Sa­li­das: Cu­ci­no­va

Don­de sos tu pro­pio chef

High Class - - HC/CONTENIDO - Por Ma­rie­la Gar­cía

CÓ­MO ES EL AM­BIEN­TE

Al­gu­nas com­bi­na­cio­nes de in­gre­dien­tes son in­fa­li­bles, en­tre ellas: al­baha­ca, to­ma­te y oré­gano; y po­llo des­me­nu­za­do, cho­clo y que­so fun­di­do. Pe­ro hay ve­ces en que es­ta­mos dis­pues­tos a pro­bar mez­clas ines­pe­ra­das, in­gre­dien­tes di­fe­ren­tes que uni­dos en un pla­to lo­gran un sa­bor par­ti­cu­lar. Esos son los días pa­ra ir a Cu­ci­no­va, una nue­va pro­pues­ta gas­tro­nó­mi­ca si­tua­da en el Pa­seo La Ga­le­ría.

Jus­ta­men­te, con el fin de brin­dar al clien­te la po­si­bi­li­dad de ex­plo­rar su creatividad a tra­vés de la gas­tro­no­mía, la mar­ca na­ce en 2013 en EEUU. En el mar­co de la ten­den­cia fast ca­sual, pro­po­ne un mo­de­lo de res­tau­ran­te que aco­pla el con­cep­to de fast food con una ofer­ta cu­li­na­ria de ni­vel. Así, brin­da la fa­ci­li­dad y la co­mo­di­dad de la co­mi­da rá­pi­da, pe­ro en un en­torno más aco­ge­dor.

El lo­cal de es­ti­lo ur­bano pue­de al­ber­gar has­ta a 100 per­so­nas en am­bien­tes in­te­rio­res y ex­te­rio­res. Al in­gre­sar al es­ta­ble­ci­mien­to de pa­re­des ce­men­ti­cias, mue­bles de ma­de­ra y lám­pa­ras in­can­des­cen­tes ya pue­de ob­ser­var­se la gran ba­rra don­de es­tán si­tua­das las va­rie­da­des de ho­jas ver­des, quesos, pro­teí­nas, ver­du­ras y sal­sas dis­po­ni­bles. Par­tien­do de una ba­se, uno pue­de co­men­zar a ar­mar su piz­za, pas­ta o en­sa­la­da y con­ver­tir­se así en su pro­pio chef.

QUÉ PE­DIR

Sin du­da, en es­te lu­gar la ra­pi­dez es la ma­yor ven­ta­ja. Des­de el mo­men­to en que el clien­te es­co­ge los in­gre­dien­tes, es so­lo cues­tión de mi­nu­tos pa­ra dis­fru­tar de un de­li­cio­so al­muer­zo o ce­na. En el ca­so de las piz­zas, se eli­ge pri­me­ro la sal­sa, lue­go el ti­po de que­so y por úl­ti­mo los top­pings (de una va­rie­dad de más de treinta op­cio­nes).

Con las en­sa­la­das, el pro­ce­di­mien­to es si­mi­lar: se ar­ma una ba­se de ho­jas ver­des co­mo rú­cu­la, es­pi­na­ca, al­baha­ca o una va­rie­dad de le­chu­ga. Lue­go, si se desea, se agre­ga una pro­teí­na co­mo ter­ne­ra, sal­chi­cha, po­llo, cho­ri­zo tos­cano, en­tre otros, y fi­nal­men­te se com­ple­men­ta con top­pings. Ya con las pas­tas, uno so­lo de­be op­tar por el ti­po (es­pa­gue­ti, ra­vio­les, ñoquis, ro­ti­nis o fu­si­lli); lue­go, es­co­ger una de las sal­sas co­mo la po­mo­do­ro, de que­so o arra­bia­ta; y ter­mi­nar con un ti­po de car­ne, y nue­va­men­te top­pings.

Si uno se mues­tra in­de­ci­so has­ta el fi­nal, pue­de ani­mar­se a pro­bar las es­pe­cia­li­da­des de la ca­sa. Par­ti­cu­lar­men­te recomendamos la en­sa­la­da ha­waia­na, que lle­va le­chu­ga ro­ma­na y le­chu­ga re­po­lla­da jun­to con be­rro y rú­cu­la, ade­más de ja­món, moz­za­re­lla, pi­ña, ce­bo­llas ca­ra­me­li­za­das y ade­re­zo ranch. Tam­bién la piz­za brus­chet­ta, pre­pa­ra­da con sal­sa pes­to, moz­za­re­lla, to­ma­te, rú­cu­la, vi­na­gre­ta de li­món y gla­sea­do bal­sá­mi­co.

UN CONSEJO

De lu­nes a vier­nes, de 11.00 a 15.00, es­tán dis­po­ni­bles los al­muer­zos eje­cu­ti­vos des­de G. 26.000, pla­tos tam­bién he­chos a par­tir de la creatividad del clien­te ser­vi­dos con un va­so de ga­seo­sa me­dia­na o agua. Pa­ra la so­bre­me­sa, po­dés pe­dir una ta­za de ca­fé La­vaz­za, y si se te an­to­ja te sir­ven un pos­tre mou­se de cho­co­la­te, de mbu­ru­ku­ja o brow­nies de la fir­ma Ka­rú

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.