EMILY ORILLAC Y RO­BER­TO SO­SA UN BOS­QUE EN­CAN­TA­DO FUE DON­DE LOS HOY ES­PO­SOS DIS­FRU­TA­RON JUN­TO A SUS IN­VI­TA­DOS UNA BO­DA DE EN­SUE­ÑO

«Ca­mi­na­re­mos jun­tos de la mano de Dios, has­ta que Dios lo per­mi­ta. Es­ta­mos fe­li­ces y nun­ca du­da­mos que es­te día lle­ga­ría»

Hola Panama - - Verano -

«Ce­le­bra­mos nues­tro ma­tri­mo­nio por el ci­vil el 4 de enero de 2017 en la ca­sa de Ro­ber­to, ese día era nues­tro aniver­sa­rio de no­vios y nos pa­re­ció especial»

LA ÉPO­CA es­tu­dian­til son los años don­de ade­más de la for­ma­ción es­co­lar, se con­so­li­dan las bue­nas amis­ta­des, los re­cuer­dos ju­ve­ni­les y una que otra tra­ve­su­ra he­cha a al­gún pro­fe­sor o com­pa­ñe­ro de cla­ses, que años des­pués, aún nos sa­ca una son­ri­sa pí­ca­ra. Tiempos aque­llos. Fue pre­ci­sa­men­te en esos tiempos don­de Emily Orillac y Ro­ber­to So­sa se co­no­cie­ron e ini­cia­ron una be­lla amis­tad, que años más tar­de se con­vir­tie­ra en ma­tri­mo­nio. Co­mo ellos mis­mos com­par­ten, el res­to es his­to­ria. —¿Có­mo pa­sa­ron de ser sim­ple­men­te ami­gos a ser no­vios? —To­do em­pe­zó para el año nue­vo (2014 a 2015). Hi­ci­mos un sú­per click y nos que­da­mos con­ver­san­do du­ran­te más de 4 días. Des­pués fui­mos a nues­tro pri­mer date en el Cas­co Vie­jo y des­de ese día nun­ca he­mos de­ja­do de ha­blar.

—Emily, ¿có­mo fue la pro­pues­ta de ma­tri­mo­nio? ¿Te lo es­pe­ra­bas? —No me lo es­pe­ra­ba, Ro­ber­to me des­per­tó a las 6:30 am con una ta­za de ca­fé deliciosa y yo, me­dio dor­mi­da no en­ten­día na­da. Fue muy especial y sú­per per­so­nal. —Ro­ber­to, muy ori­gi­nal pe­di­da de mano. ¿Có­mo la ideas­te? ¿Quié­nes te ayu­da­ron? —La pre­pa­ra­mos con mu­cho ca­ri­ño. Me ayu­dó Bea, la her­ma­na de Emily, y mi ma­má. —¿En cuán­to tiem­po pla­nea­ron la bo­da? —To­dos los pre­pa­ra­ti­vos los pla­nea­mos en so­lo 6 me­ses. —¿Cuán­do ce­le­bra­ron la unión por lo ci­vil y ecle­siás­ti­ca y dón­de? —Ce­le­bra­mos nues­tro ma­tri­mo­nio por el ci­vil el 4 de enero de 2017 en la ca­sa de Ro­ber­to, ese día era nues­tro aniver­sa­rio de no­vios y nos pa­re­ció especial. Hi­ci­mos al­go sú­per chi­qui­to so­lo con la fa­mi­lia, y con mu­cho amor. La bo­da re­li­gio­sa fue 7 de ju­lio de 2017 en la Igle­sia San Fran­cis­co de Asís de la Ca­le­ta y lue­go ce­le­bra­mos has­ta el ama­ne­cer en el Club Unión. —La de­co­ra­ción de la bo­da re­li­gio­sa y de la re­cep­ción es­tu­vo de en­sue­ño. —La po­dría des­cri­bir co­mo su­rreal. Aún lo pien­so y que­do sin pa­la­bras. Ele­gi­mos para la de­co­ra­ción de la Igle­sia to­nos blan­cos, y co­lo­ca­mos ca­las en ca­da rin­cón. Le

La épo­ca es­tu­dian­til son los años don­de ade­más de la for­ma­ción es­co­lar, se con­so­li­dan las bue­nas amis­ta­des, los re­cuer­dos ju­ve­ni­les y una que otra tra­ve­su­ra he­cha a al­gún pro­fe­sor o com­pa­ñe­ro de cla­ses, que años des­pués, aún nos sa­ca

una son­ri­sa pí­ca­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Panama

© PressReader. All rights reserved.