Con­chi­ta, la gran ca­pi­ta­na

AS (Aragon) - - Más Deporte -

Con­chi­ta Mar­tí­nez va a te­ner la opor­tu­ni­dad de se­guir al fren­te del equi­po es­pa­ñol de Co­pa Da­vis; tam­bién, del de Co­pa Fe­de­ra­ción, que es la Da­vis en ver­sión fe­me­ni­na. Se lo me­re­ce. Con ella de ca­pi­ta­na, el te­nis mas­cu­lino se ha pa­ci­fi­ca­do. Mi­guel Díaz, pre­si­den­te de la Fe­de­ra­ción Es­pa­ño­la, su­ce­sor de Es­ca­ñue­la y hom­bre de po­cos pro­ta­go­nis­mos, ha vis­to que la co­sa mar­cha con Con­chi­ta y no en­cuen­tra la ne­ce­si­dad de cam­biar. Fe­rre­ro se ha pos­tu­la­do co­mo ca­pi­tán, y ten­drá su opor­tu­ni­dad. Se­gu­ro. Con­chi­ta no va a ser ca­pi­ta­na de por vi­da, y cuan­do de­je el car­go, qui­zá pa­ra ser di­rec­to­ra ge­ne­ral, de­por­ti­va, téc­ni­ca o lo que ella quie­ra, se­rá el mo­men­to de Fe­rre­ro. Aho­ra no es ne­ce­sa­rio el cam­bio. Los ju­ga­do­res acep­tan a Con­chi­ta, y eso ya es mu­cho. Que Na­dal por un la­do o Gar­bi­ñe por otro ha­yan mos­tra­do su con­for­mi­dad a acu­dir a las lla­ma­das de Con­chi­ta ga­ran­ti­za que se aca­ba­ron los líos. ¿Quién iba a de­cir que con ella iba a lle­gar el tan es­pe­ra­do pe­rio­do de es­ta­bi­li­dad en nues­tro te­nis? Y no se­rá por­que no ha­yan des­fi­la­do por la ca­pi­ta­nía gen­te de re­nom­bre: Emi­lio Sán­chez-Vi­ca­rio, Al­bert Cos­ta, Co­rret­ja, Mo­yá... has­ta que lle­gó Ga­la León, nom­bra­mien­to que fue con­si­de­ra­do una pro­vo­ca­ción. Con Sán­chez-Vi­ca­rio y con Cos­ta la co­sa re­sul­tó, pe­ro des­pués co­men­za­mos a caer en pi­ca­do. Aho­ra que con Con­chi­ta he­mos vuel­to a re­mon­tar el vue­lo, jus­to es que si­ga. Su ra­ti­fi­ca­ción ha de lle­gar pron­to. En fe­bre­ro es­pe­ran los croa­tas y las che­cas, en un año en el que hay pues­tas mu­chas es­pe­ran­zas.

NE­CE­SA­RIO EL CAM­BIO.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.