En trama Odebrecht DES­TA­PA LA OLLA

Re­ve­la lla­ma­das de To­le­do y pre­sio­nes de Na­di­ne.

Diario Expreso (Peru) - - Portada -

La cons­truc­to­ra Gra­ña y Mon­te­ro (GyM) tra­ba­jó du­ran­te 20 años con Odebrecht en la cons­truc­ción de seis me­ga­obras, se­ña­ló el ex­pre­si­den­te del di­rec­to­rio de GyM, Jo­sé Gra­ña Mi­ró Que­sa­da, an­te la co­mi­sión La­va Ja­to. Gra­ña hi­zo la pre­ci­sión an­te la pre­gun­ta que for­mu­ló la pre­si­den­ta de ese gru­po in­ves­ti­ga­dor, con­gre­sis­ta Ro­sa Bar­tra (FP), quien le in­sis­tió que si po­dría re­ve­lar el mon­to glo­bal de la in­ver­sión eje­cu­ta­da du­ran­te los go­bier­nos pa­sa­dos. El em­pre­sa­rio le res­pon­dió que no te­nía la ci­fra exac­ta pe­ro ase­gu­ró que la iba a re­mi­tir a la co­mi­sión, a la cual asis­tió ayer por se­gun­da vez en ca­li­dad de invitado. Gra­ña Mi­ró Que­sa­da tam­bién des­ve­ló que el ex­pre­si­den­te Ale­jan­dro To­le­do lla­ma­ba a GyM pa­ra pre­gun­tar por qué se de­mo­ra­ban los pro­yec­tos

de obras y cuál era el mo­ti­vo por el cual to­da­vía no se ha­bían he­cho las li­ci­ta­cio­nes res­pec­ti­vas. “Ge­ne­ral­men­te los pre­si­den­tes nos lla­ma­ban a Pa­la­cio pa­ra ace­le­rar los pro­yec­tos. En el ca­so de [Ale­jan­dro] To­le­do tam­bién su­ce­dió lo mis­mo, lla­ma­ba a los mi­nis­tros, a los po­si­bles pos­tores, pa­ra sa­ber qué co­sa pa­sa­ba, por qué no se ha­bía he­cho la li­ci­ta­ción to­da­vía, eso era lo nor­mal”, di­jo. An­te tan in­só­li­ta re­ve­la­ción, fue la con­gre­sis­ta Ale­jan­dra Ara­ma­yo quien le pre­gun­tó có­mo era posible que se pue­da tra­tar de pro­ce­sos de li­ci­ta­ción en di­chas reunio­nes pa­la­cie­gas si ellos –los de Gra­ña y Mon­te­ro– eran los pos­tores. “Si, por ejem­plo, en esa reunión ha­bía con­vo­ca­do a mi­nis­tros y a otros fun­cio­na­rios, ob­via­men­te el mi­nis­tro te­nía que dar la res­pues­ta”, re­pli­có Gra­ña. La ti­tu­lar de La­va Ja­to, Bar­tra Ba­rri­ga, le di­jo que sus pa­la­bras ge­ne­ra­ban más in­ter­ro- gan­tes que aclaraciones y por eso le pre­gun­tó que si en la épo­ca de Ale­jan­dro To­le­do se lla­ma­ba a los pos­tores pa­ra ace­le­rar los pro­ce­sos. “Ob­via­men­te, los pro­ce­sos los di­ri­gía el Go­bierno, pe­ro se ne­ce­si­ta­ba sa­ber qué ca­pa­ci­da­des ha­bía, por eso nos con­vo­ca­ba [a los pos­tores]”, res­pon­dió.

REUNIÓN CON NA­DI­NE

En otro mo­men­to, Bar­tra le pre­gun­tó so­bre su reunión con Na­di­ne He­re­dia y en qué con­tex­to se efec­tuó, a lo que Gra­ña Mi­ró Que­sa­da le con­tes­tó que fue pa­ra pe­dir­le que cam­bie la lí­nea edi­to­rial de El Co­mer­cio. “Con Na­di­ne He­re­dia la reunión no tu­vo que ver con Gra­ña y Mon­te­ro, sino por su preo­cu­pa­ción por la lí­nea edi­to­rial de El Co­mer­cio y le ex­pli­qué que [yo] no era un ac­cio­nis­ta im­por­tan­te y que ha­bía un di­rec­tor pe­rio­dís­ti­co que te­nía in­de­pen­den­cia muy grande. Era un mi­to ur­bano lo que ella in­ter­pre­ta­ba de que GyM era ac­cio­nis­ta de El Co­mer­cio o al re­vés”, aña­dió. Agre­gó que fue por esa si­tua­ción que de­ci­dió renunciar a ser miem­bro del di­rec­to­rio del ci­ta­do dia­rio ya que po­dría in­ter­pre­tar­se como un con­flic­to de in­tere­ses al es­tar in­vo­lu­cra­do en el pro­yec­to del Ga­so­duc­to Sur. “Tu­ve una reunión con ella [Na­di­ne], ya ha­bien­do re­nun­cia­do, co­sa que le ex­pli­qué y si ella o el Go­bierno con­si­de­ra­ban que ha­bía con­flic­to de in­tere­ses por­que GyM tie­ne ac­cio­nes en Nue­va York, yo por eso de­ci­dí renunciar”, de­ta­lló. Re­cor­dó que en una opor­tu­ni­dad, la en­ton­ces pri­me­ra da­ma lo re­ci­bió con un fol­der in­men­so con una se­rie de re­cor­tes pe­rio­dís­ti­cos que con­si­de­ra­ba con­tra­rios a su pen­sa­mien­to y pen­só que él po­día re­sol­ver esa si­tua­ción. “Se tra­ta­ba de mu­chos te­mas po­lí­ti­cos. Re­cuer­do de mo­do anec­dó­ti­co la vi­si­ta a Chi­le y no re­cuer­do si ella de­bía pa­sar o no por la al­fom­bra ro­ja, eso la molestó”, in­di­có.

EXO­NE­RA­CIÓN DEL SNIP

Pos­te­rior­men­te, a la pre­gun­ta so­bre la exo­ne­ra­ción del Sis­te­ma Na­cio­nal de In­ver­sión Pú­bli­ca (SNIP) en el pro­yec­to de la Ca­rre­te­ra In­te­ro­ceá­ni­ca Sur y del Tren Eléc­tri­co, Gra­ña Mi­ró Que­sa­da sos­tu­vo que le pa­re­cía nor­mal el he­cho que gran­des obras ten­gan ma­yo­res fa­ci­li­da­des. En la se­sión ha­bía ca­ras de asom­bro y no po­cos re­cor­da­ban, ya que se ha­bla­ba del SNIP, que cier­ta pren­sa y los lob­bies apo­ya­ron esa po­lí­ti­ca de sal­tar­se el SNIP, in­clui­do la me­to­do­lo­gía del aná­li­sis y eva­lua­ción de pro­yec­tos, como su­ce­dió en la In­te­ro­ceá­ni­ca, que se hi­zo ade­más sin un es­tu­dio ade­cua­do del mer­ca­do, como aho­ra se sa­be. Cir­cuns­tan­cias pa­re­ci­das se vie­ron en el Ga­so­duc­to del Sur, al que se dio luz ver­de sin co­no­cer las re­ser­vas de gas ni el mer­ca­do, tal como lo in­ves­ti­gó el eco­no­mis­ta Ma­nuel Ro­me­ro Ca­ro quien, por ejem­plo, pro­bó que el ga­so­duc­to tie­ne un tu­bo que tri­pli­ca su ofer­ta sin que ha­ya de­man­da de gas pa­ra su eje­cu­ción. No ol­vi­de­mos otro dato cla­ve en es­ta his­to­ria. El 27 de mar­zo de 2017 la Fis­ca­lía Su­pra­pro­vin­cial Cor­po­ra­ti­va Es­pe­cia­li­za­da en de­li­tos de Co­rrup­ción de Fun­cio­na­rios, que je­fa­tu­ra Ha­mil­ton Cas­tro, re­cha­zó el pe­di­do he­cho por la Pro­cu­ra­du­ría Pú­bli­ca Ad Hoc de in­cluir al re­pre­sen­tan­te de Odebrecht en el Pe­rú, Jor­ge Ba­ra­ta, y a Jo­sé Gra­ña Mi­ró Que­sa­da, de GyM, en las in­ves­ti­ga­cio­nes por el de­li­to de co­lu­sión des­leal. ¿Por qué co­lu­sión des­leal? Por­que Jor­ge Ba­ra­ta ha­bía de­cla­ra­do en su co­la­bo­ra­ción efi­caz an­te la jus­ti­cia pe­rua­na que las em­pre­sas que in­te­gra­ban los con­sor­cios Odebrecht y GyM te­nían co­no­ci­mien­to del pa­go de coimas a los po­lí­ti­cos, se­gún de­cla­ró la pro­cu­ra­do­ra ad hoc Cat­he­ri­ne Am­pue­ro. El pe­di­do fue re­cha­za­do no so­lo por Ha­mil­ton Cas­tro, sino por el mis­mo fis­cal de la Na­ción, Pa­blo Sánchez, blin­dan­do a Ba­ra­ta y Gra­ña -al pa­re­cer- por acuer­dos se­cre­tos que ten­dría la fis­ca­lía con co­la­bo­ra­do­res efi­ca­ces ti­po Ba­ra­ta, acuer­dos que na­die co­no­ce, ni el Con­gre­so.

LOS DE­NO­MI­NA­DOS ‘RIES­GOS ADI­CIO­NA­LES’ EN EL FON­DO ES LO MIS­MO QUE EL DE­PAR­TA­MEN­TO DE OPE­RA­CIO­NES ES­TRUC­TU­RA­DAS [DE COIMAS] DE ODEBRECHT”. Víc­tor An­drés García Belaunde Con­gre­sis­ta de la Re­pú­bli­ca

Gra­ña de­ja bo­quia­bier­tos ayer a le­gis­la­do­res con re­ve­la­cio­nes so­bre To­le­do y Na­di­ne, en­tre otras.

Ex­pre­si­den­te y ex pri­me­ra da­ma mal pa­ra­dos por tes­ti­mo­nio de Gra­ña.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Peru

© PressReader. All rights reserved.