LOS FAN­TAS­MAS DE 'MISS BAGUA'

ARÁOZ AR­MA CIR­CO CON DI­RI­GEN­TE AWAJÚN PA­RA OCUL­TAR RES­PON­SA­BI­LI­DAD EN MA­TAN­ZA DE LA 'CUR­VA DEL DIA­BLO'. KUCZYNSKI LA CUL­PÓ EN LI­BRO QUE ES­CRI­BIÓ EN EL 2009, SIN IMA­GI­NAR QUE SE­RÍA SU VI­CE­PRE­SI­DEN­TA

La Primera Semanal - - PORTADA -

Pi­de per­dón y se da gol­pes de pe­cho pa­ra cal­mar los fan­tas­mas de los 33 na­ti­vos y po­li­cías muer­tos en el 2009 en la 'Cur­va del Dia­blo', an­te la po­si­bi­li­dad tan­gi­ble de que echen por tie­rra su pos­tu­la­ción. Pedro Pa­blo Kuczynski, su ac­tual lí­der, pa­re­ce ha­ber ol­vi­da­do que ha­ce unos años él mis­mo la cul­pó en un li­bro.

El vier­nes de la se­ma­na pa­sa­da, el can­di­da­to pre­si­den­cial de Pe­rua­nos por el Kam­bio, Pedro Pa­blo Kuczynski, le ti­ró un flo­ta­dor po­lí­ti­co a su can­di­da­ta a la se­gun­da vi­ce­pre­si­den­cia, Mer­ce­des Aráoz, al con­si­de­rar 'in­jus­to' que la res­pon­sa­bi­li­cen por la ma­sa­cre de Bagua que co­bró la vi­da de 23 po­li­cías y 10 na­ti­vos que pro­tes­ta­ban con­tra un de­cre­to que fa­vo­re­cía a em­pre­sas trans­na­cio­na­les en el uso de te­rri­to­rio sel­vá­ti­co pa­ra ex­plo­ta­ción pe­tro­le­ra, ga­sí­fe­ra y mi­ne­ra.

“Yo creo que es in­jus­to acu­sar a la se­ño­ra Aráoz de eso. Era más bien un te­ma del Mi­nis­te­rio del In­te­rior y del go­bierno en ge­ne­ral”, in­di­có PPK tras una reunión con re­pre­sen­tan­tes de las co­mu­ni­da­des na­ti­vas y cam­pe­si­nas del Pe­rú. Lo que la me­mo­ria no le per­mi­tía re­cor­dar al casi oc­to­ge­na­rio Kuczynski era que unos me­ses des­pués del 'Baguazo', él mis­mo ha­bía echa­do tie­rra so­bre Aráoz en un li­bro al que ti­tu­ló “Pe­rú Por­ve­nir”, edi­ta­do en el 2009 por la Editorial Agui­lar.

Lo que su­ce­dió fue que Mer­ce­des Araoz, a la sa­zón mi­nis­tra de Co­mer­cio Ex­te­rior, se opu­so fé­rrea­men­te a que el go­bierno de en­ton­ces de­ro­ga­se la nor­ma­ti­vi­dad que re­gu­la­ba la in­ver­sión pri­va­da en la Ama­zo­nía, ase­gu­ran­do que si se ha­cía el TLC con EE.UU se caía. Es­ta ac­ti­tud re­ti­cen­te des­aguó en la ma­tan­za de los 33 pe­rua­nos, lue­go de un blo­queo de 55 días en la ca­rre­te­ra Fer­nan­do Be­laún­de Terry.

Y aquí es im­por­tan­te re­leer lo que es­cri­bió Pedro Pa­blo Kuczynski en el 2009, en el li­bro de ma­rras, cuan­do no se le cru­za­ba la idea de que Meche Aráoz se con­ver­ti­ría en miem­bro de su plan­cha pre­si­den­cial: “(…) Se ha di­cho que la mo­di­fi­ca­ción o de­ro­ga­ción de los de­cre­tos le­gis­la­ti­vos men­cio­na­dos co­mo ma­te­ria de la con­tro­ver­sia pon­drían en pe­li­gro el TLC con Es­ta­dos Uni­dos. No lo creo. El TLC se ne­go­ció con otro go­bierno en Washington D.C.”. Más cla­ro, ni el agua. Pe­ro ahí no que­da la co­sa, pues el tex­to de PPK pa­re­cía di­ri­gi­do a fus­ti­gar la po­si­ción de la en­ton­ces mi­nis­tra de Co­mer­cio Ex­te­rior. “Hoy hay un go­bierno muy fa­vo­ra­ble a los pue­blos ét­ni­cos de todo el mun­do y el me­dio am­bien­te. La Ama­zo­nía es un ícono am­bien­tal in­ter­na­cio­nal. Si hu­bie­ra que ha­cer al­gu­nos cam­bios le­gis­la­ti­vos y se pre­sen­tan de una ma­ne­ra coherente, es­toy se­gu­ro de que se­rán bien re­ci­bi­dos en Washington”, ma­ni­fes­tó.

Pa­ra en­ten­der el apo­yo po­lí­ti­co que brin­dó el vier­nes Kuczynski Go­dard a su potencial vi­ce­pre­si­den­ta, te­ne­mos que re­mi­tir­nos a los días an­te­rio­res, cuan­do Meche Aráoz dis­pu­so de una pa­ra­fer­na­lia me­diá­ti­ca pa­ra sa­cu­dir­se del pol­vo del 'Baguazo'. El jue­ves, pri­me­ro en las re­des so­cia­les y lue­go en el ca­nal de You­Tu­be, la con­gre­sis­ta elec­ta pi­dió per­dón por su ac­tua­ción en los he­chos luc­tuo­sos del 2009.

"Si en al­gún mo­men­to una pa­la­bra mía ge­ne­ró con­fu­sión y pa­re­ció erra­da; si al­gu­na pa­la­bra mía, que es­ta­ba en ese mo­men­to en fun­ción a lo que yo creí que era mi de­ber de­cir, ge­ne­ró que su­ce­die­ran esos even­tos; real­men­te, aun cuan­do me sé inocen­te, pi­do per­dón", di­jo Mer­ce­des Aráoz. ¿Pi­den per­dón los inocen­tes? ¿O era una for­ma de evi­tar que es­tos fan­tas­mas del pa­sa­do le que­ma­ran el pas­tel elec­to­ral? Una reac­ción de cen­su­ra bro­tó de in­me­dia­to en las re­des so­cia­les.

Pe­ro ha­bía más, pues en un vi­deo­clip Aráoz apa­re­cía jun­to a Fran­cis­co Sha­jian Sa­ke­jat, pre­si­den­te de la Na­ción Awajún Wam­pis, mos­tran­do su su­pues­ta con­go­ja por las 33 muer­tes, sie­te años des­pués de ocu­rri­das.

Al fi­nal del vi­deo­clip, Fran­cis­co Sha­jian Sa­ke­jat sa­lu­da­ba al pue­blo Awajún y ha­cía un va­ti­ci­nio: "No ma­len­tien­dan el diá­lo­go con la doc­to­ra, que hay apro­ve­cha­do­res y creen que soy com­pra­do, pa­ga­do, eso van a de­cir". No se equi­vo­có, pues po­co des­pués el lí­der in­dí­ge­na Ed­win Mon­te­ne­gro de la Aso­cia­ción In­te­rét­ni­ca de Desa­rro­llo de la Sel­va Pe­rua­na, afir­mó que el gru­po que pre­si­de Sha­jian Sa­ke­jat es una "or­ga­ni­za­ción in­dí­ge­na fal­sa".

A ojos vis­ta, el sal­va­vi­das que el vier­nes pa­sa­do Pedro Pa­blo Kuczynski le arro­jó a su can­di­da­ta a la se­gun­da vi­ce­pre­si­den­ta es­ta­ba agu­je­rea­do, al­go que se no­ta, so­bre todo, por­que ya em­pe­zó a dar ‘ma­no­ta­zos de aho­ga­do'.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Peru

© PressReader. All rights reserved.