De po­tre­ro a re­ser­va na­tu­ral en Ma­na­gua

Metro (Nicaragua) - - NOTICIAS - MAURICIO GON­ZÁ­LEZ Me­tro Ni­ca­ra­gua

En la re­ser­va se pue­den ha­cer di­ver­sas ac­ti­vi­da­des de eco­tu­ris­mo, ci­clis­mo y ca­mi­na­ta.

La re­ser­va na­tu­ral Na­tu­ra, de 434 hec­tá­reas, ubi­ca­da en el mu­ni­ci­pio de Vi­lla El Car­men, en Ma­na­gua, pue­de atra­par los ga­ses de efec­to in­ver­na­de­ro que emi­ten más de 20.000 ca­rros al año y tam­bién pro­du­cir 3,6 mi­llo­nes de me­tros cú­bi­cos.

Gus­ta­vo Mar­tí­nez, coor­di­na­dor de pro­yec­tos de Fun­de­nic, or­ga­ni­za­ción que ad­mi­nis­tra la re­ser­va que es pro­pie­dad de la cor­po­ra­ción Mon­te­li­mar, afir­mó que al­re­de­dor de 7.500 to­ne­la­das de car­bono son atra­pa­das por el bos­que.

“En pro­me­dio se sa­be que un ca­rro pro­du­ce tres to­ne­la­das mé­tri­cas de car­bono por año; es de­cir, que las 7.500 to­ne­la­das que atra­pa la re­ser­va, equi­va­le a atra­par los ga­ses de 21.000 o 25.000 vehícu­los, anual­men­te”, ex­pli­có Mar­tí­nez, quien se­ña­ló que es­te es uno de los prin­ci­pa­les ser­vi­cios am­bien­ta­les que brin­da la re­ser­va.

Jaime In­cer, ecó­lo­go y uno de los ideó­lo­gos de es­ta re­ser­va, ase­gu­ró que es uno de los más exi­to­sos ejem­plos de res­tau­ra­ción na­tu­ral en el país, ya que en el 2004 cuan­do se em­pe­zó la re­fo­res­ta­ción, esa zo­na era un po­tre­ro aban­do­na­do.

In­cer ase­gu­ró que “el bos­que es un oa­sis ecológico úni­co, don­de cual­quier ve­ra­nean­te pue­de ca­mi­nar por los sen­de­ros y co­no­cer la fau­na. Tie­ne un va­lor edu­ca­ti­vo y eco­tu­rís­ti­co. Oja­lá al­go así se pu­die­ra ha­cer cer­ca de las prin­ci­pa­les ciu­da­des pa­ra ob­te­ner be­ne­fi­cios am­bien­ta­les. Tam­bién pa­ra que los es­tu­dian­tes y ju­ven­tud vea en ver­dad lo que es un ma­ne­jo sos­te­ni­ble del bos­que”.

En apro­xi­ma­da­men­te 18 años, pe­ro prin­ci­pal­men­te des­de el 2008 cuan­do se plan­ta­ron al­re­de­dor de 500.000 ár­bo­les pro­pios del bos­que se­co, la re­cu­pe­ra­ción na­tu­ral de la zo­na ha si­do fan­tás­ti­ca. Mar­tí­nez ase­gu­ró que ade­más de la cap­tu­ra de car­bono, la re­ser­va es­tá pro­du­cien­do 3,6 mi­llo­nes de me­tros cú­bi­cos de agua anual­men­te.

Di­jo que es una al­ter­na­ti­va de rie­go pa­ra los ca­ña­ve­ra­les, pa­ra no com­pe­tir con las fuen­tes tra­di­cio­na­les co­mo ríos y po­zos, muy es­ca­sas en es­ta zo­na. “La ca­ña, co­mo otros cul­ti­vos con fi­nes in­dus­tria­les, re­quie­ren vo­lú­me­nes de agua que lle­gan a com­pe­tir con la de­man­da de al­gu­nas co­mu­ni­da­des”, ex­pli­có el ex­per­to.

La can­ti­dad de agua que pro­du­ce la re­ser­va da pa­ra re­gar al me­nos 20 hec­tá­reas de ca­ña al año, pre­ci­só Mar­tí­nez. Se­gún el ex­per­to, la re­ser­va me­jo­ró el sis­te­ma hi­dro­geo­li­co, ya que las agua en es­co­rren­tías que vie­nen des­de las sie­rras de Ma­na­gua que dre­nan ha­cia el Pa­cí­fi­co se re­co­gen en dos em­bal­ses lla­ma­dos La­gar­to y Gar­ce­ta.

Sin em­bar­go, pa­ra las co­mu­ni­da­des ale­da­ñas tam­bién sea me­jo­ra­do el mi­cro­cli­ma; es de­cir, que se ge­ne­ra más pre­ci­pi­ta­cio­nes de­bi­do a que hay co­ber­tu­ra bos­co­sa.

“Es pro­ba­ble, no lo he­mos com­pro­ba­do cien­tí­fi­ca­men­te, que los po­zos de agua de los al­re­de­do­res se es­tén vien­do be­ne­fi­cia­dos. Los vo­lú­me­nes de llu­via año a año, son ma­yo­res”, di­jo Mar­tí­nez, quien men­cio­nó que in­clu­so in­cur­sio­nes de ga­na­do que

vie­ne a aguar en las que­bra­das sean be­ne­fi­cia­dos. En 18 años se han mul­ti­pli­ca­do 400 es­pe­cies ve­ge­ta­les, en­tre fo­res­ta­les, fru­ta­les y her­bá­ceas. Eso in­di­ca que me­jo­ró la pro­duc­ti­vi­dad del eco­sis­te­ma, afir­mó Mar­tí­nez.

En 2004 se co­men­zó a re­fo­res­tar el área, ubi­ca­da en Vi­lla El Car­men, Ma­na­gua.| MAURICIO GON­ZÁ­LEZ

Newspapers in Spanish

Newspapers from Nicaragua

© PressReader. All rights reserved.