Hu­chas de la ANC pa­ra man­te­ner a Puig­de­mont

ALE­MA­NIA

ABC - - ESPAÑA - ROSALÍA SÁN­CHEZ CO­RRES­PON­SAL EN BER­LÍN

Los 75.000 eu­ros de fian­za que tu­vo que pa­gar Car­les Puig­de­mont pa­ra sa­lir de la pri­sión de Nue­müns­ter fue­ron apor­ta­dos por la «ca­ja de so­li­da­ri­dad» de la ANC, or­ga­ni­za­ción que ha or­ga­ni­za­do ac­tos en Ale­ma­nia don­de se ve a vo­lun­ta­rios agi­tan­do hu­chas an­te los pre­sen­tes con las que pi­den di­ne­ro pa­ra «apo­yar a los pre­sos po­lí­ti­cos».

Qui­zá gra­cias a to­do ello pue­dan pa­gar­se los entre 70-100 eu­ros por no­che que cues­ta el apar­taho­tel Ada­gio, en la ca­lle Liet­zeng­bur­gerstr 89 de Ber­lín, dis­tri­to de Char­lo­tem­burg, don­de re­si­de aho­ra el ex­pre­si­den­te de Ca­ta­lu­ña y con el que jue­ga al des­pis­te con los pe­rio­dis­tas.

Puig­de­mont al­ter­na esa di­rec­ción con la ca­sa de un buen ami­go ins­ta­la­do en la ciu­dad, en el que es aga­sa­ja­do con ce­nas y vi­si­tas co­mo la de Ar­tur Mas. Es­te fin de se­ma­na re­ci­bió a su mu­jer y a sus hi­jas y pu­do dis­fru­tar de unos so­lea­dos días en fa­mi­lia. Evi­tan­do a los fo­tó­gra­fos, pres­cin­de de pa­seos y terrazas, a pe­sar del buen tiem­po. «Has­ta que no nos di­gan, ese apar­ta­men­to no se lim­pia, eso nos di­je­ron. Des­pués va­mos re­ci­bien­do ins­truc­cio­nes: aho­ra se lim­pia, y se en­vía a al­guien que ha­ga el ser­vi­cio a la ma­yor ra­pi­dez», se­ña­la una de las tra­ba­ja­do­ras que se ocu­pan de la lim­pie­za del es­ta­ble­ci­mien­to.

Las dos per­so­nas que no se se­pa­ran de él ni un mo­men­to y que or­ga­ni­zan los de­ta­lles más do­més­ti­cos son el em­pre­sa­rio Jo­sep Ma­ría Ma­ta­ma­la y la de­le­ga­da de Ca­ta­lu­ña en Ale­ma­nia has­ta la apli­ca­ción del 155, Ma­ria Ka­pretz. Son ellos quie­nes se ocu­pan de la lo­gís­ti­ca y los su­mi­nis­tros, in­clu­so las co­mu­ni­ca­cio­nes. Puig­de­mont se li­mi­ta a ha­cer po­lí­ti­ca.

Ade­más de la entrevista con­ce­di­da a TV3 y su ac­ti­vi­dad en las re­des so­cia­les, Puig­de­mont ha fi­ja­do en Ber­lín una agen­da de con­tac­tos que le per­mi­te di­fun­dir su vi­sión del con­flic­to de Ca­ta­lu­ña a los más di­ver­sos ni­ve­les.

EFE

Puig­de­mont, en una ima­gen en Ber­lín

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.