En­tre el ar­te pu­ro y la pu­ra reivin­di­ca­ción

ABC - Cultural - - Portada -

Andrzej Waj­da (1926-2016) es quien inau­gu­ra el ci­ne mo­derno en su país, la lla­ma­da es­cue­la po­la­ca, a me­dia­dos de los años 50, un lus­tro an­tes de la ex­plo­sión de las nue­vas olas. Ha­bía lu­cha­do con la Re­sis­ten­cia y esa ener­gía com­ba­ti­va ali­men­ta su ci­ne que pa­re­ce di­vi­dir­se –su gran vir­tud y uno de sus de­fec­tos– en­tre una vo­lun­tad ar­tís­ti­ca y otra más di­rec­ta y uti­li­ta­ria­men­te po­lí­ti­ca. Am­bas lí­neas flo­re­cen de for­ma ar­mo­nio­sa en la lla­ma­da «tri­lo­gía de la gue­rra», que creó su fa­ma y pa­ra al­gu­nos si­gue sien­do su me­jor lo­gro: Ge­ne­ra­ción (1954) y Ka­nal (1957) re­me­mo­ran epi­so­dios de la Re­sis­ten­cia, mien­tras que Ce­ni­zas y dia­man­tes (1958) re­tra­ta el mo­men­to de la in­me­dia­ta pos­gue­rra. Cuan­do fi­jó su mi­ra­da en el pre­sen­te, Los bru­jos inocen­tes (1960), pa­re­ció sin em­bar­go que Waj­da no te­nía el mis­mo pul­so seguro pa­ra re­tra­tar a la nue­va ge­ne­ra­ción.

Pe­ro es­ta­ba le­jos de ha­ber­se que­da­do sin mu­ni­ción, aun­que es cier­to que pa­re­cía re­ser­var sus me­jo­res dia­nas pa­ra un ci­ne de re­fle­xión his­tó­ri­ca. Pe­se a lo­gros, co­mo su ver­sión de Lady Mac­beth en Si­be­ria (1961) o su ocho y me­dio par­ti­cu­lar To­do es­tá a la ven­ta (1969), su si­guien­te gran triun­fo, an­tes de la fa­mo­sa La tie­rra de la gran pro­me­sa (1975), es Pai­sa­je des­pués de la ba­ta­lla (1970), so­bre un cam­po de con­cen­tra­ción. An­ti­ci­pa pos­te­rio­res mi­ra­das re­tros­pec­ti­vas tan atro­ces co­mo Kor­zack (1990) o Katyn (2007). Pa­ra­dó­ji­ca­men­te hoy ca­si se le re­cuer­da más por sus ví­vi­das re­crea­cio­nes cua­si­pe­rio­dís­ti­cas de la cla­se obre­ra fren­te a la dic­ta­du­ra: El hom­bre de már­mol (1977) y El hom­bre de hie­rro (1981).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.