El Ba­rça dur­mió en el ho­tel don­de vi­ve Mou­rin­ho

El por­tu­gués se alo­ja en una sui­te del Lowry Ho­tel

AS (Aragon) - - Manchester City-Barcelona - SE­GÚN SAN­TI GIMÉNEZ

La ex­pe­di­ción del Barcelona, que lle­gó so­bre el me­dio­día de ayer a Man­ches­ter, se alo­jó en el Lowry Ho­tel, do­mi­ci­lio de José Mou­rin­ho en la ciu­dad bri­tá­ni­ca des­de que el téc­ni­co por­tu­gués fi­chó por el Uni­ted. A di­fe­ren­cia de Guar­dio­la, que vi­ve en un pi­so con su fa­mi­lia en el cen­tro de la ciu­dad, Mou­rin­ho vi­ve so­lo en la Sui­te Pre­si­den­cial del lu­jo­so ho­tel mien­tras su es­po­sa Ma­til­de y sus dos hi­jos si­guen vi­vien­do en Londres, don­de se des­pla­za el por­tu­gués ca­da vez que pue­de. La pre­sen­cia del Barcelona pue­de ha­cer aún más di­fí­cil la vi­da de Mou­rin­ho en Man­ches­ter, don­de los re­sul­ta­dos no le acom­pa­ñan y la pren­sa le fus­ti­ga. El pro­pio en­tre­na­dor re­co­no­ció la se­ma­na pa­sa­da que su vi­da era “desas­tro­sa” por­que vi­ve le­jos de su fa­mi­lia y el ho­tel es­tá cer­ca­do por los pa­pa­raz­zi, que mon­tan guar­dia en la en­tra­da prin­ci­pal del es­ta­ble­ci­mien­to, que es la úni­ca en­tra­da que le que­da al téc­ni­co ya que, a cau­sa de las obras, el res­to de ac­ce­sos al edi­fi­cio es­tán clau­su­ra­dos. A par­tir de hoy y du­ran­te dos días la pre­sión so­bre el ho­tel se­rá ma­yor, pues Mes­si y el res­to de ju­ga­do­res el Ba­rça pue­den coin­ci­dir en el as­cen­sor con el exen­tre­na­dor cuan­do es­te sal­ga de la Sui­te Pre­si­den­cial, que es la que ocu­pa des­de ha­ce me­ses.

No obs­tan­te, a Mou­rin­ho no le da­rá de­ma­sia­do tiem­po pa­ra coin­ci­dir con el Ba­rça. De he­cho, ayer pa­só to­do el día en el Aon Trai­ning Com­plex de Ca­rring­ton, don­de em­pe­zó a pre­pa­rar el par­ti­do de Eu­ro­pa Lea­gue del pró­xi­mo jueves an­te el Fe­ner­bahçe en Es­tam­bul. Por la no­che, Mou­rin­ho acu­dió a una ce­na so­li­da­ria de UNICEF. Coin­ci­dió en la no­che de ayer con la plan­ti­lla del Ba­rça y tam­bién lo ha­rá hoy por­que has­ta el miér­co­les no via­ja­rá a Tur­quía. Sin du­da, es­tos días po­drán ver­se imá­ge­nes cu­rio­sas en los ascensores, pa­si­llos y en­tre­plan­tas. Ca­be re­cor­dar que Mou­rin­ho lle­va se­ma­nas elo­gian­do a Mes­si. “En cin­co años, to­dos llo­ra­re­mos cuan­do ten­ga 34 años”, di­jo en la pre­via del par­ti­do an­te el Burn­ley. Des­de su sa­li­da del Real Ma­drid, el por­tu­gués se ha de­di­ca­do a ala­bar al ar­gen­tino has­ta el ex­tre­mo, po­nién­do­lo in­clu­so por de­lan­te de Cris­tiano Ro­nal­do.

Luis Enrique fue cues­tio­na­do ayer por la ca­sua­li­dad. El as­tu­riano, que es­tu­vo a las ór­de­nes de Mou­rin­ho cuan­do es­te era ayu­dan­te de Van Gaal, re­mar­có que es un téc­ni­co al que va­lo­ra. “Y el sen­ti­mien­to es re­cí­pro­co”, apun­tó.

Ha­la­gos El por­tu­gués elo­gia a Mes­si: “Llo­ra­re­mos cuan­do ten­ga 34 años”

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.