Cár­de­nas di­ce que ya era mi­llo­na­rio an­tes del In­dert

El pre­si­den­te del In­dert, Jus­to Pas­tor Cár­de­nas, vi­si­tó ayer nues­tra re­dac­ción pa­ra ha­blar so­bre el ori­gen de su cuan­tio­so pa­tri­mo­nio. Dio a en­ten­der que él siem­pre fue mi­llo­na­rio, pe­ro sie­te años atrás, ape­nas pagaba G. 500.000 de pres­ta­ción ali­men­ta­ria

ABC Color - - PORTADA - Gladys Be­ní­tez Prie­to gbe­ni­tez@abc.com.py

An­te las pu­bli­ca­cio­nes so­bre su pa­tri­mo­nio, el ti­tu­lar del Ins­ti­tu­to Nacional de De­sa­rro­llo Ru­ral y de la Tie­rra (In­dert) vi­si­tó ayer nues­tro dia­rio, acom­pa­ña­do de una es­cri­ba­na y del equi­po de pren­sa del en­te ru­ral. Jus­to Pas­tor Cár­de­nas ale­gó, bá­si­ca­men­te, que su for­tu­na fue lí­ci­ta­men­te ob­te­ni­da y que hoy, ade­más de ac­ti­vos, tam­bién po­see mi­llo­na­rios pa­si­vos. No obs­tan­te, hi­zo én­fa­sis en que tie­ne pro­pie­da­des de su fa­mi­lia y que des­de ha­ce dé­ca­das vie­ne go­zan­do de un buen pa­sar.

Sin em­bar­go, ha­ce sie­te años, cuan­do Cár­de­nas era dipu­tado nacional, fue de­man­da­do por su ex­pa­re­ja por pres­ta­ción ali­men­ta­ria, ya que se­gún los da­tos no co­la­bo­ra­ba pa­ra la ma­nu­ten­ción de sus dos hi­jos (en­ton­ces me­no­res de edad). La ma­dre de ellos, Mar­ce­la Pap­pa­lar­do, ha­bía pre­sen­ta­do de­man­da pa­ra pe­dir que le pa­gue G. 4 mi­llo­nes co­mo pres­ta­ción ali­men­ta­ria y en pri­me­ra ins­tan­cia el juz­ga­do hi­zo lu­gar al pe­di­do, pe­ro Cár­de­nas ape­ló y en se­gun­da ins­tan­cia, el mon­to se re­du­jo a só­lo G. 500.000, que fue lo que ter­mi­nó abo­nan­do. Hoy, el ti­tu­lar del In­dert, po­lí­ti­co de la ANR y pre­can­di­da­to a se­na­dor por el mo­vi­mien­to Ho­nor Co­lo­ra­do, tie­ne pro­pie­da­des e in­ver­sio­nes por mi­llo­nes de dó­la­res.

Pa­si­vo de la em­pre­sa

El pre­si­den­te del ins­ti­tu­to agra­rio em­pe­zó la en­tre­vis­ta acla­ran­do que vino a mos­trar los do­cu­men­tos pe­ro no a de­jar co­pias de ellos, “por­que el dia­rio no se cons­ti­tu­ye en fis­cal, juez ni con­tra­lor”. Si bien no nos per­mi­tió ho­jear el bi­blio­ra­to que te­nía en ma­nos, nos fue le­yen­do el con­te­ni­do de los pa­pa­les.

Se­ña­ló que la em­pre­sa Agroin­dus­trial Ga­na­de­ra JPC SA, don­de él es el prin­ci­pal ac­cio­nis­ta, aun­que co­mo pre­si­den­te fi­gu­ra Mi­guel Ye­gros, ce­rró el ejer­ci­cio 2016 con G. 248 mi­llo­nes de uti­li­dad, se­gún Ba­lan­ce Ge­ne­ral, y que el pa­si­vo era de G. 6.906 mi­llo­nes. “La deu­da ac­tual, a un cor­te de agos­to de es­te año, subió a G. 8.200 mi­llo­nes y los do­cu­men­tos que trai­go acre­di­tan esa si­tua­ción”, di­jo.

A nom­bre de la Agroin­dus­trial Ga­na­de­ra JPC, es­tán las 556 Ha. ad­qui­ri­das en Pi­ra­yú (Pa­ra­gua­rí), se­gún los do­cu­men­tos de com­pra­ven­ta por G. 3.500 mi­llo­nes, pe­ro que es­tán va­lua­das en US$ 3 mi­llo­nes y con in­ver­sio­nes de al me­nos US$ 1,5 mi­llo­nes. De acuerdo con la ver­sión del ti­tu­lar del In­dert, con deu­das pu­do fi­nan­ciar la ad­qui­si­ción y de­sa­rro­llo de es­tas tie­rras, ade­más del apor­te de la ma­sa so­cie­ta­ria (el ca­pi­tal in­te­gra­do le­gal de la em­pre­sa es de G. 4.000 mi­llo­nes). Men­cio­nó que, por ejem­plo, tie­ne un cré­di­to de G. 3.720 mi­llo­nes con el Ban­co Nacional de Fo­men­to pa­ra un pro­yec­to fo­res­tal en su es­tan­cia, ade­más de fon­dos de la “ma­sa so­cie­ta­ria”.

Cuan­do le pre­gun­ta­mos quié­nes son otros ac­cio­nis­tas de la SA, res­pon­dió que él no vino a ha­blar de eso, pe­ro des­pués aco­tó que so­la­men­te Ye­gros apor­tó G. 750 mi­llo­nes y que su ma­dre, Eli­sa Nu­nes viu­da de Cár­de­nas (83 años), apor­tó otros G. 500 mi­llo­nes. Se­ña­ló que a nom­bre de ella es­tá pre­ci­sa­men­te el de­par­ta­men­to don­de él vi­ve (pi­so seis, edi­fi­cio Bal­co­nes del Par­que de Asun­ción), así co­mo una pro­pie­dad en Pun­ta del Es­te (Uru­guay).

Con­ti­nuó ha­blan­do so­bre sus pa­si­vos y di­jo que te­nía una “deu­da fa­mi­liar” de G. 33 mi­llo­nes, con ven­ci­mien­to en 2020. Del Ban­co Con­ti­nen­tal sa­có un prés­ta­mo de G. 508 mi­llo­nes y otro de G. 262 mi­llo­nes; del Re­gio­nal, uno de G. 1.705 mi­llo­nes y otro de G. 2.900 mi­llo­nes.

Pro­pie­da­des

En cuan­to a sus pro­pie­da­des, re­fi­rió sin dar de­ta­lles que tie­ne un in­mue­ble en Asun­ción des­de el año 1997, “va­lua­do en 800.000 dó­la­res”; men­cio­nó otro en el cen­tro mis­mo de la ca­pi­tal, so­bre la ca­lle He­rre­ra, que com­pró cuan­do él te­nía 25 años, en 1994; ade­más de una pro­pie­dad en Lu­que, com­pra­da en 2013, “an­tes de in­gre­sar al In­dert”.

Tam­bién men­cio­nó que es­tá en cur­so un jui­cio de su­ce­sión de su fa­mi­lia en el que hay un edi­fi­cio, ubi­ca­do en Bra­sil y Aza­ra, va­lua­do en US$ 2 mi­llo­nes, de más de 1.000 m² en to­tal.

Cár­de­nas aco­tó que su vi­da la­bo­ral no co­mien­za en el In­dert, sino que él tam­bién fue dipu­tado cin­co años y an­tes se de­di­có al “co­mer­cio en los úl­ti­mos 20 años”. “No me vas a pes­car coimean­do G. 50 mi­llo­nes. ¿Qué pue­do yo ga­nar con eso, con los nú­me­ros que yo ma­ne­jo?”, pun­tua­li­zó.

No­ta en­via­da al pre­si­den­te de la Cá­ma­ra de Dipu­tados, en ju­nio de 2009, que en­ton­ces era Enrique S. Bu­zar­quis.

El pre­si­den­te del In­dert, Jus­to Pas­tor Cár­de­nas, vino a ABC acom­pa­ña­do de una es­cri­ba­na.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.