Lo de­jan de­te­ni­do por ho­mi­ci­dio en Co­clé

Crítica - - Anuncios - Chi­ri­quí

Téc­ni­cos de la Di­rec­ción de Bio­di­ver­si­dad y Vi­da Sil­ves­tre de la re­gio­nal del Mi­nis­te­rio de Am­bien­te (MiAm­bien­te), en la pro­vin­cia Chi­ri­quí, rea­li­za­ron el res­ca­te de un pe­re­zo­so de dos de­dos, el cual es­ta­ba en un ár­bol cer­cano a una ca­sa en la ba­rria­da La Pal­mi­ta, ubi­ca­da en el co­rre­gi­mien­to La Con­cep­ción, en el dis­tri­to Bu­ga­ba.

El ani­mal sil­ves­tre, que se en­con­tra­ba ate­mo­ri­za­do de­bi­do a que ob­ser­va­ba muy cer­ca la pre­sen­cia de las per­so­nas, fue res­ca­ta­do lue­go que mo­ra­do­res en el lu­gar die­ron avi­so a MiAm­bien­te, cu­yo per­so­nal pro­ce­dió in­me­dia­ta­men­te.

El pe­re­zo­so es un ani­mal que uti­li­za sus afi­la­das ga­rras pa­ra de­fen­der­se, sin em­bar­go, su me­jor for­ma de pro­te­ger­se es el ca­mu­fla­je y su len­to mo­vi­mien­to. Sus de­pre­da­do­res na­tu­ra­les in­clu­yen ser­pien­tes, jaguares, águi­la har­pía, co­yo­tes y otros car­ní­vo­ros, pe­ro su ma­yor ame­na­za es el hom­bre.

Es­te ani­mal sil­ves­tre, de dos de­dos, pue­de ir a más de 0.27km/h. Es más len­to en el sue­lo, por lo que el nú­me­ro de pe­re­zo­sos atro­pe­lla­dos en las ca­lles y au­to­pis­tas, pue­de ser muy al­to, a pe­sar de las ad­ver­ten­cias via­les so­bre el pa­so de vi­da sil­ves­tre en al­gu­nos tra­mos de las ca­rre­te­ras.

Pe­ti­ción

El Mi­nis­te­rio de Am­bien­te so­li­ci­ta a la co­mu­ni­dad que cuan­do en­cuen­tren al­gu­na es­pe­cie de vi­da sil­ves­tre en sus ca­sas o en los al­re­de­do­res, no la ma­ten ni las­ti­men, ya que es me­jor lla­mar a la se­de re­gio­nal al te­lé­fono 500-0922 pa­ra que los téc­ni­cos pro­ce­dan al

Es­ta­dís­ti­cas

res­ca­te y le un lu­gar

bus­quen apro­pia­do pa­ra re­ubi­car­lo.

En ca­so de que el ani­mal sea en­con­tra­do en mal es­ta­do, MiAm­bien­te pro­ce­de­rá a ve­ri­fi­car su con­di­ción y bus­car­le otro ho­gar, ya que mu­chas ve­ces no pue­de vol­ver al me­dio sil­ves­tre.

Aten­tar con­tra la vi­da de los ani­ma­les sil­ves­tre es con­si­de­ra­do en de­li­to eco­ló­gi­co, por lo cual se ha­ce el lla­ma­do de aten­ción pa­ra pre­ser­var la vi­da de los mis­mos.

Con es­te ope­ra­ti­vo su­man 27 los res­ca­tes de ani­ma­les sil­ves­tres en lo que va del año, seis ca­sos más en com­pa­ra­ción con el año pa­sa­do, se­gún los re­por­tes. Por ha­ber dis­pa­ra­do con­tra Car­los Al­ber­to Man­zano Oroz­co y cau­sar­le la muer­te, un su­je­to enfrenta car­gos por el de­li­to de ho­mi­ci­dio doloso en gra­do de ten­ta­ti­va.

El Mi­nis­te­rio Pú­bli­co in­for­mó que el 26 de agos­to se reali­zó an­te un Juez de Ga­ran­tías del Sis­te­ma Pe­nal Acu­sa­to­rio de Co­clé, la au­dien­cia de con­trol de aprehen­sión, impu­tación de car­gos e im­po­si­ción de me­di­das cau­te­la­res per­so­na­les en con­tra del ciu­da­dano iden­ti­fi­ca­do con las ini­cia­les A.I.S.S.

Se­gún las in­ves­ti­ga­cio­nes, cua­tro días an­tes de la di­li­gen­cia ju­di­cial (22 de agos­to), el in­ves­ti­ga­do dis­pa­ró con ar­ma de fue­go en per­jui­cio de Car­los Man­zano Oroz­co, quien se en­con­tra­ba afue­ra de su re­si­den­cia, y lo im­pac­tó en la pier­na iz­quier­da oca­sio­nán­do­le se­ria le­sión vas­cu­lar, por lo cual la víc­ti­ma fue tras­la­da­da ha­cia el Hos­pi­tal San­to To­más de la ciu­dad de Pa­na­má, en don­de fue in­ter­ve­ni­do qui­rúr­gi­ca­men­te, y fa­lle­ció.

La jjuez de Ga­ran­tías Ma­ri­sa­bel Ba­zán, ava­ló las pe­ti­cio­nes de la Fis­ca­lía, se­gún el ar­tícu­lo 131 y 132, nu­me­ral 4 y 6 del Có­di­go Pe­nal, y es­ta­ble­ció un pla­zo de seis (6) me­ses pa­ra el per­fec­cio­na­mien­to de la in­ves­ti­ga­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Panama

© PressReader. All rights reserved.