Ac­tí­va­te por den­tro y por fue­ra

AR - - Y SESDERMA -

Aun­que la he­ren­cia ge­né­ti­ca de­ter­mi­na en gran par­te el com­por­ta­mien­to de nues­tro or­ga­nis­mo, po­de­mos tra­ba­jar pa­ra que la má­qui­na sea más pre­ci­sa.

Sue­ño re­pa­ra­dor. La piel es­tá más re­cep­ti­va mien­tras dor­mi­mos por­que no tie­ne que lu­char con­tra agen­tes ex­ter­nos (sol, vien­to, po­lu­ción, es­trés...). In­ten­ta des­can­sar de 7 a 8 ho­ras dia­rias.

Ac­ti­va tu cuer­po. La prác­ti­ca re­gu­lar de ejer­ci­cio fa­vo­re­ce la cir­cu­la­ción san­guí­nea y con ella me­jo­ra el as­pec­to de nues­tra piel. Ade­más, ge­ne­ra en­dor­fi­nas y pro­du­ce sen­sa­ción de bie­nes­tar.

Cos­mé­ti­ca ade­cua­da. Un tra­ta­mien­to der­mo­cos­mé­ti­co no fun­cio­na de igual ma­ne­ra en to­das las per­so­nas. Y se­gún van pa­san­do los años, he­mos de ele­gir fór­mu­las que tra­ba­jen de den­tro afue­ra y re­fuer­cen nues­tras cé­lu­las. La lí­nea Ses­gen 32, de Ses­der­ma, se ven­de en far­ma­cias, pa­ra­far­ma­cias y El Cor­te In­glés.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.