EM­PE­CE­MOS A PRIO­RI­ZAR

AR - - EN NUESTRO BUZÓN -

La otra no­che dor­mí mal. Ha­bía leído la en­tre­vis­ta a San­dra Iba­rra so­bre el cáncer y al día si­guien­te me da­ban los re­sul­ta­dos de un aná­li­sis ru­ti­na­rio. Ape­nas co­noz­co a gen­te que ha­ya pa­sa­do por es­ta en­fer­me­dad. Gra­cias a Dios en mi en­torno na­die la ha su­fri­do, aun­que ima­gino que de­be ser durísimo pa­ra el enfermo y sus fa­mi­lia­res. Por eso, ca­da día pien­so en lo pri­vi­le­gia­da que soy por te­ner sa­lud, no so­lo yo: tam­bién mis hi­jos, mi ma­ri­do, mis pa­dres...

Y es que en nues­tra so­cie­dad nos ol­vi­da­mos de la enor­me im­por­tan­cia de go­zar de una bue­na sa­lud. Prio­ri­ce­mos lo real­men­te im­por­tan­te. Por cier­to... el re­sul­ta­do del aná­li­sis, per­fec­to.

Eli­sa Fer­nán­dez

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.