Un Ba­rça ne­gro ca­si os­cu­ro

AS (Las Palmas) - - MÁLAGA-BARCELONA - JUAN CRUZ

La ex­ce­len­te pe­lí­cu­la de Sán­chez Aré­va­lo alu­de al azul os­cu­ro ca­si ne­gro de los tra­jes. El tra­je del Ba­rça ayer tar­de en Má­la­ga pa­só del bri­llan­te rojo y ama­ri­llo de Mu­nir, que mar­có na­da más des­per­tar­se el equi­po de la sies­ta, al os­cu­ro ne­grí­si­mo que fue to­da la pri­me­ra par­te. Lue­go se re­pu­so, man­tu­vo sus la­gu­nas, pe­ro en la os­cu­ri­dad de su re­cu­pe­ra­ción dis­pu­so de la luz de Mes­si, que ce­le­bró con su ilus­tre can­de­la­bro la fal­ta to­tal de ilu­mi­na­ción que ex­hi­bió el equi­po en to­das sus lí­neas. Se sal­va­ron Bra­vo y Mes­si, aquel por­que im­pi­dió que el Ba­rça se que­da­ra en el me­re­ci­do em­pa­te del Má­la­ga, y és­te por­que mar­có un gol de chi­le­na que de­be po­ner en su vi­tri­na.

El Má­la­ga fue su­pe­rior en la pri­me­ra par­te, cla­ra­men­te; cuan­do Mu­nir se le­van­tó de la sies­ta, el co­lor del sue­ño se con­vir­tió en as­pec­to de la pe­sa­di­lla, que si­guió ca­si has­ta el fi­nal, cuan­do el Ba­rça re­cu­pe­ró pul­sos vo­lun­ta­rio­sos que le die­ron la dig­ni­dad fut­bo­lís­ti­ca que de­sa­pa­re­ció en el in­ter­regno. Des­de el 1-2 vi­ví la in­cer­ti­dum­bre del re­sul­ta­do con la ra­bia de un cu­lé (como Jor­di Mar­tí, que lo di­jo en Ca­rru­sel): que es­te equi­po que tan­to rit­mo ex­hi­be se pa­se el úl­ti­mo ra­to desean­do que pa­sen los mi­nu­tos abre in­te­rro­gan­tes. Una es: ¿es por­que no es­ta­ba Ney­mar? Es­ta­ba Mes­si. A él se le de­be el bál­sa­mo. Mes­si es mu­cho has­ta dor­mi­do. Me­nos mal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.