¿Cuán­do y có­mo em­pe­zar?

AR - - BELLEZA -

Se­gún el di­rec­tor de Co­mu­ni­ca­ción Cien­tí­fi­ca de Olay, Elio Es­té­vez, “el mo­men­to de em­pe­zar a usar una cre­ma an­ti­man­chas es cuan­do apa­re­ce la pri­me­ra en el ros­tro, pa­ra re­du­cir­la y re­tra­sar la apa­ri­ción de otras”. No es así cuan­do lo que se uti­li­za es un cos­mé­ti­co per­fec­cio­na­dor del tono, co­mo Re­ge­ne­rist Lu­mi­nous, de Olay. “No se tra­ta de una cre­ma re­duc­to­ra de man­chas: da un pa­so más. Su fór­mu­la es­tá di­se­ña­da pa­ra ilu­mi­nar y uni­fi­car el tono de la piel sin que eso im­pli­que so­lo tra­tar las man­chas: tam­bién se en­car­ga de la tex­tu­ra irre­gu­lar, las ro­je­ces... Y se pue­de usar en cual­quier mo­men­to, co­mo una cre­ma de día”. ¿Una cu­rio­si­dad? Cuen­ta Elio que la ma­yo­ría de las mu­je­res pre­fie­ren los pro­duc­tos que po­ten­cian los efec­tos po­si­ti­vos que aque­llos que lu­chan de fren­te con­tra el pro­ble­ma. Por ejem­plo: cre­ma per­fec­cio­na­do­ra del tono, fren­te a cre­ma an­ti­man­chas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.