Jen­ni­fer Aniston

Ex­plo­ran­do su fa­ce­ta dra­má­ti­ca en la gran pan­ta­lla

High Class - - FRONT PAGE - por Fa­bián W. Waintal © Copy­right 2014

Más allá de su di­vor­cio de Brad Pitt y des­de que de­jó el su­per­éxi­to de

Friends, Jen­ni­fer Aniston si­gue sien­do una de las estrellas fa­vo­ri­tas de Holly­wood. Y aun­que mu­chos no es­tén de acuer­do con el es­ti­lo de ci­ne que eli­ge, sus pe­lí­cu­las si­guen re­cau­dan­do for­tu­nas. Gra­cias a un es­pec­ta­cu­lar strip­tea­se, We’re the Mi­llers pa­só los 200 mi­llo­nes de dó­la­res.

En Ho­rri­ble Bos­ses si­guió se­du­cien­do con otros 210 mi­llo­nes y ngien­do un ro­man­ce con Adam Sand­ler re­cau­dó 215 mi­llo­nes con

Just Go With It. Ni ha­blar de los 243 mi­llo­nes de Mar­ley & Me o los 202 mi­llo­nes de The Break-Up. Has­ta The Bounty Hun­ter pa­só los 130 mi­llo­nes de dó­la­res. Y mien­tras lma el dra­ma de Li­fe of Cri­me, Jen­ni­fer Aniston si­gue abrien­do las puer­tas del éxi­to, en Holly­wood. Ha­ble­mos de la evo­lu­ción de tu ca­rre­ra des­de el su­per­éxi­to de Friends.

La verdad tu­ve ex­pe­rien­cias asom­bro­sas en los úl­ti­mos 24 años y ten­go que es­tar agra­de­ci­da por que me si­gan lla­man­do pa­ra tra­ba­jar y se­guir di­vir­tién­do­me más y más. Ya ni si­quie­ra bus­co al­go tan es­pe­cí­fi­co co­mo co­me­dias, dra­mas, ni ac­ción. A es­ta al­tu­ra de mi ca­rre­ra so­lo quie­ro en­con­trar buen ma­te­rial y tra­ba­jar con gen­te ma­ra­vi­llo­sa. No es­toy in­tere­sa­da en el ego ni en la pér­di­da de tiem­po.

¿No se sien­te cier­ta pre­sión de te­ner que man­te­ner el éxi­to con ca­da nue­va pe­lí­cu­la?

Pue­de ser... Pe­ro tam­bién sien­to que me di­vier­to mu­cho más con aque­llos per­so­na­jes don­de en cier­ta for­ma des­apa­rez­co en al­go fue­ra de lo nor­mal. Sien­to que es­toy pa­san­do por un es­tu­pen­do se­gun­do ac­to, so­lo es­pe­ro nue­vas opor­tu­ni­da­des.

¿Nun­ca te arre­pen­tis­te de ha­ber he­cho una pe­lí­cu­la en par­ti­cu­lar?

Bueno, tam­bién tu­ve un par de in­cons­cien­tes elec­cio­nes que no fun­cio­na­ron tan bien, pe­ro... ¿quién no tu­vo al­gu­na de esas?

¿Has­ta qué pun­to es­tás abier­ta a un cam­bio? ¿Te ani­ma­rías a al­go tan des­ca­be­lla­do co­mo una pe­lí­cu­la de Bolly­wood, en In­dia?

Ab­so­lu­ta­men­te, me en­can­ta­ría, es­pe­cial­men­te

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.