Un úni­co obs­tácu­lo: el cés­ped

Es ar­ti­fi­cial. En Mol­de con un 3-0

AS (Las Palmas) - - EUROPA LEAGUE - —J. JIMÉNEZ

A 3.000 ki­ló­me­tros, y con un par­ti­do pre­sun­ta­men­te con­for­ta­ble a la vis­ta, el Se­vi­lla se plan­tó ayer en No­rue­ga con un par de ob­je­ti­vos: ce­rrar una cla­si­fi­ca­ción pa­ra oc­ta­vos que pa­re­ce bien en­ca­rri­la­da (3-0 en la ida) y en­con­trar en Mol­de oxí­geno pa­ra el tra­mo fi­nal del cam­peo­na­to. De­be an­dar Emery en un de­ba­te in­terno com­ple­jo: a ocho pun­tos de la Cham­pions y en vís­pe­ras del Camp Nou, el cuar­to pues­to pa­re­ce otra vez un ob­je­ti­vo le­jano. Al tiem­po, sin em­bar­go, po­dría re­sul­tar un error aban­do­nar­se en la Li­ga y per­der el hi­lo.

El Mol­de ape­nas tie­ne es­pe­ran­zas. Solsk­jaer, su téc­ni­co, ya anun­ció en el Piz­juán que “lo más pro­ba­ble” era que el Se­vi­lla ga­na­se en la vuel­ta tam­bién. Se es­pe­ran cam­bios de Emery, em­pe­zan­do por la por­te­ría (So­ria por el otra vez dis­cu­ti­do Ri­co). Y aca­ban­do por la de­lan­te­ra, don­de po­dría vol­ver Llo­ren­te, que ma­ña­na cum­ple 31 años.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.