El mo­to­cho­rro de Nue­ve Rei­nas, sin Dakar

AS (Las Palmas) - - DAKAR 2016 - POR HÉC­TOR MAR­TÍ­NEZ

Ir­se a Bue­nos Ai­res es co­mo ba­jar a la -2. Des­de Ma­drid, unos 10.000 ki­ló­me­tros rum­bo al he­mis­fe­rio sur, allí don­de ha­bi­ta el Dakar. Un vue­lo de ca­si tre­ce ho­ras que, uni­do al pro­to­co­lo adua­ne­ro, al pe­re­gri­na­je has­ta Tec­nó­po­lis (zo­na de con­gre­sos en los su­bur­bios de Ca­pi­tal Fe­de­ral) y las ho­ras de pa­pe­leo (acre­di­ta­cio­nes, ve­ri­fi­ca­cio­nes ad­mi­nis­tra­ti­vas, che­queos in­for­má­ti­cos...) ha­cen que a es­tas ho­ras, en el día 2 de es­ta aven­tu­ra, ya sien­ta la enor­me bol­sa de de­por­te, la mo­chi­la de es­pal­da y la tien­da de cam­pa­ña co­mo apén­di­ces de mi cuer­po. Así se­rá has­ta el 16 de enero. Tan le­jos es­tá Bue­nos Ai­res... Y tan cer­ca lo te­nía Gus­ta­vo Bas­si, for­za­do a de­cir adiós al Dakar an­tes in­clu­so de em­pe­zar­lo. Cuan­do vol­vía de Arre­ci­fes (lu­gar en el que arran­ca el raid con un pró­lo­go), su­frió un ac­ci­den­te que le pro­vo­có frac­tu­ra de fé­mur. A Gus­ta­vo lo co­no­cen co­mo el pi­lo­to de Per­ga­mino, al ser esa lo­ca­li­dad bo­nae­ren­se don­de na­ció y ha­cia la que se di­ri­gía an­tes de su­frir el ac­ci­den­te. Un pi­lo­to que tra­ba­ja co­mo do­ble en ac­cio­nes de ries­go. Pa­ra mues­tra, un bo­tón: ¿Re­cuer­dan aquel ti­po que ro­ba des­de una mo­to a Ri­car­do Da­rín las famosas es­tam­pi­llas en ‘Nue­ve rei­nas’?. Pues ese. Ha­cía de mo­to­cho­rro, co­mo aquí se co­no­ce a los del ti­rón so­bre rue­das. Dic­cio­dia­rio: Al man­go. Al má­xi­mo. Así es co­mo ha­brá que afron­tar la pri­me­ra se­ma­na de ca­rre­ra, que mu­chos pre­vén muy del per­fil del Mun­dial de rallys. La ca­rre­ra tran­si­ta­rá por ca­mi­nos, te­rre­nos en­re­ve­sa­dos en los que el Mi­ni, por ejem­plo, se cre­ce.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.