«La fa­mi­lia es el tron­co fun­da­men­tal de nues­tra vi­da»

I pre­mio de re­la­tos de la Ca­sa de la Fa­mi­lia

ABC - Alfa y Omega Madrid - - Madrid - Juan Luis Vázquez Díaz-Ma­yor­do­mo / In­fo­ma­drid

«La fa­mi­lia ha re­ci­bi­do la mi­sión de cus­to­diar, re­ve­lar y co­mu­ni­car el amor», di­jo la se­ma­na pa­sa­da el car­de­nal Oso­ro du­ran­te la en­tre­ga de pre­mios del I con­cur­so de re­la­tos cor­tos so­bre la be­lle­za de la fa­mi­lia, or­ga­ni­za­do por la Fun­da­ción Ca­sa de la Fa­mi­lia con la co­la­bo­ra­ción de la Fun­da­ción pa­ra Aten­ción a Me­no­res.

El pur­pu­ra­do in­ci­dió en que «la fa­mi­lia, fun­da­da y vi­vi­fi­ca­da por el amor, es una co­mu­ni­dad de per­so­nas, del hom­bre y la mu­jer, es­po­sos, de los pa­dres y los hi­jos, que se re­mon­ta al prin­ci­pio, al ges­to crea­dor de Dios». Ci­tan­do a san Juan Pa­blo II, el ar­zo­bis­po re­mar­có que «el hom­bre no pue­de vi­vir sin amor» y que la fa­mi­lia es un lu­gar pa­ra ex­pe­ri­men­tar­lo por­que «no he­mos si­do un aña­di­do des­de fue­ra al mu­tuo amor de nues­tros pa­dres, sino que he­mos bro­ta­do en el co­ra­zón mis­mo de su do­na­ción re­cí­pro­ca, sien­do su fru­to y su cum­pli­mien­to». En es­te sen­ti­do, re­cor­dó que «la vi­da hu­ma­na sur­ge siem­pre de dos la­de­ras que son las úni­cas ne­ce­sa­rias: pa­dre y ma­dre», y sub­ra­yó que «ne­gar una de es­tas la­de­ras, en el fon­do, es ne­gar la vi­da», por­que «pa­dre y ma­dre son prin­ci­pios fí­si­cos de exis­ten­cia y de iden­ti­fi­ca­ción del ser hu­mano».

«No hay es­la­bo­nes per­di­dos»

A la en­tre­ga de pre­mios acu­die­ron el pri­mer ga­lar­do­na­do, el cán­ta­bro Luis Gon­zá­lez Cór­do­ba, por «La con­se­cuen­cia de leer tan­to a Kaf­ka», y el se­gun­do, el mur­ciano Mi­guel Sán­chez Robles, por «Esa be­lle­za de la fa­mi­lia po­bre». Gon­zá­lez Cór­do­ba, maes­tro de edu­ca­ción Pri­ma­ria en La­re­do, se pre­sen­tó al con­cur­so con una his­to­ria am­bien­ta­da en­tre el pue­blo y la ciu­dad, y por la que trans­cu­rren tres ge­ne­ra­cio­nes. «El nu­do del re­la­to es la re­la­ción en­tre un abue­lo y su nie­ta –di­ce el au­tor–. Al fi­nal se mues­tra có­mo no hay es­la­bo­nes per­di­dos, to­do el en­gra­na­je es per­fec­to. Hay una vuel­ta de la nie­ta al pue­blo des­pués de una ma­la ex­pe­rien­cia en la ciu­dad, lo que su­po­ne en reali­dad una vuel­ta a la fa­mi­lia, a las raí­ces».

Pa­ra Luis, como pa­ra tan­tos es­cri­to­res, la ni­ñez es el te­rri­to­rio en el que se desen­vuel­ve la vi­da adul­ta: «Cuan­do nos ha­ce­mos ma­yo­res no de­ja­mos de ser los ni­ños que fui­mos. Eso se per­ci­be es­pe­cial­men­te cuan­do vuel­ves a los lu­ga­res de tu in­fan­cia, a to­dos esos olo­res, so­ni­dos y sen­sa­cio­nes que te mar­ca­ron en­ton­ces y que lle­vas tan aden­tro».

El ga­na­dor del con­cur­so re­cu­pe­ra la idea del Pa­pa Francisco de que los ni­ños y los an­cia­nos son el fu­tu­ro de la hu­ma­ni­dad, por­que «el abue­lo de­ja en su nie­to una he­ren­cia que el ni­ño es­tá lla­ma­do a con­ti­nuar. Uno tiene to­do el tiempo por de­lan­te y al otro ya le que­da po­co, pe­ro el fu­tu­ro lo cons­tru­yen los dos: uno por la sa­bi­du­ría que apor­ta y otro por la obra que con­ti­núa. No se po­drían en­ten­der el uno sin el otro».

En es­te sen­ti­do, Luis Gon­zá­lez Cór­do­ba, ca­sa­do y con una hi­ja y dos nie­tos, pro­ce­den­te de una fa­mi­lia de seis her­ma­nos, cons­ta­ta que «qui­zá cuan­do eres jo­ven no eres de­ma­sia­do cons­cien­te de la im­por­tan­cia de la fa­mi­lia. Pa­re­ce que es al­go que te vie­ne da­do y que to­do el mun­do tiene. Pe­ro con los años te das cuen­ta de que no es así, vas co­no­cien­do to­do su va­lor, y el re­fe­ren­te que te que­da al fi­nal siem­pre es la fa­mi­lia. Es el tron­co fun­da­men­tal de nues­tra vi­da».

Los mejores tex­tos han si­do re­co­pi­la­dos en un li­bro que se pue­de des­car­gar en ar­chi­ma­drid.es.

R. Pi­ne­do

El car­de­nal Oso­ro, con los ga­lar­do­na­dos (Luis Gon­zá­lez Cór­do­ba, se­gun­do por la de­re­cha) y los or­ga­ni­za­do­res

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.