Re­cu­pe­rar el tiem­po per­di­do

AS (Aragon) - - Real Zaragoza - PE­DRO LUIS FE­RRER

Ag­né de­bu­tó con vic­to­ria y las aguas em­pie­zan a vol­ver a su cau­ce en el Real Za­ra­go­za, que ha ade­lan­ta­do seis pues­tos en la cla­si­fi­ca­ción y se ha qui­ta­do de en­ci­ma las ur­gen­cias más ago­bian­tes. El equi­po es­tá aho­ra mis­mo en la fa­se de re­cu­pe­rar el tiem­po que per­dió con Mi­lla, que fue mu­chí­si­mo, pe­ro al me­nos ya tie­ne un en­tre­na­dor que cree en sus fut­bo­lis­tas — los ti­tu­la­res y los su­plen­tes— y que va a tra­tar de ex­pri­mir­los al má­xi­mo. Ag­né ha ve­ni­do al Za­ra­go­za con to­da el ham­bre del mun­do y dis­pues­to a apro­ve­char es­ta gran opor­tu­ni­dad y no es­tá más pen­dien­te de lo que le fal­ta —o de lo que cree que le fal­ta— que de lo que tie­ne en el ves­tua­rio o en el fi­lial. Y esa sen­sa­ción, que los pro­fe­sio­na­les siem­pre cap­tan, es lo que le ha he­cho ga­nar­se el gru­po dese el pri­mer día. Lue­go, el fút­bol pon­drá a ca­da uno en su si­tio, pe­ro el Za­ra­go­za no va a fa­llar por fal­ta de tra­ba­jo tác­ti­co o de ca­rác­ter des­de el ban­qui­llo.

Ag­né, ha que­da­do di­cho, ne­ce­si­ta tiem­po pa­ra que se no­te su mano de ver­dad, pe­ro, so­bre to­do, ne­ce­si­ta re­sul­ta­dos in­me­dia­tos, y na­da me­jor aho­ra que em­pal­mar una nueva vic­to­ria a la que se con­si­guió fren­te al Al­me­ría. El equi­po ara­go­nés aún no ha ga­na­do fue­ra de ca­sa y ha­cer­lo el sá­ba­do en Ma­llor­ca sig­ni­fi­ca­ría un pa­so muy im­por­tan­te pa­ra vol­ver a re­en­gan­char­se a la pe­lea por el as­cen­so di­rec­to, que, no nos en­ga­ñe­mos, es el ver­da­de­ro ob­je­ti­vo del Za­ra­go­za. Fue­ra de ca­sa la eje­cu­to­ria es po­brí­si­ma y va a ser ne­ce­sa­rio em­pe­zar a en­men­dar­la cuan­to an­tes pa­ra re­cu­pe­rar el mes y me­dio lar­go que se per­dió en sos­te­ner a un téc­ni­co que no creía en es­te equi­po.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.