Sa­lo­nes VE­GE­TA­LES

Mix.

AD (Spain) - - Agenda Ad -

Cuan­do se dis­po­ne de es­pa­cio pa­ra te­ner dos, tres, cua­tro... zo­nas de re­lax, ¿por qué li­mi­tar­se a una? Así, la pro­pie­ta­ria de es­te jar­dín bo­tá­ni­co en un cha­let del cen­tro de Ma­drid pi­dió a Ál­va­ro de la Ro­sa que “a par­tir de una ve­ge­ta­cion exu­be­ran­te, lo que ex­clu­yó el cés­ped, se crea­ran rin­co­nes es­tan­cia­les ex­te­rio­res”, re­cuer­da el pai­sa­jis­ta. “Es­to se con­si­guió es­truc­tu­ran­do con ár­bo­les, co­mo los gra­na­dos, ma­dro­ños, en­ci­nas, vi­bur­nos, mi­mo­sas, ro­sa­les o abe­lias, que se com­bi­na­ron con otras es­pe­cies del nor­te co­mo abe­du­les, ca­me­lias, ti­los, mag­no­lios y ar­ces”. Aun­que es una mez­cla atí­pi­ca pa­ra la zo­na, la cli­ma­to­lo­gía no im­pu­so sus le­yes y acep­tó el “Al ser una par­ce­la ur­ba­na la po­si­bi­li­dad de ele­gir es­pe­cies era ma­yor y la tie­rra ne­ce­sa­ria se de­fi­nió y apor­tó”, ex­pli­ca. A con­ti­nua­ción lle­ga­ron los ele­men­tos de­co­ra­ti­vos, des­de mue­bles hu­mil­des he­chos con pa­lés a la lu­jo­sa for­ja de John Tom­joe o Ate­lier Ar­gen­so­la y las es­cul­tu­ras de Juan Ri­vei­ro. El re­sul­ta­do son “ha­bi­ta­cio­nes al ai­re li­bre” in­mer­sas en la ve­ge­ta­ción. “Ha si­do un tra­ba­jo de tres años en los que hu­bo cam­bios, co­mo eli­mi­nar la ver­be­na mon­te­vi­den­sis, muy uti­li­za­da en Fran­cia, que por su vi­gor aca­pa­ra­ba al­gu­nas pers­pec­ti­vas”. Los ex­ce­sos siem­pre hay que evi­tar­los. www.la­ro­sa­mau­ra.com

POR LA MEZ­CLA DE ES­CUL­TU­RAS, MO­BI­LIA­RIO CON LA VE­GE­TA­CIÓN”, PUN­TUA­LI­ZA. DCHA., RIN­CÓN CON BU­TA­CAS DE FERMOB Y BAN­CO DE ATE­LIER AR­GEN­SO­LA.

ÁL­VA­RO DE LA RO­SA JUN­TO A UNO DE LOS AR­CES QUE CON­DU­CEN A UNA DE LAS SA­LAS DE ES­TAR OUT­DOOR. POR ES­TOS ES­PA­CIOS SE RE­CO­NO­CE SU TRA­BA­JO. “Y

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.