La nue­va so­lu­ción

High Class - - PUBLINOTA - Por Pa­tri­cia Lu­ján Aré­va­los

Ha­ce 17 años, Sis­ley lan­zó Sis­leÿa, un pro­duc­to que re­vo­lu­cio­nó la in­dus­tria an­ti­edad por sus com­po­nen­tes na­tu­ra­les y su ac­ción ul­tra­efec­ti­va. Hoy, la rma fran­ce­sa vuel­ve a re­vo­lu­cio­nar con Sis­leÿa L’In­té­gral An­ti-Âge y Vic­to­ria Hur­ta­do, In­ter­na­tio­nal Skin Ca­re Spe­cia­list de la mar­ca, nos cuen­ta có­mo Sis­ley de­ci­dió ocu­par­se de uno de los fac­to­res de­ter­mi­nan­tes al ha­blar de en­ve­je­ci­mien­to: el es­ti­lo de vi­da. En la úl­ti­ma dé­ca­da han au­men­ta­do los es­tu­dios que afir­man có­mo el en­ve­je­ci­mien­to no es­tá li­ga­do so­la­men­te a la he­ren­cia ge­né­ti­ca o al pa­so del tiem­po. La cien­cia ha de­mos­tra­do que el es­ti­lo de vi­da in­flu­ye de gran ma­ne­ra en los sig­nos vi­si­bles de la edad; los pro­fe­sio­na­les de la cos­mé­ti­ca es­pe­cu­lan so­bre la po­si­bi­li­dad de que es­te fac­tor ten­ga un pe­so aún ma­yor que la ge­né­ti­ca.

Sis­leÿa L’In­té­gral es un pro­duc­to an­ti­edad, y lle­gó pa­ra ser uno de los me­jo­res en su ge­ne­ra­ción, ex­pli­ca Vic­to­ria Hur­ta­do, la In­ter­na­tio­nal Skin Ca­re Spe­cia­list de Sis­ley. “La pri­me­ra Sis­leÿa sa­lió en 1999 y a tra­vés de to­dos es­tos años se­gui­mos es­tu­dian­do la fór­mu­la de acuer­do a los avan­ces de la tec­no­lo­gía, te­nien­do en cuen­ta los acha­ques de en­ve­je­ci­mien­to que siem­pre re­ci­bi­mos”.

Hur­ta­do ex­pli­ca que, pa­ra con­tra­rres­tar­los, fue­ron desa­rro­lla­das tres es­tra­te­gias de ata­que. “Es­ta­mos ata­can­do la ge­né­ti­ca de la piel, lu­chan­do con la he­ren­cia, con la pre­dis­po­si­ción pa­ra en­ve­je­cer más rá­pi­do; el en­ve­je­ci­mien­to emo­cio­nal oca­sio­na­do por el es­trés; y tam­bién la po­lu­ción am­bien­tal, lo que co­me­mos, lo que res­pi­ra­mos y el sol que to­ma­mos afec­tan nues­tra piel”, cuen­ta la es­pe­cia­lis­ta. L’In­té­gral lle­ga pa­ra re­em­pla­zar a la Sis­leÿa ori­gi­nal, par­tien­do del mis­mo prin­ci­pio que la an­te­rior, pe­ro con tec­no­lo­gía más avan­za­da y nue­vos in­gre­dien­tes.

Es­tos tres no­ve­do­sos com­po­nen­tes son el ex­trac­to de lin­de­ra, el ex­trac­to de aca­cia de Cons­tan­ti­no­pla, y un com­ple­jo de pro­teí­nas de so­ja y pro­teí­nas de le­va­du­ra. De es­ta ma­ne­ra, el nue­vo com­pues­to ac­túa so­bre las cé­lu­las del ros­tro a un ni­vel muy ín­ti­mo, se po­dría de­cir que tra­ba­ja a ni­vel ge­né­ti­co.

El com­ple­jo de pro­teí­nas pro­te­ge los te­ló­me­ros (las ex­tre­mi­da­des que pro­te­gen los cro­mo­so­mas), lo cual be­ne­fi­cia di­rec­ta­men­te la es­pe­ran­za de vi­da ce­lu­lar y ayu­da a blin­dar el ADN ce­lu­lar de fac­to­res ex­ter­nos re­la­cio­na­dos con el es­ti­lo de vi­da, co­mo el es­trés y las con­duc­tas no­ci­vas pa­ra la piel. El ex­trac­to de lin­de­ra pro­mue­ve el buen me­ta­bo­lis­mo ce­lu­lar pa­ra re­cu­pe­rar el as­pec­to de una piel más jo­ven; mien­tras tan­to, la aca­cia de Cons­tan­ti­no­pla fa­vo­re­ce la pro­duc­ción na­tu­ral de ener­gía mi­to­con­drial pa­ra pro­te­ger y re­pa­rar el ros­tro.

La efec­ti­vi­dad de es­ta fór­mu­la fue com­pro­ba­da a tra­vés de cues­tio­na­rios y mé­to­dos de aná­li­sis en la­bo­ra­to­rio, en to­tal ocho test clí­ni­cos en más de 300 mu­je­res. El re­sul­ta­do es un pro­duc­to es­pe­cial­men­te di­se­ña­do pa­ra mi­ni­mi­zar cual­quier se­ñal del pa­so del tiem­po. Aun­que Sis­ley no ha­bla de eda­des, sino de ne­ce­si­da­des, Sis­leÿa L’In­té­gral An­ti-Âge se re­co­mien­da pa­ra pie­les ma­yo­res de 30 años

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.