Co­men­ta­rios

High Class - - HC / CONTENIDO -

Me en­can­tó la no­ta de coaching “Seis ma­ne­ras de man­te­ner el amor”. Por mi ex­pe­rien­cia, creo que ne­ce­si­ta­mos que nues­tra pa­re­ja sea el 80 % igua­les a no­so­tros. ¡No apli­co el fa­mo­so “los opues­tos se atraen”. Pa­ra la fí­si­ca to­do bien, pe­ro pa­ra no­so­tros que so­mos se­res con sen­ti­mien­tos, no.

Con el cor­to tiem­po que te­ne­mos día a día (an­da­mos a las co­rri­das prác­ti­ca­men­te las 12 ho­ras que de­di­ca­mos al tra­ba­jo y al trá­fi­co), nos que­dan cin­co ho­ras pa­ra com­par­tir con nues­tra pa­re­ja, hi­jos, ha­cer las ta­reas de la ca­sa, etc.

Al me­nos, du­ran­te esas ho­ras es bueno com­par­tir co­sas que agra­den a am­bos.

En ca­so de pa­re­jas dis­pa­re­jas, no se apro­ve­chan esas po­cas ho­ras y em­pie­zan los con­flic­tos, los or­gu­llos y los ren­co­res.

Na­die di­jo que se­ría fá­cil. El amor se cons­tru­ye, es co­sa del día a día y co­mo di­ce es­ta fra­se que es­tá en la no­ta: “Va­mos a te­ner que tra­ba­jar en es­to to­dos los días, pe­ro quie­ro ha­cer­lo y por­que te quie­ro. Quie­ro to­do de ti, pa­ra siem­pre, tú y yo, to­dos los días”. Ce­ci­lia Le­feb­vre

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.