“UN AC­TO ESPURIO”

To­do se hi­zo clan­des­ti­na­men­te, en­tre ga­llos y me­dia­no­che, de una ma­ne­ra obs­ce­na, ad­vier­te el vo­cal su­pre­mo.

Diario Expreso (Peru) - - Portada -

Una sor­pre­sa tras otra ha de­ve­la­do la de­sig­na­ción de Nadine He­re­dia co­mo di­rec­to­ra de la Ofi­ci­na de En­la­ce de la Or­ga­ni­za­ción de las Na­cio­nes Uni­das pa­ra la Ali­men­ta­ción y la Agri­cul­tu­ra (FAO), ope­ra­ción que pa­re­ce ha­ber si­do pla­ni­fi­ca­da con mu­cha me­ticu­losi­dad mien­tras aún es­ta­ba en el po­der, co­mo dié­ra­mos cuen­ta en nues­tra edi­ción de ayer jue­ves. Por ello, son nu­me­ro­sas las vo­ces que se han pro­nun­cia­do al res­pec­to y cri­ti­can que es­ta de­sig­na­ción pre­ten­de evi­tar que se es­cla­rez­ca feha­cien­te­men­te la in­ves­ti­ga­ción que se le si­gue a la es­po­sa del ex­pre­si­den­te Ollan­ta Hu­ma­la, por su­pues­tos ma­los ma­ne­jos en los fon­dos del Par­ti­do Na­cio­na­lis­ta, du­ran­te las campañas pre­si­den­cia­les de 2006 y 2011, de­bi­do a que –se­gún la Fis­ca­lía– el par­ti­do re­ci­bió gran­des can­ti­da­des de di­ne­ro de la Ve­ne­zue­la cha­vis­ta y de em­pre­sas cons­truc­to­ras del Bra­sil que ella no ha sa­bi­do jus­ti­fi­car. “Es­te nom­bra­mien­to po­ne en evi­den­cia que exis­te una co­fra­día in­ter­na­cio­nal de ‘ca­via­res’ que bus­can y pre­ten­den la lucha con­tra la co­rrup­ción del pró­ji­mo, la bús­que­da de la ver­dad del pró­ji­mo, la bús­que­da de la trans­pa­ren­cia del pró­ji­mo; pe­ro cuan­do se tra­ta de las ac­tua­cio­nes pro­pias, ahí sí to­do se ha­ce clan­des­ti­na­men­te, en­tre ga­llos y me­dia­no­che, de una ma­ne­ra obs­ce­na; tan­to que la mis­ma Cancillería ha pro­tes­ta­do por la fal­ta de trans­pa­ren­cia de es­te pro­ce­di­mien­to”, ad­vir­tió el pre­si­den­te de Sa­la Pe­nal Per­ma­nen­te de la Cor­te Su­pre­ma, Javier Vi­lla Stein, en de­cla­ra­cio­nes a EX­PRE­SO. En­fa­ti­zó además que se tra­ta de la de­sig­na­ción de una se­ño­ra que se pa­só los cin­co años de go­bierno de su es­po­so ha­blan­do de trans­pa­ren­cia y lucha con­tra la co­rrup­ción, y a la ho­ra que le con­cier­ne a ella se mo­fa de to­dos es­tos va­lo­res y ac­túa en di­rec­ción con­tra­ria. Al con­sul­tar­le si él co­mo juez su­pre­mo pe­di­ría a la ex pri­me­ra da­ma que re­gre­se al país y se nie­gue a acep­tar el car­go en la FAO, Vi­lla Stein acla­ró y di­jo: “Yo co­mo juez no pue­do to­mar par­ti­do, por­que es un te­ma que pue­de ser juz­ga­do. No co­noz­co la ma­te­ria y só­lo me pro­nun­cio so­bre el he­cho de có­mo ha ter­mi­na­do co­lo­ca­da en un or­ga­nis­mo in­ter­na­cio­nal, tal pa­re­ce sin re­unir los

re­qui­si­tos, en un ac­to re­pro­cha­ble”. “No creo que Na­cio­nes Uni­das lo per­mi­ta, con­si­de­ro que la de­ben de­fe­nes­trar de in­me­dia­to por­que es­tá en en­tre­di­cho la sol­ven­cia y le­gi­ti­mi­dad de es­ta or­ga­ni­za­ción in­ter­na­cio­nal en un ca­so co­mo es­te”, aña­dió. Además, el también ex­pre­si­den­te del Po­der Ju­di­cial di­jo que el Pe­rú de­be le­gal­men­te in­ter­po­ner las ex­cep­cio­nes del ca­so. Además de la pro­tes­ta, tie­ne que re­cu­rrir con el ob­je­to de que se de­je sin efec­to ese nom­bra­mien­to por­que reúne to­das las ca­rac­te­rís­ti­cas de ser espurio.

“Yo co­mo juez no pue­do to­mar par­ti­do; só­lo me pro­nun­cio so­bre có­mo ha ter­mi­na­do en un or­ga­nis­mo in­ter­na­cio­nal”, di­ce Javier Vi­lla Stein.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Peru

© PressReader. All rights reserved.