El rey de la am­bi­güe­dad que ins­pi­ra a las ce­le­bri­ties

AR - - MODA -

Des­pués de su último des­fi­le en Madrid, po­cos son los que no han oí­do ha­blar de Pa­lo­mo Spain. Sus irre­ve­ren­tes di­se­ños se ha­llan ins­ta­la­dos en un jue­go don­de se di­fu­mi­nan las fron­te­ras en­tre lo mas­cu­lino y lo fe­me­nino. Pa­ra él es­ta di­vi­sión es un tra­di­cio­nal en­cor­se­ta­mien­to al que pre­fie­re no acu­dir. Una fi­lo­so­fía con la que se ha di­fe­ren­cia­do y ha des­per­ta­do el in­te­rés de la crí­ti­ca fas­hio­nis­ta. De he­cho, le han em­pe­za­do a con­sa­grar co­mo el nue­vo ‘en­fant te­rri­ble’ de la mo­da. Do­ta­do de una vas­ta am­bi­ción, as­pi­ra a crear una mai­son de la ta­lla de Dior o Va­len­tino, a de­jar hue­lla e ins­pi­rar a las ge­ne­ra­cio­nes ve­ni­de­ras. Ale­jan­dro Gó­mez Pa­lo­mo, su ver­da­de­ro nom­bre, ex­pre­sa es­tas pa­la­bras con una vehe­men­cia tan ro­tun­da co­mo sus crea­cio­nes. Di­vas de la mú­si­ca co­mo Mi­ley Cy­rus o Be­yon­cé ya han su­cum­bi­do a sus ori­gi­na­les di­se­ños. To­das las pren­das de es­te jo­ven de 25 años se fa­bri­can en Po­sa­das, su pe­que­ño pue­blo cor­do­bés.

Allí en­cuen­tra la tran­qui­li­dad y la con­cen­tra­ción ne­ce­sa­rias pa­ra hacer las co­lec­cio­nes que lue­go ven­de en ciu­da­des co­mo Nue­va York, París, To­kio o Lon­dres. Allí fue tam­bién don­de se dio cuen­ta de su pa­sión por el di­se­ño gra­cias a los des­fi­les te­le­vi­sa­dos de gran­des maes­tros co­mo Yves Saint Laurent. Un fu­tu­ro mar­ca­do des­de una edad muy tem­pra­na.

Be­yon­cé

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.