Es­tre­na­mos blog: Bo­ti­ca­ria García. Te pre­sen­ta­mos a nues­tra nue­va far­ma­céu­ti­ca de con­fian­za.

En AR es­ta­mos de en­ho­ra­bue­na. Es­tre­na­mos blog:‘Bo­ti­ca­ria García’.Te pre­sen­ta­mos a nues­tra far­ma­céu­ti­ca de con­fian­za, que lle­ga pa­ra re­sol­ver al­gu­nas du­das que fre­cuen­te­men­te nos asal­tan.

AR - - SUMARIO - Ma­rián García Tex­to: MI­LA FER­NÁN­DEZ. Fo­tos: PA­TRI­CIA GA­LLE­GO. bo­ti­ca­ria­gar­cia.com www.ar-re­vis­ta.com.

Se­rá tan efec­ti­va esa cre­ma an­ti­arru­gas que he vis­to anun­ciar en te­le­vi­sión? ¿Por qué me es­cue­cen tan­to los ojos? ¿Ne­ce­si­to al­gún com­ple­men­to nu­tri­ti­vo? ¿Qué son esas man­chas de mi es­pal­da? To­das, sin ex­cep­ción, en al­gún mo­men­to de nues­tras vi­das, desea­ría­mos con­tar en nues­tro círcu­lo de ami­gos con un pro­fe­sio­nal que nos ayu­de a acla­rar las du­das que nos sur­gen en torno al mun­do de los me­di­ca­men­tos, los pro­duc­tos cos­mé­ti­cos o nues­tra ali­men­ta­ción.

Aun­que ya no es ne­ce­sa­rio sa­lir a la ca­lle en bus­ca del far­ma­céu­ti­co que acla­re las du­das. No so­mos po­cas las que, an­te el más mí­ni­mo pro­ble­ma, nos aba­lan­za­mos so­bre el or­de­na­dor, abri­mos Goo­gle y pre­gun­ta­mos al ci­be­res­pa­cio. El bus­ca­dor, en se­gun­dos, mues­tra cien­tos de res­pues­tas en­tre las que se­lec­cio­nar la que me­jor se aco­pla a nues­tra va­lo­ra­ción per­so­nal del pro­ble­ma.

Pre­ci­sa­men­te una de las ra­zo­nes que im­pul­sa­ron a nues­tra blo­gue­ra, Ma­rián García, a crear el blog Bo­ti­ca­ria García, fue la de aca­bar con lo que ella lla­ma ‘doc­tor Goo­gle’: “La gen­te lle­ga a la far­ma­cia y da por ver­dad ab­so­lu­ta lo que lee en In­ter­net, algo pa­re­ci­do a lo que ocu­rría an­tes con la te­le. Es muy di­fí­cil con­ven­cer a cier­tas per­so­nas de que se pue­de po­ner en du­da lo que han leí­do en la red y que hay que te­ner cier­to co­no­ci­mien­to y cri­te­rio pa­ra dis­cri­mi­nar la ver­da­de­ra in­for­ma­ción. Lo que ocu­rre es que bus­ca­mos ma­gia y en In­ter­net la en­con­tra­mos. Des­pués lle­ga la gran de­cep­ción”.

Pa­ra Ma­rián no es su pri­me­ra ex­pe­rien­cia co­mo blo­gue­ra. Du­ran­te dos años es­tu­vo con­tan­do có­mo vi­vía sus días de ma­dre pri­me­ri­za en Mi grem­lin no me co­me: “Lo de­jé por­que lle­gó un mo­men­to en que no te­nía na­da más que con­tar so­bre la ma­ter­ni­dad. Pe­ro me gus­ta mu­cho es­cri­bir, así que de­ci­dí au­nar en un blog tra­ba­jo y afi­ción, y crear Bo­ti­ca­ria García. Con él pre­ten­do ha­cer de en­la­ce en­tre la par­te cien­tí­fi­ca de la far­ma­cia y la ca­lle. Al fi­nal es lo que ha­go ca­da día de­trás del mos­tra­dor”.

Y ¿de qué ha­bla en sus posts? Sus en­tra­das son de lo más va­ria­das: des­de com­po­ner el bo­ti­quín per­fec­to cuan­do hay ni­ños en ca­sa, has­ta con­tar de for­ma co­lo­quial qué es el co­pa­go far­ma­céu­ti­co. Tam­po­co es­ca­pan a su aná­li­sis te­mas de die­té­ti­ca o de tra­ta­mien­tos me­di­coes­té­ti­cos: “Me gus­ta que mis posts sean prác­ti­cos y tam­bién que ayu­den a des­cu­brir pro­duc­tos de far­ma­cia que son muy úti­les y no se co­no­cen. Eso sí, to­do lo que es­cri­bo es­tá do­cu­men­ta­do en es­tu­dios e in­for­mes cien­tí­fi­cos, sin ol­vi­dar cier­ta do­sis de hu­mor”.

Ma­rián García es esa far­ma­céu­ti­ca que to­dos que­re­mos te­ner de­ba­jo de ca­sa. Y aho­ra es­ta­rá con no­so­tras a so­lo un gol­pe de clic en

o a tra­vés de nues­tra web

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.