Sau­ber F1 Team

Auto Bild extra F1 - - SUMARIO -

El equi­po del in­com­bus­ti­ble Pe­ter Sau­ber fue otra de las gran­des víc­ti­mas de la en­tra­da en vi­gor de los mo­to­res V6 tur­bo. En años an­te­rio­res (por ha­blar del pa­sa­do más re­cien­te) ha­bían te­ni­do cier­tos mo­men­tos de bri­llan­tez, de he­cho, en 2012 lo­gra­ron in­cor­po­rar los es­ca­pes con efec­to Coan­da pa­ra su mo­tor Fe­rra­ri in­clu­so an­tes que la pro­pia es­cu­de­ría ita­lia­na. Ha­cien­do uso de las mag­ní­fi­cas ins­ta­la­cio­nes que BMW de­jó mon­ta­das en Hin­will des­pués de ha­ber com­pra­do y ven­di­do el equi­po, Sau­ber siem­pre ha­bía des­ta­ca­do por di­se­ños co­rrec­tos y de pre­su­mir de al­gu­nas (po­cas) so­lu­cio­nes in­tere­san­tes pa­ra tra­tar­se de un equi­po mo­des­to. Sin em­bar­go, no con­si­guie­ron en­ten­der­se con el mo­no­pla­za ni con el mo­tor ita­liano en to­da la tem­po­ra­da. El co­che fue uno de los peo­res de la pa­rri­lla de lar­go y du­ran­te to­do el año. No se pu­do ver ni un so­lo atis­bo de me­jo­ra en las 19 ca­rre­ras del ca­len­da­rio y, cuan­do se re­vi­san sus nú­me­ros, so­lo se sal­va el sor­pren­den­te no­veno pues­to de Adrian Su­til en la cla­si­fi­ca­ción de Es­ta­dos Uni­dos (des­pués aban­do­nó en ca­rre­ra por ac­ci­den­te). El res­to es una co­lec­ción de ave­rías, ac­ci­den­tes y pe­na­li­za­cio­nes que re­su­men un ca­tas­tró­fi­co año pa­ra la es­cu­de­ría en la que los pro­ble­mas en pis­ta tam­bién tu­vie­ron su ré­pli­ca de puer­tas pa­ra aden­tro. Por­que, azo­ta­dos

por la pe­lia­gu­da si­tua­ción eco­nó­mi­ca de la ma­yo­ría, se du­dó en mu­chos mo­men­tos de su con­ti­nui­dad en la ca­te­go­ría. Y aun­que to­do es­to es com­pli­ca­do de con­tras­tar, de­ter­mi­na­das es­ca­ra­mu­zas, co­mo las que tu­vie­ron con el pi­lo­to ru­so de WSR, Ser­gey Si­rot­kin y sus fa­mo­sos me­ce­nas (cu­yo di­ne­ro pa­re­ce que nun­ca ter­mi­nó de apa­re­cer), de­mues­tran que las co­sas es­ta­ban bas­tan­te de­li­ca­das en el te­ma fi­nan­cie­ro. Pa­ra col­mo, es­te año han re­es­truc­tu­ra­do el equi­po con dos nue­vos pi­lo­tos (Gu­tié­rrez se fue a Fe­rra­ri y el con­tra­to de Su­til fue res­cin­di­do) con la es­pe­ran­za de le­van­tar el vue­lo, pe­ro pa­re­ce que las co­sas, le­jos de arre­glar­se, se han com­pli­ca­do aún más.

El que fue­ra pi­lo­to re­ser­va en 2014, el ho­lan­dés Gie­do van der Gar­de, te­nía fir­ma­do en su con­tra­to que, en 2015, ten­dría uno de los asien­tos ofi­cia­les re­ser­va­do. Pe­ro ha lle­ga­do el ini­cio de la tem­po­ra­da y los dos mo­no­pla­zas tie­nen due­ño con pi­lo­tos que han apor­ta­do más di­ne­ro. Van der Gar­de no ha re­nun­cia­do a la pro­me­sa y ha lle­va­do al equi­po a los tri­bu­na­les. La Cor­te Su­pre­ma de Vic­to­ria (Aus­tra­lia) re­cha­zó el re­cur­so in­ter­pues­to por la es­cu­de­ría y dio la ra­zón al pi­lo­to, que exi­ge su pla­za con la ley en la mano. La si­tua­ción en es­te ini­cio de tem­po­ra­da no pu­do ser más tur­bu­len­ta pa­ra la es­cu­de­ría con el pro­pio Van der Gar­de ves­ti­do pa­ra co­rrer en el box y los pi­lo­tos ti­tu­la­res sin ba­jar­se del mo­no­pla­za pa­ra que es­te no que­da­ra téc­ni­ca­men­te li­bre y que fue­se ocu­pa­do por el ho­lan­dés. En­tre tan­to, hu­bo ru­mo­res de una po­si­ble de­ten­ción de al­gu­nos de los res­pon­sa­bles del equi­po si no lle­ga­ban a aca­tar la sen­ten­cia del juz­ga­do, co­mo fue el ca­so de la di­rec­to­ra Mo­nis­ha Kal­ten­born. Al final, es­te pri­mer mo­men­to de ten­sión se li­bró con un acuer­do por am­bas par­tes pa­ra in­ten­tar re­sol­ver el pro­ble­ma en los días pos­te­rio­res a la pri­me­ra ca­rre­ra. Mal asun­to pa­ra em­pe­zar un año cen­tra­dos en re­cu­pe­rar­se en lo de­por­ti­vo, aun­que dan cla­ras se­ña­les de que han si­do uno de los equi­pos que más han me­jo­ra­do des­de 2014.

Aun­que es­té­ti­ca­men­te ha­ya si­do uno de los que me­nos ha gus­ta­do des­de su pre­sen­ta­ción, lo cier­to es que el nue­vo Sau­ber pa­re­ce un co­che mu­cho me­jor que su pre­de­ce­sor en to­das las áreas Han es­ta­do sor­pren­den­te­men­te bien du­ran­te la pretemporada, sa­can­do muy buen par­ti­do del re­no­va­do mo­tor Fe­rra­ri. Pa­re­ce que se re­cu­pe­ran

Han uti­li­za­do su pro­pia in­ter­pre­ta­ción del mo­rro en pun­ta con la nue­va nor­ma­ti­va de 2015 (la par­te final del mo­rro de­be ser más ba­ja y se han su­pri­mi­do los dis­cu­ti­dos `pi­cos' de 2014). El res­to del con­jun­tos ae­ro­di­ná­mi­co, sin ser muy in­no­va­dor, pa­re­ce lo su­fi­cien­te­men­te co­rrec­to pa­ra que el co­che no sea tan ma­lo co­mo lo fue el an­te­rior. En Sau­ber tie­nen un mag­ní­fi­co tú­nel de vien­to del que sa­ben sa­car par­ti­do Raf­fae­lle Mar­cie­llo, jo­ven sui­zo de la can­te­ra de Fe­rra­ri, se in­cor­po­ra al equi­po co­mo pi­lo­to de de­sa­rro­llo pa­ra es­ta tem­po­ra­da

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.