Don­gou res­ca­ta un pun­to pa­ra el Za­ra­go­za en el 88’

El Reus le dio la vuel­ta al gol de Án­gel y ro­zó la vic­to­ria

AS (Aragon) - - Real Zaragoza-reus - PE­DRO LUIS FERRER LA CRÓ­NI­CA

Un gol de opor­tu­nis­ta de Don­gou en el mi­nu­to 88 res­ca­tó un pun­to pa­ra el Real Za­ra­go­za fren­te a un Reus que acre­di­tó en La Ro­ma­re­da su fa­ma de equi­po re­ve­la­ción de la ca­te­go­ría. El ca­me­ru­nés re­apa­re­cía cua­tro me­ses des­pués del for­tí­si­mo es­guin­ce en la ro­di­lla que su­frió en la pre­tem­por­da y re­sul­tó pro­vi­den­cial pa­ra el equi­po ara­go­nés, al que el Reus, hay que de­cir­lo cla­ro, su­peró en mu­chas fa­ses del par­ti­do.

Ag­né pres­cin­dió al fi­nal de Bag­nack, blan­co de to­das las crí­ti­cas, y tras­la­dó a Jo­sé En­ri­que al cen­tro de la de­fen­sa, dan­do en­tra­da a Ca­sa­do en el la­te­ral iz­quier­do. Y el re­sul­ta­do fue pa­re­ci­do, por­que Ca­sa­do es un agu­je­ro en su cos­ta­do. Y por su agu­je­ro lle­ga­ron pre­ci­sa­men­te los dos goles de Folch, el me­jor ju­ga­dor de la no­che.

El Reus, va­lien­te y de­ci­di­do, le co­gió an­tes el aire al par­ti­do y ju­gó sin nin­gún com­ple­jo en La Ro­ma­re­da. Ni ri­fó nun­ca el ba­lón ni hi­zo con­ce­sio­nes. Na­da que pu­die­ra sor­pren­der, por­que el equi­po de Nat­xo Gon­zá­lez es el se­gun­do me­jor vi­si­tan­te de la ca­te­go­ría y ha­ce las ma­le­tas ca­da quin­ce días sin nin­gún mie­do.

Al Za­ra­go­za, igual que el día del Mi­ran­dés, le cos­tó en­trar en ha­ri­na. Za­pa­ter y Ja­vi Ros, de­ma­sia­do pre­vi­si­bles, ape­nas pro­du­je­ron fút­bol y el ri­val, con la lec­ción apren­di­da, se es­for­zó a to­da cos­ta por pro­te­ger­se del ta­len­to de Ca­ni y Lan­za­ro­te. En la pri­me­ra me­dia ho­ra, en la que el ba­lón ca­si siem­pre lo tu­vo el Reus, el ca­pí­tu­lo ofen­si­vo del Za­ra­go­za se re­du­jo a un ti­ro de Ca­ni des­de fue­ra del área (18’) y a un gol­pe fran­co di­rec­to de Lan­za­ro­te que Ed­gar Ba­día des­pe­jó con al­gún apu­ro (27’).

Pe­ro ya se sa­be que a Lan­za­ro­te, co­mo a Ca­ni, no se le pue­de ha­cer con­ce­sio­nes, y el por­te­ro del Reus se equi­vo­có cuan­do el Za­ra­go­za más lo ne­ce­si­ta­ba. Ba­día sa­lió a des­pe­jar fue­ra del área y le pu­so el ba­lón a los pies de Lan­za­ro­te; és­te, sin pen­sar­lo un se­gun­do, le res­pon­dió con una va­se­li­na des­de 30 me­tros que a du­ras pe­nas sa­có ba­jo pa­los de ca­be­za el cen­tral Atien­za y que le sir­vió a Án­gel en ban­de­ja el 1-0 en el mi­nu­to 35.

En el fút­bol los erro­res se pa­gan muy ca­ros y el Za­ra­go­za, con po­cos mé­ri­tos, se re­ti­ró al des­can­so con una ven­ta­ja que pa­re­ció cam­biar el rum­bo del par­ti­do. Pe­ro ya ha que­da­do di­cho que al res­ca­te del Reus sa­lió muy pron­to Ca­sa­do, blan­di­to a más no po­der, lo que apro­ve­chó Be­ni­to, es­plén­di­do en to­da la no­che, en los mi­nu­tos 59 y 82 pa­ra ser­vir­le a Folch, siem­pre ga­na­dor en sus due­los con Za­pa­ter, los dos goles de su equi­po.

Por suer­te pa­ra el Za­ra­go­za, Don­gou lle­gó a tiem­po de evi­tar un desas­tre de ma­yo­res pro­por­cio­nes.

PRO­VI­DEN­CIAL. Don­gou re­ma­ta a gol un des­pe­je de Ed­gar Ba­día. El ca­me­ru­nés sal­vó un pun­to pa­ra el Za­ra­go­za na­da más sa­lir al cam­po.

DE­POR­TI­VI­DAD. El sa­lu­do en­tre Nat­xo Gon­zá­lez y Raúl Ag­né.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.