Una pues­ta en es­ce­na lo­ca lo­ca

AR - - ENTREVISTA -

Da­vid crea, sue­ña y pien­sa, y el in­terio­ris­ta Lá­za­ro Ro­sa Vio­lán lo tras­la­da a la reali­dad. En su re­cien­te­men­te es­tre­na­do lo­cal del ho­tel NH Eu­ro­buil­ding (Ma­drid), am­bos han plas­ma­do un uni­ver­so oní­ri­co que no deja in­di­fe­ren­te. La eclo­sión crea­do­ra le lle­gó a Da­vid tras un via­je a Fuen­te­rra­bía: “Allí ob­ser vé un jar­dín en el que ha­bía fi­gu­ri­tas de cer­dos por to­do el cés­ped, y me lan­cé y com­pré 28 ejem­pla­res”. Al día si­guien­te, el chef y su mu­jer vi­si­ta­ron una tien­da de dis­fra­ces y les pu­sie­ron alas a to­dos y ca­da uno de los por­ci­nos: “Ima­gí­na­te la ca­ra de mi equi­po cuan­do el lu­nes, al in­cor­po­rar­se al res­tau­ran­te, vie­ron una pia­ra de cer­dos de de­co­ra­ción de jar­dín por to­do el lo­cal. No en­ten­dían na­da”. La es­ce­no­gra­fía es vi­tal en Di­ve­rXO: una co­ci­na que se ase­me­ja a un ta­ller pop-ar t, una sa­la que re­zu­ma his­trio­nis­mo y, so­bre to­do, una pues­ta en es­ce­na que be­be de la van­guar­dia pu­ra. El chi­co que ha­ce rock and roll en la co­ci­na es di­na­mi­ta pu­ra, adre­na­li­na em­pla­ta­da en lien­zos im­po­lu­tos y, so­bre to­do, un crea­dor que un día se ob­se­sio­nó con di­se­ñar un uni­ver­so “con len­gua­je pro­pio, úni­co y per­so­nal que so­lo fue­se nues­tro”, con­clu­ye.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.