes­tó la ti­mo­nel, que se­gu­ra­men­te ten­drá en el futuro la opor­tu­ni­dad de di­ri­gir a otra se­lec­ción nacional.

/ HENRY PA­DI­LLA

La se­lec­ción de béisbol sub-10 lle­gó ayer en la tar­de a Ni­ca­ra­gua.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Nicaragua

© PressReader. All rights reserved.