Más de 300 he­ri­dos de­ja vio­len­ta arre­me­ti­da del go­bierno de Ra­joy pa­ra fre­nar referéndum en Ca­ta­lu­ña

DE LA MA­NE­RA MÁS VIO­LEN­TA LA PO­LI­CÍA Y GUAR­DIA NA­CIO­NAL IRRUM­PIE­RON NU­ME­RO­SOS CEN­TROS DE VO­TA­CIÓN

La Primera Diario - - Portada -

En el co­le­gio Ra­món Llull de Bar­ce­lo­na, la Po­li­cía Na­cio­nal for­zó pri­me­ro la re­ja y lue­go la puer­ta de cris­tal del edi­fi­cio, en­tre de­ce­nas de per­so­nas que se pre­ci­pi­ta­ron pa­ra in­ten­tar ce­rrar­le el pa­so.

Los ser­vi­cios de sa­lud del go­bierno re­gio­nal ca­ta­lán die­ron par­te de 91 he­ri­dos en los in­ci­den­tes ocu­rri­dos es­te do­min­go du­ran­te la ce­le­bra­ción del referéndum de in­de­pen­den­cia, que la po­li­cía tra­ta de im­pe­dir. Un por­ta­voz de los ser­vi­cios de sa­lud pre­ci­só que és­tos ha­bían aten­di­do a 337 per­so­nas en hos­pi­ta­les y cen­tros de sa­lud, en­tre ellos 90 he­ri­dos con­fir­ma­dos y un he­ri­do gra­ve, al­can­za­do en un ojo. Por el mo­men­to no ha­bía diag­nós­ti­cos so­bre los de­más. Des­de pri­me­ra ho­ra de la ma­ña­na, la Po­li­cía Na­cio­nal y la Guar­dia Ci­vil irrum­pie­ron en nu­me­ro­sos cen­tros de vo­ta­ción en to­da Ca­ta­lu­ña, en oca­sio­nes for­zan­do puer­tas a gol­pes, pa­ra in­cau­tar pa­pe­le­tas y ur­nas e im­pe­dir así la ce­le­bra­ción de la con­sul­ta. Pe­se a ello, en otros cen­tros po­dían ver­se in­men­sas co­las de gen­te es­pe­ran­do o de­po­si­tan­do su pa­pe­le­ta en la ur­na. El por­ta­voz del go­bierno re­gio­nal ca­ta­lán, Jor­di Tu­rull, ase­gu­ró por su par­te que el 73% de las me­sas elec­to­ra­les "es­tán fun­cio­nan­do". El pre­si­den­te de Ca­ta­lu­ña, el in­de­pen­den­tis­ta Car­les Puig­de­mont, de­nun­ció enér­gi­ca­men­te las ac­tua­cio­nes po­li­cia­les, arre­me­tien­do con­tra "el uso in­jus­ti­fi­ca­do, irra­cio­nal e irres­pon­sa­ble de la vio­len­cia por par­te del Es­ta­do es­pa­ñol". El pro­pio Puig­de­mont no pu­do vo­tar en el po­li­de­por­ti­vo don­de ha­bía pre­vis­to ha­cer­lo ini­cial­men­te, ya que la Guar­dia Ci­vil en­tró en él por la fuer­za pa­ra in­cau­tar el ma­te­rial elec­to­ral, an­te las im­pre­ca­cio­nes de de­ce­nas de per­so­nas que can­ta­ron con el pu­ño en al­to un himno ca­ta­lán an­ti­fran­quis­ta. El di­ri­gen­te vo­tó en otro co­le­gio, gra­cias a que a úl­ti­ma ho­ra el go­bierno ca­ta­lán ins­tau­ró un cen­so úni­co, por el que los 5,3 mi­llo­nes de ca­ta­la­nes con­vo­ca­dos pue­den vo­tar en cual­quier cen­tro abier­to. El re­pre­sen­tan­te en Ca­ta­lu­ña del go­bierno con­ser­va­dor es­pa­ñol, En­ric Mi­llo, com­pa­re­ció en Bar­ce­lo­na pa­ra pe­dir "so­lem­ne­men­te" a Puig­de­mont "que pon­ga fin a es­ta irres­pon­sa­bi­li­dad tan gra­ve". En los co­le­gios que lo­gra­ron abrir, el pro­ce­so de vo­ta­ción se veía se­ria­men­te di­fi­cul­ta­do por los fa­llos in­for­má­ti­cos. La Guar­dia Ci­vil in­di­có du­ran­te la ma­ña­na que ha­bía des­ac­ti­va­do el cen­so uni­ver­sal. En el co­le­gio Ra­món Llull de Bar­ce­lo­na, la Po­li­cía Na­cio­nal for­zó pri­me­ro la re­ja y lue­go la puer­ta de cris­tal del edi­fi­cio, en­tre de­ce­nas de per­so­nas que se pre­ci­pi­ta­ron pa­ra in­ten­tar ce­rrar­le el pa­so. Fi­nal­men­te, los agen­tes se lle­va­ron ur­nas, mien­tras la gen­te les gri­ta­ba "¡Vo­ta­re­mos!" y "¡Las ca­lles se­rán siem­pre nues­tras!". Cua­tro ho­ras an­tes del co­mien­zo del vo­to, mi­les de ciu­da­da­nos, en Ge­ro­na, Bar­ce­lo­na, Lé­ri­da o Ta­rra­go­na se ha­bían reuni­do pa­cí­fi­ca­men­te an­te cen­tros de vo­ta­ción, pa­ra in­ten­tar pro­te­ger­los del cie­rre y des­alo­jo or­de­na­do por una jue­za. El referéndum de es­te do­min­go, cu­ya pre­gun­ta es "¿Quie­re que Ca­ta­lu­ña sea un Es­ta­do in­de­pen­dien­te en for­ma de Re­pú­bli­ca?", cul­mi­na años de cre­cien­te ten­sión en­tre Madrid y el go­bierno de es­ta re­gión con len­gua pro­pia, que cuen­ta con 7,5 mi­llo­nes de ha­bi­tan­tes y re­pre­sen­ta el 19% del PIB es­pa­ñol. Aun­que di­vi­di­da so­bre la cues­tión de la se­ce­sión, más del 80% de los ca­ta­la­nes re­cla­ma es­ta con­sul­ta, re­cha­za­da por el go­bierno es­pa­ñol de Ma­riano Ra­joy, que la con­si­de­ra an­ti­cons­ti­tu­cio­nal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Peru

© PressReader. All rights reserved.