Vic­to­ria te­ra­péu­ti­ca del Ma­drid con 107 pun­tos

La afi­ción ova­cio­nó a un gran KC Ri­vers Willy vol­vió a ju­gar

AS (Las Palmas) - - BA-LON-CES-TO - RI­CAR­DO GON­ZÁ­LEZ

Jornada de tre­gua pa­ra un Ma­drid que su­ma­ba ya 63 pun­tos al des­can­so fren­te a un Ba­lon­ces­to Se­vi­lla que flo­jeó en de­fen­sa. Los de Ca­si­mi­ro se apun­ta­ron en la se­gun­da par­te al fes­ti­val ano­ta­dor. Ri­vers y Bal­vin , los me­jo­res. Des­ta­ca­ron Ser­gio y Ca­rroll .

Hay par­ti­dos que des­gas­tan, que se aga­rran a la es­pal­da como una lo­sa con ten­tácu­los, y hay due­los te­ra­péu­ti­cos. De los que ali­vian al pa­cien­te. Uno así ne­ce­si­ta­ba el Real Ma­drid pa­ra re­fres­car la men­te y ejer­ci­tar las pier­nas sin so­bre­car­gas. Da igual que no sir­vie­ra pa­ra cu­rar do­len­cias ni pa­ra sa­car na­da en cla­ro, so­lo pa­ra arran­car la hoja del ca­len­da­rio con una son­ri­sa. La de KC Ri­vers, por ejem­plo, ova­cio­na­do en el úl­ti­mo cuar­to tras una enor­me ac­tua­ción. Como la que fi rmó en Mos­cú. Ti­ro, bo­te, uno con­tra uno, vi­sión, de­fen­sa... Una jo­ya que ade­más sien­te el club.

De­cía­mos que fue un do­min­go de pa­seo en bi­ci­cle­ta fren­te a un Ba­lon­ces­to Se­vi­lla al­go ma­dre atrás, que fa­ci­li­tó que el Real se dis­pa­ra­se has­ta los 107 pun­tos. Pa­ra em­pe­zar, La­so le­van­tó el cas­ti­go a Willy Her­nan­gó­mez des­pués de te­ner­le tres par­ti­dos sin ju­gar por su ma­la de­fen­sa en el Clá­si­co. Sa­lió de ti­tu­lar jun­to a Thomp­kins (da­do de al­ta en lu­gar de Ayón) y vi­vió de cer­ca la ex­hi­bi­ción del gi­gan­te Bal­vin en el blo­queo y con­ti­nua­ción. Has­ta sie­te ma­tes fir­mó el che­co. So­lo al­gu­nos atri­bui­bles a Willy, el res­to pón­gan­los en el de­be de una de­fen­sa pen­dien­te del pe­rí­me­tro que de­jó en 0 de 8 en tri­ples al ri­val en el des­can­so y que sa­cri­fi caba las ayu­das del la­do con­tra­rio al ba­lón.

Peor es­tu­vo Thomp­kins, al que Nach­bar car­gó de fal­tas y le sa­có de la ac­ción. Su de­pó­si­to de con­fi an­za no es­tá ya ni en la re­ser­va. Ago­ta­do has­ta nue­vo re­pos­ta­je en tiem­pos de es­ca­sez de com­bus­ti­ble. Opor­tu­ni­dad tam­bién pa­ra Ndour, que de­jó al­gún de­ta­lle de mo­vi­li­dad. No mu­cho más. Y ti­món pa­ra Don­cic. Bien en ca­si to­do, me­nos en las pér­di­das (6).

Ri­vers (11 tan­tos en el pri­mer cuar­to) y Ma­ciu­lis se infl aron a ano­tar de sa­li­da y Ser­gio a pa­sar (10 asis­ten­cias). Lue­go, Ca­rroll to­mó el re­le­vo go­lea­dor . La in­cer­ti­dum­bre no cru­zó la ra­ya del mi­nu­to 8: 25-10. Tal era el acier­to blan­co (13 de 18 de dos y 8 de 11 de tres) que tras dos cuar­tos so­lo ha­bía­mos vis­to ocho re­cha­ces en el aro vi­si­tan­te. Ocho re­bo­tes de los que el Ma­drid atra­pó cin­co. To­do di­cho.

La­so ace­le­ró su ro­ta­ción (9 ju­ga­do­res en pis­ta en 9 mi­nu­tos) y los de Ca­si­mi­ro se su­ma­ron a la fi es­ta en­ces­ta­do­ra en la se­gun­da par­te con el ta­len­to­so Mil­je­no­vic igua­lan­do en pa­ses de ca­nas­ta al Cha­cho . Res­ca­ta­ron un triun­fo par­cial (44-47) en la pa­li­za blan­ca.

BÁL­SA­MO. Ma­ciu­lis lu­cha por sal­var el ba­lón an­te Hen­ton. Nach­bar, Willy, que vol­vió a ju­gar, y Bam­forth ob­ser­van la ju­ga­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.