Iniesta se va a Chi­na

La se­ma­na pa­sa­da ce­rró su sa­li­da Fir­ma­rá por tres tem­po­ra­das y allí or­ga­ni­za­rá cam­pus y le com­pran la producción de su bo­de­ga

As - - Tema Del Día - MOI­SÉS LLO­RENS BAR­CE­LO­NA

Tras 16 tem­po­ra­das en el pri­mer equi­po del Ba­rça, An­drés Iniesta ha de­ci­di­do de­jar el Camp Nou pa­ra se­guir su ca­rre­ra pro­fe­sio­nal en Chi­na. Las dudas so­bre su pro­ta­go­nis­mo so­bre el cés­ped y la im­por­tan­te ofer­ta eco­nó­mi­ca re­ci­bi­da (cerca de 13 mi­llo­nes ne­tos por ca­da uno de los tres años pac­ta­dos) ha­cen que el man­che­go die­se el vis­to bueno a no ca­pi­ta­near más al Ba­rça.

La se­ma­na pa­sa­da no fue la me­jor en la vi­da pro­fe­sio­nal de Iniesta. El fut­bo­lis­ta man­che­go vi­vió una du­ra eli­mi­na­ción en Cham­pions Lea­gue tras un par­ti­do muy flo­jo a ni­vel per­so­nal y co­lec­ti­vo en Ro­ma. Se le vio fas­ti­dia­do por lo ocu­rri­do, aun­que fue de los po­cos (con Bus­quets) que dio la ca­ra an­te los me­dios tras el cho­que. Can­te­rano del Ba­rça, el me­dio que­ría la Cham­pions pa­ra ru­bri­car una sa­li­da inmaculada del Camp Nou, aun­que de­be­rá pe­lear aho­ra por fir­mar otro do­ble­te.

Pe­ro mien­tras el Ba­rça caía en la má­xi­ma com­pe­ti­ción eu­ro­pea, el in­ter­na­cio­nal tu­vo otro frente abier­to la se­ma­na pa­sa­da. Es­tu­vo Iniesta pen­dien­te de to­do lo que su­ce­día en Bar­ce­lo­na, don­de sus abo­ga­dos y re­pre­sen­tan­tes ce­rra­ban su sa­li­da a Chi­na el pró­xi­mo 30 de ju­nio, al­go que en la plan­ta no­ble del Camp Nou ya sa­ben, así co­mo en el ves­tua­rio del pri­mer equi­po. Que lo anun­cie tras la fi­nal de Co­pa es lo evi­den­te: tie­ne de mar­gen has­ta el día 30 pa­ra ha­cer­lo, por lo que las ho­jas del ca­len­da­rio van ca­yen­do

La cláu­su­la El acuer­do ins­ta a man­te­ner si­len­cio so­bre el des­tino fi­nal

Se­cre­to. Na­die quiere des­ve­lar (o muy po­cos sa­ben) qué equi­po es el que se lle­va­rá a Iniesta pa­ra las tres pró­xi­mas tem­po­ra­das. El en­torno del fut­bo­lis­ta ca­lla ar­gu­men­tan­do “cláu­su­las de con­fi­den­cia­li­dad” en el con­tra­to. Has­ta cua­tro clu­bes pre­sen­ta­ron ofer­tas muy serias al ju­ga­dor, que se de­can­tó por una “que col­ma to­das las as­pi­ra­cio­nes del fut­bo­lis­ta”. Iniesta fir­ma­rá por tres años pa­ra ser una de las es­tre­llas de la Su­per­li­ga chi­na y mien­tras allí se de­di­que a ju­gar, su es­truc­tu­ra em­pre­sa­rial se en­car­ga­rá de or­ga­ni­zar cam­pus de fút­bol pa­ra ni­ños, ex­pan­dien­do su ima­gen y la del club pa­ra el que tra­ba­je.

Ade­más, la en­ti­dad que lo con­tra­te, se que­da­rá por una dé­ca­da la producción de bo­te­llas que pro­duz­can la bo­de­ga que Iniesta tie­ne en Fuen­teal­bi­lla. En Chi­na es­tán in­tere­sa­dos sa­tis­fa­cer al in­ter­na­cio­nal en to­do lo que so­li­ci­te; se­rá la gran es­tre­lla de la Su­per­li­ga.

Su ima­gen Va más allá de un ju­ga­dor de fút­bol y le dan to­do lo so­li­ci­ta­do

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.