¿Qué ha­cer si ves a un lo­bo ma­rino va­ra­do en la pla­ya?

Metro Peru (Lima) - - PORTADA -

En las úl­ti­mas se­ma­nas, se han pre­sen­ta­do va­rios ca­sos de lo­bos ma­ri­nos va­ra­dos en pla­yas. An­te ello, el Ins­ti­tu­to del Mar del Pe­rú (Imar­pe) nos da al­gu­nos con­se­jos.

Si es­tás an­te es­ta si­tua­ción, co­mu­ní­ca­te con Ser­for (225-9005 ane­xo 138 o 139) pa­ra que atien­dan al ani­mal. Si no tie­nes nin­gu­na ex­pe­rien­cia, no ma­ni­pu­les al lo­bo ma­rino. Po­dría sen­tir­se ame­na­za­do y ata­car co­mo for­ma de de­fen­sa.

Re­cuer­da que la mordida de un lo­bo ma­rino es más pe­li­gro­sa que la de un pe­rro do­més­ti­co. Evi­ta tam­bién gri­tos y rui­dos; pro­té­ge­los de cu­rio­sos, ni­ños, pe­rros y ob­je­tos pun­zo­cor­tan­tes y no lo ali­men­tes. De acuer­do a la Wild­li­fe Con­ser­va­tion So­ciety (WCS), en­tre los años 2000 y 2015, en el Pe­rú fue­ron de­co­mi­sa­dos más de 62 mil ani­ma­les sil­ves­tres que se iban a co­mer­cia­li­zar.

La­men­ta­ble­men­te, la ven­ta de es­tos ani­ma­les vi­vos co­mo mascotas se man­tie­ne en 22 mer­ca­dos de nues­tro país, cons­ti­tu­yen­do una gran amenaza pa­ra la bio­di­ver­si­dad en el Pe­rú. Los prin­ci­pa­les pun­tos de aco­pio es­tán en Iqui­tos, Pu­call­pa, Chiclayo, Yu­ri­ma­guas, Tin­go Ma­ría y Puer­to Mal­do­na­do. Desde allí, son lle­va­dos y ven­di­dos en Li­ma, Tum­bes, Puno y Uca­ya­li.

Pa­ra crear con­cien­cia so­bre es­te pro­ble­ma, el Servicio Na­cio­nal Fo­res­tal y de Fau­na Sil­ves­tre (Ser­for) y la WCS han lan­za­do la cam­pa­ña ‘Si com­pras, eres cóm­pli­ce’. Pue­des in­for­mar­te más so­bre es­te te­ma a tra­vés la web de la cam­pa­ña ( www. si­com­pra­se­res­com­pli­ce.pe).

“La ca­de­na de trá­fi­co so­me­te a los ani­ma­les a si­tua­cio­nes de gran cruel­dad y es­trés. Las pé­si­mas con­di­cio­nes de trans­por­te in­clu­yen ha­ci­na­mien­to en jau­las, bo­te­llas o bol­sas, so­me­ti­mien­to a tem­pe­ra­tu­ras ex­tre­mas y, pa­ra que no se de­fien­dan o es­ca­pen, se les ex­traen los col­mi­llos, se les mu­ti­la las ga­rras o las alas”, ad­vier­te Ser­for.

Las con­se­cuen­cias de es­ta de­plo­ra­ble prác­ti­ca son mu­chas. Por ejem­plo, pa­ra que un mono lle­gue a una ca­sa co­mo mas­co­ta, otros nue­ve han muer­to en el ca­mino desde la sel­va.

Ser­for pi­dió a to­da la ciu­da­da­nía no com­prar ani­ma­les sil­ves­tres y de­nun­ciar a quien tra­fi­que con ellos. Pue­des ha­cer­lo a tra­vés de la web de la cam­pa­ña o en el 947-588-269 vía te­le­fó­ni­ca o What­sapp.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Peru

© PressReader. All rights reserved.