ABC Color

Pa­pas por ma­rihua­na

- Juan Au­gus­to Roa ja­roa@abc.com.py Una · Ministry of Agriculture, Fisheries and Food of Spain

La si­tua­ción pro­vo­ca­da con el re­torno for­za­do de mi­les de com­pa­trio­tas que ha­bían mi­gra­do al ex­te­rior, hu­yen­do de la po­bre­za a la que es­ta­ban con­de­na­dos en su pro­pia tie­rra, plan­tea una se­rie de desafíos pa­ra quie­nes tie­nen la res­pon­sa­bi­li­dad de di­ri­gir las políticas de ac­ción del go­bierno, desafíos pa­ra los cua­les no es­ta­mos vien­do aún las res­pues­tas.

Una im­por­tan­te ma­sa de in­di­vi­duos se su­ma con sus de­man­das de ser­vi­cios, de sa­lud, de edu­ca­ción, a una po­bla­ción his­tó­ri­ca­men­te des­aten­di­da por el Es­ta­do en es­tos te­mas tan bá­si­cos y ele­men­ta­les.

La pan­de­mia del co­vid-19 vie­ne a mos­trar­nos una ca­ra de la po­bre­za que, por una cues­tión de cos­tum­bre, de re­sig­na­ción, o de esa pe­cu­liar for­ma de ser del pa­ra­gua­yo que no du­da en afir­mar que es­tá to­do bien, ipo­rãm­ba, aún cuan­do se le es­tá in­cen­dian­do la ca­sa.

Es­ta cri­sis nos mues­tra lo que ya mu­chos sa­bía­mos, que hay fa­mi­lias que pa­san ham­bre, un con­tra­sen­ti­do inacep­ta­ble e inen­ten­di­ble en un país con tan­ta ri­que­za y tan­to po­ten­cial en re­cur­sos.

Sin em­bar­go, to­da cri­sis tam­bién ge­ne­ra opor­tu­ni­da­des. Es así que es­ta­mos an­te una mag­ní­fi­ca posibilida­d de en­sa­yar la fa­mo­sa au­to­sus­ten­ta­bi­li­dad ali­men­ta­ria, muy uti­li­za­da en los dis­cur­sos, pe­ro que en es­tos úl­ti­mos trein­ta años lo úni­co que lo­gró fue ase­gu­rar la “sus­ten­ta­bi­li­dad” de una bu­ro­cra­cia in­ter­me­dia­ria de pro­yec­tos y pro­gra­mas que lle­gan a to­dos, me­nos a los des­ti­na­ta­rios ge­nui­nos, el cam­pe­sino po­bre.

En es­te sen­ti­do, es vá­li­do men­cio­nar un pro­gra­ma que se es­tá im­pul­san­do des­de el Mi­nis­te­rio de Agri­cul­tu­ra y la Go­ber­na­ción de Ita­púa, de pro­mo­ver el cul­ti­vo de pa­pas en el dis­tri­to de San Pedro del Pa­ra­ná. Una zo­na que se ga­nó la fa­ma de ser uno de los si­tios pri­vi­le­gia­dos pa­ra el cul­ti­vo de ma­rihua­na y cen­tro de ope­ra­cio­nes del “ru­bro”.

Es un desafío in­tere­san­te con­so­li­dar la pro­duc­ción del tu­bércu­lo. Y ase­gu­rar su mer­ca­do. Tra­ba­jar des­de los ám­bi­tos per­ti­nen­tes pa­ra que el con­tra­ban­do, una prác­ti­ca que sue­le arrui­nar cual­quier es­fuer­zo lo­cal, no ter­mi­ne pin­chán­do­les las es­pe­ran­zas a los em­bar­ca­dos en el pro­yec­to.

 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay